RSE

Fundación Telmex: más reintegración social y menos asistencialismo

A 15 años de su inicio, la Fundación Telmex está comprometida con programas de impacto nacional y reintegración social. “Lo que nos interesa es encontrar programas que no sean asistencialistas y que realmente hagan un cambio masivo, real y estructural en la sociedad”, aseguró Arturo Elías Ayub, director general de la Fundación.

El objetivo de cada programa es llegar a la mayor cantidad de gente y cambiarles la vida a largo plazo, ya sea mejorando su educación, salud, bienestar social e incluso su situación jurídica y laboral.


Durante el 2010, Fundación Telmex, junto con la Fundación Carlos Slim, invirtió más de 8,000 millones de dólares para “poner un granito de arena y mejorar la calidad de vida de los beneficiados”, agregó Elías Ayub, entrevistado por El Economista.

Programas inclusivos

Fianzas sociales es un esfuerzo “distinto” a lo que se acostumbra en RSE, pues está enfocado a pagar la fianza y recuperar la libertad de personas que cometieron delitos menores, aunque tiene restricciones: ser primo delincuente, no ser un delito grave, con violencia sexual o contra la salud. De acuerdo con el Director General, el proceso se realiza de manera gratuita en menos de cinco días y los montos oscilan entre 5,000 y 15,000 pesos, dependiendo de la situación y la burocracia del estado donde se lleve a cabo el proceso.

En el 2010 el programa estrella fue Cirugías extramuros, enfocado a personas de bajos recursos que no tienen acceso a la salud.

Tan sólo en el último año se realizaron 120,950 cirugías a nivel nacional. “Por tamaño y por volumen es el que más abarca. Es gratificante saber que alguien que no ve, después de la intervención, recupera la vista o que alguien vuelva a caminar”, comentó Elías Ayub.

De acuerdo con su reporte anual, el segundo programa más aplicado es Ayúdame a llegar, que consiste en donar bicicletas (20,782 durante el 2010) a niños de escuelas primaria y secundaria rurales que viven a más de una hora caminando, con lo que se evita la deserción escolar, logrando elevar el nivel de aprendizaje de los niños. “No se entrega un número determinado por escuela o por estado, sino por las necesidades. Hay localidades donde se otorgan más”, aclaró.

Finalmente, Bécalos, enfocado a promover el desarrollo académico de excelencia, fue el tercer programa que más benefició. En el 2010 se entregaron 17,769 becas a estudiantes de nivel licenciatura para que no trabajen mientras estudian. Les dan acceso a una computadora con Internet y apoyo económico de un salario mínimo por día.
Fuente: Eleconomista.com.mx
Por: Diana Salgado.
Publicada: 8 de agosto de 2011.

Acerca del autor

ExpokNews

1 comentario

  • Interesante y con mucho valor. Sin embargo hay que recordar que la dicotomía entre desarrollo y asistencialismo ha quedado superado desde hace varios años y se ha comprobado la función social y aportes de los enfoques asistencialistas de las OSC. No no dejemos llevar por la impresión. Todos los seres humanos tenemos derecho a recibir educación y salud, si el Gobierno no puede y los precios del mercado impiden su acceso, alguien tiene que velar por proporcionar esos derechos, es ahí donde entra el asistencialismo. No satanicemos, aportemos.

Dejar un comentario