Incendios, inundaciones, sequías, tormentas y calor extremo. ¿Estamos preparados para desastres relacionados con el cambio climático?

Incendios, inundaciones, sequías, tormentas, vientos y calor extremo son cada vez más severos. Todo eso lleva a planes de emergencia vs cambio climático.

En los últimos días, la calidad del aire en la Ciudad de México y otros estados se ha visto afectada por incendios en la región centro y sur del país.

En los últimos días, la calidad del aire en la Ciudad de México y otros estados se ha visto afectada por incendios en la región centro y sur del país.

De acuerdo con la Comisión Nacional Forestal (CONAFOR) y las áreas de protección civil de las entidades, entre el 9 y 13 de mayo se han registrado 130 incendios en el Estado de México, 66 en la Ciudad de México y más de 112 en Hidalgo y 87 en Morelos.

Planes de emergencia vs cambio climático - incendios en MX

Los funcionarios de la Ciudad de México han declarado el estado de emergencia y están instando a las personas a permanecer en lugares cerrados, ya que los niveles de contaminación se disparan muy por encima de lo que se considera saludable para la exposición humana.

Las concentraciones de PM2.5 (partículas pequeñas producidas durante cualquier combustión, como la quema de árboles y plantas durante los incendios) alcanzaron los 158 microgramos por metro cúbico el 14 de mayo.

Antonio Mediavilla, director de proyectos del Centro Mario Molina, para lopezdoriga.com señaló que la contaminación que se registra en el Valle de México los últimos días, y que ha obligado a una contingencia ambiental extraordinaria, es como si “estuviéramos fumando entre 7 y 8 cigarros“.

Los valores máximos del Índice de Calidad del Aire de este contaminante en la ZMVM han sido los siguientes:

Los valores máximos del Índice de Calidad del Aire de este contaminante en la ZMVM han sido los siguientes:

Planes de emergencia vs cambio climático en la CDMX

Medidas para proteger la salud de la población

  • Evitar actividades al aire libre, tales como ejercicio intenso, lo cual incrementa la dosis de contaminantes inhalados.
  • Evitar la realización de actividades cívicas, culturales, deportivas y de recreo al aire libre, en particular en centros escolares.
  • Hidratarse continuamente, al menos 1.5 litros de agua al día.
  • Evitar el uso de lentes de contacto.
  • Acudir al médico en caso de sentir molestias.
  • En caso de contar con aire acondicionado, utilizarlo en modo de «recirculación».
  • Se recomienda no fumar.
  • Facilitar el trabajo desde casa, especialmente para trabajadores que forman parte de los grupos sensibles.
  • En el caso de hogares cercanos a las zonas de incendio, donde el humo sea denso, colocar toallas húmedas en las zonas por donde pueda introducirse a las habitaciones (ranuras de puertas y ventanas). Si es posible, retirarse del área.
  • En caso de encontrar cenizas provocadas por los incendios, evite el contacto con ellas, no permitas que los niños y las mascotas entren en contacto, impida el contacto de las cenizas con su piel; si necesitas barrerlas del piso u otras superficies, humedézcalas ligeramente y no permitas que se suspendan de nuevo en el aire.
  • Se recomienda posponer los eventos deportivos hasta que mejoren las condiciones de calidad del aire.

Planes de emergencia vs cambio climático en Toluca y Puebla

El valle de Toluca enfrenta por primera vez en su historia, medidas preventivas para evitar los efectos de la contaminación atmosférica en la salud de las personas, que incluyen la recomendación a no realizar actividades intensivas al aire libre.

La Comisión Ambiental de la Megalópolis (Came) activó la Contingencia Ambiental Extraordinaria en el Valle de México, tras registrarse 160 puntos de Partículas Menores (PM 2.5) en estaciones de monitoreo de calidad del aire.

Por primera vez en la historia, el gobierno de Puebla activó la Fase 1 de Contingencia Ambiental por una alta concentración de contaminantes PM10, que superaron los 152 puntos en una de las estaciones de seguimiento.

Pero eso no es todo.

De acuerdo con el Sistema Nacional de Calidad del Aire (Sinaica), tres estaciones de monitoreo registraron un incremento en sus niveles de partículas PM10 y PM2.5 durante lo que va de la semana, por lo que el gobierno estatal procedió a declarar ayer la activación de la Contingencia debido a la

Planes de emergencia vs cambio climático en Reino Unido

El Reino Unido es la primera nación en declarar oficialmente un estado de emergencia climática. Muchos otros seguro seguirán su ejemplo.

