Academia RSE

¿Padeces síndrome de odio al trabajo?

¿Padeces síndrome de odio al trabajo?
¿Padeces síndrome de odio al trabajo?

Ejecutivo cansado vía Shutterstock

Un estudio destaca que este mal lo sufren en su mayoría profesionales ejecutivos de alto nivel y de responsabilidad.

El síndrome de burnout es un padecimiento que a grandes rasgos consistiría en la presencia de una respuesta prolongada de estrés en el organismo ante los factores estresantes emocionales e interpersonales que se presentan en el trabajo, que incluye fatiga crónica, ineficacia y negación de lo ocurrido.

El hecho de tener que ir a trabajar durante la semana para muchas personas es sinónimo de martirio. El tolerar a nuestros jefes y sus reuniones de varias horas hacen que detestemos nuestro centro de labores, y, sin darnos cuenta descargarmos nuestra ira en gente que no tiene nada que ver con nuestros problemas.

El síndrome de burnout también es llamado síndrome de desgaste profesional, síndrome de desgaste ocupacional (SDO), síndrome del trabajador desgastado, síndrome del trabajador consumido, síndrome de quemarse por el trabajo, síndrome de la cabeza quemada

Los orígenes de esta creencia pueden ser diversos y se encuentran arraigados en lo más profundo de nuestra psique colectiva; interpretaciones religiosas, resentimientos sociales o sencillamente aprendizajes heredados de nuestras familias y grupos de influencia, explica Rodolfo Álvarez, director de la escuela de Psicología de la UST Concepción.

“Si bien los orígenes de este trastorno son múltiples y transversales, hay que destacar que este mal lo padecen en su mayoría profesionales y ejecutivos de alto nivel y responsabilidad. Asimismo, personas cuyos trabajos son estresantes, desgastadores tanto física como emocionalmente, con turnos largos y horarios complejos” sostuvo Rodolfo Álvarez, director de la escuela de Psicología de la UST Concepción.

Según Álvarez, este tipo de patología está enfocada en personas con un mayor grado de inmadurez personal, hecho que les impediría asumir situaciones e hitos propios de la vida, asociados a conflictos que les genere crecer y madurar de forma correcta.

Lo relevante de este trastorno son los efectos que produce tanto en los trabajadores, como también en el entorno laboral en que estos se desempeñan a diario.

1. Depresión del Domingo en la tarde

Durante la tarde del domingo comienza una terrible sensación de tristeza y melancolía, efecto que aumenta a medida que llega la noche y sobre todo cuando se piensa en la semana que comenzará.

2. Letargo los días lunes y alegría durante el viernes

Curiosamente el lunes es la jornada que debiéramos estar activos y enérgicos después del reparador descanso de fin de semana, mientras el viernes deberíamos sentirnos exhaustos.

3. Saturación y desencanto con los colegas

Se comienza a sentir una extraña mezcla de aversión y colapso al interactuar tanto con jefes y compañeros de trabajo.

4. Buscan un escape en las redes sociales

Acceden a la web y aplicaciones con el fin de conversar con amigos y escapar de los problemas y carga laboral.

5. Irritación y estrés

Presentan dolores de cabeza y cansancio fuera de lo normal, a ello se suma el desgano en lo que se realiza.

6. Aislamiento

Se evita el contacto con el resto, por lo que disminuye considerablemente la participación en reuniones de trabajo u otro tipo de juntas.

7. El cliente es el mejor escape

Ven en ellos una vía para dar a conocer su malestar. En algunos casos los tramitan y le dan a entender que ellos no son los únicos que lo pasan mal en la empresa.

Fuente: Mundo Ejecutivo Express

Acerca del autor

Expok

Expok es una consultora y medio en responsabilidad corporativa. En este portal, creamos y curamos contenidos para el nicho interesado en la RSE y la sustentabilidad.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact