Las promociones en el trabajo aumentan la tasa de divorcios para mujeres pero no para hombres. ¡Toma nota!

Existen muchas razones para que un matrimonio termine, pero ¿has pensado que un ascenso en el trabajo podría ser una de esas razones? Hablemos de los empleos que más divorcios provocan.

Estudio sobre los empleos que más divorcios provocan

Cuando uno de los integrantes de la pareja recibe un ascenso en el trabajo, debería significar bienestar: más ingresos, más estabilidad y mejor nivel de vida para toda la familia.

Sin embargo no siempre es así, en muchos casos es motivo de divorcio. Un estudio reciente demuestra que este podría ser el caso si es la esposa quien recibe el ascenso.

¿Quién diría que el éxito profesional de una mujer puede generarse a costa de su matrimonio?

El hecho de que las mujeres asciendan en el trabajo duplica las probabilidades de divorcio. No sucede lo mismo en el caso de los hombres. Esto propicia inequidad.

En todo el mundo, las mujeres están subrepresentadas en la cima de las jerarquías organizacionales.

En 2017, los hombres representaban el 94% de los CEO de las empresas Forbes 500 y más del 77% de los parlamentarios del mundo.

Esta desigualdad significa brechas de género en el ingreso, el estatus, la voz y la representación democrática. También alimenta estereotipos negativos sobre las capacidades de liderazgo de las mujeres, y debilita las ambiciones profesionales de las más jóvenes.

Modificar esta situación presenta innumerables obstáculos, incluso en los países con mayor igualdad de género del mundo.

Ascenso en el trabajo significa aumento en la tasa de divorcios para mujeres

Una investigación realizada en Suecia por el politólogo de la Universidad de Uppsala, Olle Folke, y la economista de la Universidad de Estocolmo, Johanna Rickne, encontró que las mujeres pagan un alto precio por su éxito profesional.

Según las estadísticas, hace 30 años, la tasa de educación superior de las mujeres suecas superó a la de los hombres, y su participación en la fuerza laboral alcanzó un nivel similar.

En la actualidad, las proporciones de CEO mujeres, miembros de la junta directiva y parlamentos, se encuentran entre las más altas del mundo.

A diferencia de otros países, las mujeres con carreras exitosas en Suecia tienen la misma probabilidad de casarse y tener hijos.

No obstante, los problemas en familia empeoran cuando la mujer consigue una promoción en el trabajo.

Los empleos que más divorcios provocan, política

¿Cuántos años crees que las mujeres involucradas en la política que contrajeron matrimonio cuatro años antes de las elecciones, pudieron conservarlo?

Este gráfico muestra una notable diferencia entre las mujeres que ganaron y las que perdieron.

 Los empleos que más divorcios provocan, política

Una vez que las mujeres fueron ascendidas a alcalde o en el parlamento, la tasa de divorcios se duplicó comparado con las mujeres que no ganaron la promoción. Dedicarse a la política es uno de los empleos que más divorcios provocan.

Entre los hombres, no se encontró evidencia de un efecto similar.

Los empleos que más divorcios provocan – CEO

Veamos cómo es la situación en las promociones de CEO, comparando a hombres y mujeres que fueron ascendidos.

El gráfico muestra la relación de las trayectorias de hombres y mujeres que pasaron de ser empleados a ser CEO de una empresa con al menos 100 personas en algún momento entre 2002 y 2012.

 Los empleos que más divorcios provocan - CEO

Igual que en otro caso, la comparación se hizo cuatro años antes del ascenso y con una muestra que consiste en el 100% de personas casadas.

Se muestra un patrón sorprendente en el que las mujeres, después de convertirse en CEO, comienzan a divorciarse a un ritmo claramente más alto que los hombres con la misma transición de carrera.

El divorcio después de las promociones para ocupar puestos de CEO parece estar en contra de las mujeres también en el sector privado. Ser ascendida a CEO representa uno de los empleos que más divorcios provocan.

¿Qué sucede después del divorcio?

¿Crees que las mujeres son más felices sin estar en una relación?

Según los datos, las mujeres que se divorcian después de obtener mejores empleos tienen menos probabilidades que otras de tener una relación con una nueva pareja.

¿Qué pasa después del divorcio?

Las mujeres incluidas en el estudio han estado casadas por un promedio de 20 años en el momento de la promoción.

El estudio también se enfocó en comprender los motivos de los divorcios. Los datos sugieren que esto tiene que ver con la formación de parejas.

Las mujeres heterosexuales, tanto aquellas que aspiran a un trabajo de alto nivel como las que no lo hacen, a menudo entablan relaciones con hombres mayores que ganan más dinero que ellas.

Los hombres, a diferencia de las mujeres, a menudo tienen esposas más jóvenes que ganan salarios más bajos.

La tendencia de las mujeres a «casarse con alguien de una clase social más alta» significa que su propia promoción a un trabajo de alto nivel podría crear fricciones en el hogar porque de esa manera, el equilibrio económico y de estatus que solía tener la pareja se desequilibra.

En los datos suecos, los divorcios después del ascenso ocurren en parejas en las que la esposa era mucho más joven que su esposo.

Las cosas se ven completamente diferentes en parejas del mismo género. Para las mujeres con una brecha menor de edad con respecto a su cónyuge, el divorcio no se ve afectado al momento que la esposa consigue una promoción de trabajo.

¿Qué deberían hacer las mujeres para salvar sus relaciones del estrés relacionado con la carrera? ¿Evadir ascensos en los empleos que más divorcios provocan o no? ¿Cuál es tu opinión? Te leemos en los comentarios.

Acerca del autor

Daniela Lazovska