Entendiendo la Responsabilidad Social

Un bosque flotante para cultivar comida ¡en Nueva York!

Un bosque flotante

Este bosque flotante esta cultivando comida y combatiendo el hambre.

En un mundo, donde el color gris predomina, llega un bosque flotante a pelear terreno e incluso busca ser una fuente sostenible de alimentos.

Un bosque flotante y sustentable

Durante mucho tiempo, en nuestro México lindo y querido, las chinampas han servido como una especie de campo fértil para cultivar verduras y flores.

En Nueva York, el proyecto llamado “Swale”, esta tratando de adaptar este sistema a su manera para producir verduras, frutas y otros cultivos, mientras se traslada por el Hudson River.

La responsable de crear este espacio fue Mary Mattingly, quien vio en un buque de 35 x 10 metros, la oportunidad de reimaginar la forma en cómo consumimos los alimentos y en cómo convivimos e interactuamos con otras personas.

De acuerdo con ella, este proyecto puede ser de gran utilidad en áreas urbanas, donde la tierra es escasa y no se permite el consumo de cultivos en espacios públicos.

Un bosque flotante

«Estamos trabajando por abarcar más lugares públicos comestibles en la ciudad, con el gran objetivo de revaluar la comida saludable no como una comodidad costosa, sino como un derecho humano», señaló.

¿Cómo funciona?

Swale o el bosque flotante de Nueva york, esta alimentado por paneles solares y tiene la capacidad de reciclar su propia agua porque cuenta con un sistema de bombas y filtros de arena.

Este sistema, también permite aprovechar el agua de lluvia,  desanilizar y purificar el agua de río salobre si se requiere. La tierra con la que esta alimentado este espacio, permite cultivar verduras y otras especies de plantas.

Una de las ventajas de este bosque flotante es que es más accesible que los jardines comunitarios o los de azotea. El proyecto de Mary, permite que cualquiera pueda abordar al buque y tomar fresas, moras, col rizada, lechuga o manzanilla de manera gratuita.

La mayoría de las personas que se han aventurado a este bosque, han aprendido a cultivar y a conocer las propiedades de ciertas hierbas y algunos frutos, lo que hace del bosque flotante, un espacio inclusivo y de aprendizaje.

Aunque, no todo queda en solo cultivar y enseñar porque el proyecto de Mary, también esta ayudando a impulsar el cumplimiento de la meta dos de los objetivos de desarrollo sostenible: hambre cero,

El bosque flotante vs la crisis alimentaria

Durante la primera etapa del bosque flotante, Mary acercó a las personas en situación vulnerable, a conocer el proyecto y les dio acceso a los alimentos que ya podían ser cultivados.

Mattingly señala que «Sware» es para todos aquellos que lo necesiten y para personas que vean en la sostenibilidad, una alternativa amigable para vivir y convivir con nuestro entorno.

Hasta el momento, «Swale», ha logrado producir casi 3000 kilogramos de comida en seis meses pero los responsables del proyecto, se encuentran investigando cuánta comida se puede producir y a cuántas personas en situación vulnerable, se puede ayudar con estos cultivos.

Un bosque flotante

Existe un bosque flotante que en un futuro cultivará tu comida.

Twittea esta frase.

De hecho, un colectivo de artistas y ecologistas, conocidos bajo el nombre de Biome Arts, ya se encuentra diseñando estrategias para expandir y crear más de estos bosques flotantes.

“El arte puede proveer un espacio para interrogar la economía depredadora y la violencia inherente a los tipos de consumo, mientras se  crean alternativas”, señalaron.

¿Es posible crear más bosques flotantes?

Por ahora, «Swale» es solo un proyecto de arte que espera evolucionar la manera en que consumimos y cultivamos los alimentos en espacios públicos pero Mattingly resalta que esta iniciativa podría funcionar en grandes ciudades, siempre y cuando exista un canal en el que se pueda trasladar.

Sin embargo, ella resalta que uno de los enemigos que puede impedir que la comida y el bosque puedan trasladarse de manera responsable es la basura que se encuentra al fondo y flotando a lo largo de los ríos.

Un bosque flotante

«Quizás sea una de las razones que me han llevado aquí: es realmente importante asegurar que hay acceso público a agua saludable, y la única manera de hacerlo es recordar que tenemos agua cerca», señaló.

Afortunadamente, el bosque flotante puede ayudar a generar conciencia en la sociedad y cambiar su manera de consumir. Otro de los objetivos es tratar de llevarlos hacia un camino más sostenible en donde los plásticos, las sustancias tóxicas en los alimentos sean rechazados y los espacios naturales y la agricultura sostenible tengan más lugar.

De acuerdo con Mattingly, «Swale» busca sensibilizar a los ciudadanos sobre que la misma sostenibilidad predomina en su carrera artística y en su vida, tratando de regresarle a la naturaleza una estabilidad y que en un futuro, las nuevas generaciones puedan cultivar sus alimentos en este tipo de espacios.

¡Te invitamos a ver más fotografías de este bosque sustentable!

Acerca del autor

Kenya Giovanini

Comunicóloga en formación por la UTEL. Melómana, cinéfila y amante de la cultura pop. Ha desarrollado contenido para Revista Kuadro y actualmente trabaja como Asistente Editorial en Expokews, donde se encarga de curar el contenido más relevante sobre responsabilidad social, diseñar la síntesis diaria y crear contenido entretenido acerca de estos temas.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact