RSE

¿Por qué regular la publicidad infantil?

publicidad infantil
En una publicidad bien dirigida, son muchos los aspectos que se deben de cuidar, comenzando por el mensaje que se emitirá y el público al que se dirigirá, ya que no se puede dar el mismo tratamiento al contenido dirigido a niños que al de un público adulto.

En el panel de Publicidad dirigida al público infantil, llevado a cabo en el VI Foro Internacional de Autorregulación Publicitaria, se habló acerca de esta diferencia basándose en la autorregulación del contenido.

Se mencionó que deben de cuidarse los mensajes que se transmitan con imágenes y enunciados, ya que se tiene que considerar la experiencia y madurez limitada de los niños, y saber que su criterio se encuentra en formación, por ello el contenido no debe de ser confuso.

Además de evitar la presión de venta con afectaciones a la estima, con comparaciones de si un niño es más o menos importante o valioso, si adquiere cierto producto.

Angela Tiffin, representante de Children´s Advertising Review, mostró algunos ejemplos de publicidad que han logrado modificar; como un anuncio de galletas WhoNu, donde los niños podían interpretar que esas galletas eran tan nutritivas, que podían reemplazar todos los otros alimentos como fruta, crereal o leche, finalmente el anuncio logró ser removido.

Sin embargo no es suficiente con cuidar la publicidad en un producto, hay que tener atención con todo lo que se encuentra involucrado; como que el empaque diga claramente los elementos que contiene, el instructivo y las características físicas mismas del producto.

Se habló también del consumo virtual, como son los juegos en línea, aplicaciones móviles o páginas web para niños, y se dijo que la regulación es básica ya que no se puede pedir a menores de trece años información personal si no es autorizada por el padre o tutor.

Así mismo, cuidar que los mensajes no sean negativos, ejemplificando este punto esto con una app, que era un juego para que niños cuidaran de una mascota virtual, y requerían dinero para darle comida. El problema estaba en los mensajes negativos que emitía la app al no poder comprarla, que hacían que los niños se sintieran mal por no cuidar bien a la mascota, finalmente se logró que los mensajes se modificaran por mensajes más positivos y que no afectaran la percepción del niño.

De esta manera es como se debe de pensar en cada uno de los aspectos para regular la publicidad infantil, y que no interfiera con el crecimiento y desarrollo mental y de percepción del niño.

Acerca del autor

Pamela Garcidueñas

Lic. en Ciencias de la Comunicación, egresada de la Universidad de La Salle Bajío, interesada en el conocimiento, la sociedad y el medio ambiente. Ha trabajado para distintas empresas formulando información de temas sociales; actualmente forma parte de Expok en el área de desarrollo de contenido.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact