«Después de trabajar por mi país todavía hay personas que no me verán por lo que soy, sino por mi color de piel»

La ex primera dama de Estados Unidos, Michelle Obama, reconoció ante varias personas los actos racistas hacia ella y cómo afectaron su vida personal.

A pesar de las declaraciones, Michelle se muestra optimista por el futuro y aunque dijo que ya no se postulará a la presidencia, ella y su esposo seguirán al servicio de la gente.

“El servicio público y el compromiso serán parte de mi vida y la de mi esposo para siempre. La gente de este país es universalmente buena, generosa, honesta y decente”. No tengan miedo del país en el que viven.

Michelle Obama confesó ante más de 8 mil 500 personas y durante el evento de la Fundación Mujeres de Colorado, en Denver, que cada uno de los insultos le afectaban y que en la Casa Blanca fue víctima en varias ocasiones de insultos racistas.

“Los insultos que más me dolieron fueron justamente los que más intención tenían de hacer daño”.

Cabe mencionar que alguna vez, una de sus empleadas la comparó con un mono y la llamó “changa en tacones” en sus redes sociales.

Otros comentarios ofensivos estaban enfocados en su apariencia y en su cuerpo.

La decisión de Michelle de hablar públicamente acerca de sus sentimientos y experiencias, fue para ella un intento de recordar a la gente que sus palabras y acciones pueden lastimar.

“Como mujeres aguantamos todas las heridas emocionales que muchas veces ni siquiera nos damos cuenta que estamos lastimadas y que nos duele. Estamos viviendo con pequeñas y minúsculas cortadas que sangran todos los días”.

Insultos que ha recibido M. Obama.

En 2016, el Diario las Américas, dio a conocer los insultos que la entonces, Primera Dama recibió.

“Como primera afroamericana en ser Primera Dama, fui el foco de otro tipo de preguntas y especulaciones de que mi esposo ganara la presidencia de Estados Unidos”.

En 2012 el Magazine fuera de Serie, del diario español Expansión creó polémica internacional al dedicar una portada a Michelle Obama, con un fotomontaje donde la primera dama aparece como una esclava con un pecho al aire.

El titular se llamó “Michelle se come a Obama”. La imagen de M. Obama se mezcló con la de un retrato de una esclava pintado en 1800 por la artista francesa Marie- Guillermine Benoist y en su momento fue símbolo de los derechos de las mujeres negras y de los esclavos.

En una boda homosexual, una presentadora fue interrogada por un fotógrafo si ella creía que algún día EE.UU tendría un presidente gay o transexual, a lo que ella respondió, “ya lo tenemos con los Obama, así que vamos a relajarnos. Tú sabes, Michelle Obama es trans”. Cuando se le preguntó que explicara a detalle, la presentadora dijo: “ Michelle es una transgénero, todos sabemos eso”.

Hace un par de años, otro presentador perdió su empleo en Univisión por un comentario racista de la primera dama.

El hecho ocurrió en un programa en el que se discutía sobre el trabajo de un maquillista, famoso por compartir en las redes sociales las caracterizaciones de famosas, como Julia Roberts y Michelle Obama.

“Ustedes saben que M. Obama parece del elenco de “El planeta de los simios” de la película. Es difícil caracterizarse como ella, comentó Figueroa. Ante esto, los compañeros del presentador intentaron encubrir la forma racista en la que dirigió a la primera dama y la defendieron al destacar la belleza de la esposa del presidente.

Tras el triunfo del ahora presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, Pamela Ramsey, directora de desarrollo del pueblo Clay, escribió en su muro de Facebook: “Será refrescante tener a una primera dama guapa, elegante y dignificante en la Casa Blanca. Estoy cansada de ver a un simio en tacones”.

Este comentario le costó su empleo y además arrastró consigo a la alcaldesa de Clay, quien tuvo que renunciar a su cargo, después de recibir fuertes críticas por escribir en ese comentario: “me hiciste el día” y colocar un “me gusta” en el post.

A lo largo de los dos periodos que Barack Obama estuvo en el poder, Michelle compartió en varias ocasiones cómo ella y su esposo se enfrentaban a los ataques racistas.

«Cuando ellos se rebajan, tú actúa de manera digna y respetuosa», dijo en abril de 2016 a los estudiantes de la Universidad del Estado de Jackson. «Esa es la decisión que Barack y yo tomamos. Eso es lo que nos ha mantenido cuerdos durante los años»

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact