¿Manejar una empresa social es tan imposible?

Manejar una empresa social no es tan complicado. ¿Por qué solo 19% de los líderes de negocios se sienten capaces de manejar una?

¿Qué es una empresa social?

Una empresa social es una organización cuya misión combina el crecimiento de los ingresos y la obtención de beneficios con la necesidad de respetar y apoyar su entorno y a sus stakeholders.

Es una organización que asume su responsabilidad de ser un buen ciudadano (tanto dentro como fuera de la organización), actuando como un modelo a seguir para sus pares y promoviendo un alto grado de colaboración en todos los niveles de la organización.

Esto incluye escuchar, invertir y administrar activamente las tendencias que están configurando el mundo de hoy. Hoy, el impacto en la sociedad es la característica No. 1 para evaluar si una empresa es exitosa, de acuerdo a Deloitte.

Este reporte afirma que solo 19% de los líderes de negocios se sienten capaces de manejar una empresa social

Este reporte afirma que solo 19% de los líderes de negocios se sienten capaces de manejar una empresa social

En su informe «2019 Global Human Capital Trends», «Liderando la empresa social: Reinventándola con un enfoque humano», Deloitte analiza formas en que las empresas pueden reinventarse en una escala amplia, que incluye interactuar, motivar y personalizar experiencias con la fuerza laboral para ayudar a construir identidad y significado para los empleados.

Completado por casi 10 mil encuestados en 119 países, el noveno informe anual de Tendencias de Capital Humano Global de Deloitte es la encuesta más grande de su tipo.

En el informe, los encuestados dijeron que el papel de la empresa social es más importante que nunca y señalaron un vínculo positivo entre liderar la empresa social y el desempeño financiero de una organización.

Este reporte afirma que solo 19% de los líderes de negocios se sienten capaces de manejar una empresa social - importancia vs estar preparados

De hecho, el 73 por ciento de las empresas sociales líderes en la industria esperan un crecimiento empresarial más sólido en 2019 que en 2018, en comparación con solo el 55 por ciento de las que ser empresa social no es una prioridad.

Hoy, más de 4 de cada 10 (44 por ciento) de los encuestados dijeron que los problemas de las empresas sociales son más importantes para su organización de lo que eran hace tres años, y el 56 por ciento espera que sean aún más importantes dentro de tres años.

«Hay mucha discusión sobre el propósito y aunque estoy de acuerdo en que es importante, lo que falta para muchas empresas es el enfoque en el individuo y los desafíos diarios que enfrentan los empleados», dijo Erica Volini, directora de Deloitte Consulting LLP, líder de capital humano en los Estados Unidos.

“La realidad es que, si bien la tecnología ayuda a las empresas a obtener una ventaja competitiva, si no se administra adecuadamente, puede significar que los empleados pierdan su identidad en el lugar de trabajo. Las empresas deben reinventar su enfoque del capital humano con el empleado en mente para crear oportunidades para el aprendizaje continuo, el desarrollo acelerado y el crecimiento profesional y personal».

3 enfoques para reinventar la empresa social

Estos son los puntos en los que las empresas se deben enfocar para ser empresa social:

1. El futuro de la fuerza laboral

A medida que las empresas buscan liderar efectivamente la empresa social, deben adaptarse al trabajo de reestructuración de las fuerzas y las implicaciones para la fuerza laboral, tanto en composición como en capacidad, al tiempo que incorporan una experiencia significativa para los colaboradores.

Este enfoque en la fuerza laboral se produce porque más del 86 por ciento de los encuestados mencionaron que reinventaron la manera en que las personas aprenden como importante o muy importante: la tendencia número 1 para 2019.

Las organizaciones líderes están potenciando la necesidad de las personas de desarrollar habilidades continuamente invirtiendo en nuevas herramientas el aprendizaje no solo en el flujo del trabajo, sino también en el flujo de la vida.

Con la necesidad de mantener carreras de 50 a 60 años como parte de una vida de 100 años, el aprendizaje a lo largo de toda la vida ha evolucionado desde una cuestión de progreso profesional hasta la supervivencia en el lugar de trabajo.

Sin embargo, solo el 10 por ciento de los encuestados dijo que sus empresas están «muy preparadas» para abordar este tema.

2. El futuro de las empresas

En la era de la empresa social, las organizaciones están siendo desafiadas a mejorar la experiencia de los empleados.

Principios para manejar empresa social

Solo el 49 por ciento de los encuestados cree que los empleados están satisfechos o muy satisfechos con el diseño de su trabajo y solo el 42 por ciento pensaba que los trabajadores estaban satisfechos o muy satisfechos con las prácticas laborales diarias.

Solo el 38 por ciento de los encuestados dijeron que estaban satisfechos o muy satisfechos con las herramientas y la tecnología actual relacionadas con el trabajo.

Finalmente, solo el 38 por ciento de los encuestados pensaron que tenían suficiente autonomía en sus trabajos para tomar buenas decisiones, proporcionando evidencia adicional de que se requiere una reinvención significativa.

«En los últimos cinco años, los problemas relacionados con la productividad, el bienestar, el exceso de trabajo y el agotamiento han crecido», dijo Jeff Schwartz, de Deloitte.

«Como resultado, las organizaciones deben pasar de la experiencia tradicional de los empleados a una nueva categoría que se llama experiencia humana, donde las relaciones son duraderas, el aprendizaje es continuo y el trabajo tiene un sentido centrado en la identidad humana».

Crear esta experiencia humana requiere un tipo diferente de líder.

El ochenta y uno por ciento de los encuestados cree que los líderes del siglo XXI enfrentan desafíos y requisitos únicos, lo que hace que sea crítico para las organizaciones extender los canales de liderazgo para encontrar y formar líderes dentro de la empresa.

3. El futuro de recursos humanos

La importancia de movilidad interna del talento en las empresas se ha convertido en algo primordial.

Ser importante y estar preparado es muy diferente cuando se trata de manejar una empresa social

En 2019, tres cuartas partes (76 por ciento) de los encuestados creen que las nuevas herramientas y modelos para las carreras y la movilidad interna son importantes o muy importantes.

Pero a pesar de invertir millones en tecnología de recursos humanos, el 65 por ciento de los encuestados informa que esta tecnología es inadecuada o justa para lograr sus objetivos generales.

Con los nuevos enfoques de talento, la forma en que muchas organizaciones compensan y recompensan a los trabajadores ha quedado obsoleta.

Solo el 11 por ciento de los encuestados siente que sus sistemas de recompensas están alineados con sus objetivos y casi una cuarta parte (23 por ciento) sienten que no saben qué recompensas valoran los empleados.

Acerca del autor

Daniela Lazovska