Gobierno Prácticas responsables

¿Cómo funciona exactamente el nuevo etiquetado?

¿De qué trata el nuevo etiquetado frontal en los productos que consumimos? ¡Te contamos aquí todos los detalles!

Como posiblemente lo has notado, muchos productos que conocemos ahora tienen el nuevo etiquetado frontal, pero… ¿qué hay detrás de todo esto?, ¿por qué el tema ha causado tanto revuelo en nuestro país?

Las nuevas características de estas etiquetas en alimentos son principalmente para:

● Combatir la obesidad en México.
● Tomar decisiones verdaderamente informadas.

A continuación te contamos de qué va esta nueva norma y las características principales de su implementación.

¿Qué es el nuevo etiquetado?

El nuevo etiquetado frontal en algunos productos empaquetados fue presentado en julio de 2019 en la Cámara de Diputados para modificar la Ley General de Salud en materia de etiquetado, posteriormente fue aprobado por el Senado de la República y publicado en el Diario Oficial de la Federación en noviembre del mismo año.

El etiquetado forma parte de la Norma Oficial Mexicana NOM-051-SCFI/SSA1-2010 (NOM-051) sobre el etiquetado de alimentos y bebidas no alcohólicas preenvasadas y está vigente desde el pasado 1° de octubre.

La norma fue aplicada a productos de producción nacional o extranjera que se comercializan en México, y uno de sus objetivos principales es informar a los consumidores información sobre el contenido de los nutrientes críticos que determina la autoridad sanitaria.

Características del nuevo etiquetado

Actualmente los productos presentan este etiquetado y se rotulan cuando superan los límites establecidos para algunos nutrimentos. Los sellos de advertencia deben presentarse en la parte frontal del producto.

El etiquetado busca al alcance de un vistazo ayudar a tomar una mejor decisión de compra, además puede ser entendible por toda la población. El significado de este es el siguiente:

  1. Cinco sellos de advertencia para informar exceso de: calorías, sodio, grasas trans, azúcares y grasas saturadas.
  2. Dos leyendas precautorias: la primera para productos que contengan edulcorantes y la segunda para aquellos con cafeína y evitar que niñas y niños los consuman.

Los responsables de los productos preenvasados podrán emplear de manera provisional y temporal adhesivos sobre la etiqueta de los productos hasta el 31 de marzo de 2021.

El antes y después de la información de los empaques

Antes de que la NOM-051 se implementara de manera oficial, los productos que hemos consumido a lo largo de nuestra vida ya contaban con información sobre lo que contenían.

Con esta nueva norma se le agrega de manera detallada la siguiente información:

  1. Tabla nutrimental y lista de ingredientes: Esta tabla ya existía en los productos, pero ahora es más completa y podrás conocer cuál es la cantidad de azúcares añadidos en el proceso de fabricación. Asimismo, el contenido nutrimental se reportará en porciones de 100 g o 100 ml. Además, la lista de ingredientes se mantiene y se agruparán todas las fuentes de azúcares que contienen los productos.
  2. Declaraciones nutrimentales: Se regula la proporción del tamaño que indica.
  3. Uso de avales: Si un producto contiene sellos de advertencia no podrá contar con el respaldo de asociaciones médicas.
  4. Elementos persuasivos: La norma estipula que los productos que contengan uno o más sellos de advertencia, así como leyendas precautorias, no podrán contener ninguna estrategia publicitaria, como el uso de personajes en el empaque.
  5. Aunque los productos sean pequeños no estarán exentos de las advertencias.

¿Los sellos son sinónimo de un mal producto?

La respuesta es no, de hecho el etiquetado frontal en alimentos y bebidas no sugiere que los productos sean malos, este pretende que los consumidores tengan un panorama claro que los ayude a tomar decisiones en unos cuantos segundos.

Tal es el caso de las galletas Quaker con avena, las cuales contienen alrededor de 21 ingredientes entre los que se encuentran la harina de trigo y azúcar. Esto no lo hace un mal producto, pero al contar con estos sellos la decisión de consumirlas será siempre de los clientes.

Otro caso es el de los chiles jalapeños en lata de La Costeña, uno de los productos más consumidos por las familias mexicanas, y aunque ahora tienen sellos que hacen referencia a que contienen alto contenido de sodio, tampoco significa que el producto sea malo.

Hay productos en el mercado que no contarán con el sello frontal debido a su fórmula, ya que no exceden ninguno de los límites establecidos por la autoridad; un ejemplo son los productos de Bimbo de toda su línea de panes de caja y bollería.

Aunado a estos productos, las leches de marcas como Alpura y LALA, que todos hemos consumido en algún momento, tampoco fueron acreedoras de estos sellos informativos.

¡Esperamos que esta información te sirva para tu próxima visita al supermercado!

Acerca del autor

Marisol López

Comunicóloga titulada por la Universidad del Valle de México, apasionada por la web y otras herramientas que están en la red, amante de la radio y la tecnología.

1 comentario

  • La autora nos ha aclarado varias dudas sobre las etiquetas que habíamos empezado a encontrar en los productos sin saber por qué. Aunque no sabemos si las etiquetas servirán de algo, ella nos explica por qué ya no deben aparecer personajes en las cajas y nos da muy buenas descripciones. La autora, además de ser muy bella y hermosa, nos ha dado información muy interesante.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Encantada Nº 46, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]