«No se puede resolver una emergencia sin tratarla como una emergencia».

Estas son las palabras de la joven activista Greta Thunberg, y su mensaje simple y directo resonó claramente cuando, el 1 de mayo, el Parlamento del Reino Unido declaró una emergencia ambiental y climática, convirtiéndose en el primer país del mundo en hacerlo.

¿Qué es una emergencia climática?

En este sentido, la emergencia climática es un estado y un concepto completamente nuevo.

Puede ser declarado por una autoridad, como un gobierno o un consejo municipal local, pero aún es difícil establecer pautas generales sobre la manera en que tal declaración se puede aplicar concretamente.

Planes de emergencia vs cambio climático en Canadá

A medida que los niveles de agua continuaron subiendo a lo largo del río Ottawa a fines de abril, la capital se convirtió en una de las últimas ciudades canadienses en declarar emergencia climática.

Los impactos ahora son cada vez más visibles en Canadá y en todo el mundo. Incendios, inundaciones, sequías, tormentas, vientos y calor extremo son cada vez más severos.

Solo en Ontario, las pérdidas aseguradas por eventos climáticos extremos excedieron los 1.3 mil millones de dólares en 2018. Las pérdidas financieras no aseguradas por parte de individuos, compañías e instituciones a menudo se estiman en una a tres veces más grandes que las pérdidas aseguradas informadas.

Frente a esta crisis, así como al colapso de la biodiversidad, es más que trágico que los gobiernos estén haciendo tan poco. Eso significa que el futuro de la acción climática federal es incierto.

Afortunadamente, los municipios también pueden hacer algo al respecto. Muchos municipios canadienses se unen a las filas de más de 520 consejos de todo el mundo al declarar emergencias climáticas.

La mayoría de ellos se encuentran en Quebec, donde más de 300 municipios han firmado “declaraciones de urgencia climática”. Otros en Canadá incluyen Halifax, Vancouver, Kingston, Hamilton, Richmond, Londres, Burnaby, Nanaimo, Burlington, St. Catharines, Moncton y Old Crow.

Declarar emergencia climática, por supuesto, no logrará nada a menos que sea seguida por una acción real. Solo los cambios significativos pueden afectar significativamente la trayectoria en la que estamos viviendo.

¿Dónde pueden reducir las emisiones los municipios?

La mayoría de las emisiones urbanas de GEI provienen de tres fuentes:

Los municipios pueden abordar la contaminación climática que ellos mismos emiten al calentar y enfriar los edificios municipales, el tratamiento y uso del agua, las flotas de vehículos, la gestión de residuos, etc.

Pero pueden tener el mayor impacto climático al influir en las emisiones de otros, es decir, todos los que viven, trabajan y visitan los municipios.

Vancouver adoptó su declaración de emergencia climática, dando a los empleados 90 días para regresar con un plan de acción. El 29 de abril, el ayuntamiento de Vancouver aprobó un informe de emergencia climática con seis nuevos objetivos de reducción de la contaminación (llamados «grandes pasos») y 53 «acciones aceleradas».

Los “seis grandes pasos” son:

1. Comunidades transitables

Para 2030, el 90% de las personas viven a una corta distancia de sus necesidades diarias.

2. Transporte y tránsito activos seguros y convenientes

Para 2030, dos tercios de los viajes en Vancouver serán en transporte y tránsito activos.

3. Automóviles, camiones y autobuses libres de contaminación

Para 2030, el 50% de los kilómetros recorridos en las carreteras de Vancouver se realizará con vehículos de cero emisiones.

4. Calefacción de agua y espacio de cero emisiones

Para el año 2025, todos los sistemas de calefacción y agua caliente nuevos y de reemplazo serán de cero emisiones.

5. Construcción con menos emisiones de carbono

Para 2030, las emisiones incorporadas de nuevos edificios y proyectos de construcción se reducirán en un 40% en comparación de 2018.

6. Bosques y costas restaurados

Para el otoño de 2020, Vancouver desarrollará objetivos de «emisiones negativas» que pueden lograrse restaurando los ecosistemas forestales y costeros.

¿Qué crees que sigue en los próximos días cuando se trata de planes de emergencia vs cambio climático? Te leemos en los comentarios.

Acerca del autor

Daniela Lazovska