Netflix se ha pronunciado en contra de la aprobación de las leyes antiaborto…¡entérate!

El aborto es un tema que se debe tratar con delicadeza ya que tiene diferentes opiniones morales, políticas, religiosas y sociales. Y es que no en todas las entidades el aborto es legal, al contrario, no es opción y si éste se practica, se hace por detrás de la ley un hecho que puede atraer serias consecuencias.

Para las empresas no ha sido nada fácil abordar el tema. Ellas han sido duramente criticadas por apoyar a las organizaciones pro-vida en campañas de desinformación.

Por ejemplo, Google ha generado controversia por presuntamente apoyar a organizaciones pro-vida en campañas de desinformación ya que según the Guardian, la tecnológica tiene diversas instituciones que colocaron anuncios en su buscador, afirmando tener servicios para la interrupción del embarazo, sin embargo, la verdadera intención era disuadir a las mujeres y convencerlas de tener y conservar a sus bebés.

Netflix impone politica contra el acoso sexual. ¿exagerada?

Ante ello, Google decidió publicar nuevas reglas publicitarias donde ahora requerirá que las empresas informen clara y directamente a los usuarios si tienen o no servicios de aborto en su catálogo.

Google no es la única envuelta en dicha controversia, empresas tecnológicas en Alabama están analizando parar sus operaciones tras la aprobación de una severa ley anti-aborto en el estado, además, siete marcas fundadas por mujeres, también publicaron un anuncio en The New York Times, defendiendo el pro-aborto. Empresas como Hyundai, Mercedes-Benz, Toyota y Netflix están corriendo el riesgo de sufrir un boicot por este tema.

Para las marcas es arriesgado tomar una posición porque puede eliminar el nivel de creedibilidad entre sus consumidores e incluso les puede llegar a afectar sus ventas.

Por ello necesitan mantenerse en modo neutral pero pueden involucrarse en el debate y deben estar al pendiente de cómo es que manejan este tema.

Leyes antiaborto en Estados Unidos; Netflix se suma

El gigante de contenidos audiovisuales, Netflix, anunció que se unirá a grupos como la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU, en inglés) para presentar un recurso contra la ley aprobada recientemente en Georgia, que considera ilegal toda interrupción del embarazo si se detecta el latido del corazón fetal, algo que puede suceder a la sexta semana, cuando en algunos casos la mujer todavía no sabe que está embarazada.

Por su parte, Ted Sarandos, dijo en un comunicado que la empresa podría plantearse dejar de grabar en ese estado si la legislación antiaborto entra en vigor.

«Tenemos a muchas mujeres trabajando en producciones en Georgia cuyos derechos, junto a los de millones de mujeres, serán severamente restringidos por esta ley», declaró Sarandos en la nota.

«Dado que la legislación aún no ha sido implementada, seguiremos filmando allí. Al tiempo que apoyaremos a los socios y artistas que decidan no hacerlo».

Pero, «si alguna vez entrara en vigor la ley anti-aborto, reconsideraríamos toda nuestra inversión en Georgia», advirtió.

El estado sureño se ha convertido en uno de los principales escenarios de grabación para la industria cinematográfica, que emplea a unas 90 mil personas en Georgia, gracias a las ventajas fiscales que ofrece a estudios y productoras.

Hasta el momento, Netflix, ha filmado en Georgia la última temporada de la exitosa serie Stranger Things, además de producciones como Ozark o Insatiable.

Sin embargo, desde que su gobernador, Brian Kemp, firmó la ley antiaborto algunas figuras de la industria han llamado al boicot a ese estado, como los intérpretes Alyssa Milano o Jason Bateman y productores como Nina Jacobson y David Simon.

Además de Netflix, Amazon anunció recientemente que reubicará fuera de Georgia las localizaciones de grabación de su serie The Power, una decisión que también tomó la productora Lionsgate con Barb and Star Go to Vista Del Mar.

La ley antiaborto en Georgia es una de las más restrictivas de Estados Unidos y actualmente está paralizada por un tribunal que declaró que la norma inconstitucional respecto a la Carta Magna de ese lugar y la libertad de las mujeres.

Netflix está adoptando una postura a favor de los derechos reproductivos hacia la voluntad de decisión o sobre todo a favor de las creencias.

Sin embargo, al posicionarse algunas marcas de manera neutral, están demostrando que son marcas humanas. No todas las firmas deben ser proaborto, el sino que cada una debe responder a los intereses de sus stakeholders.

Huelga de sexo: Alyssa Milano

Alyssa Milano está en Georgia obligada por contrato a terminar el rodaje de una serie para Netflix, pero aseguró estar dispuesta a dejar el programa si la producción no se muda a otro estado. A través de Twitter instó a las mujeres a unirse en protesta por las estrictas leyes antiaborto.

Nuestros derechos reproductivos están siendo borrados. Hasta que las mujeres tengamos control legal sobre nuestros propios cuerpos no podemos arriesgar el embarazo. Únanse a no tener sexo hasta que recuperemos la autonomía del cuerpo», escribió en su cuenta Milano. #SexStrike (Huelga de sexo), es el hashtag que se usó para promover.

Cabe resaltar que con la aprobación de esta ley, Georgia se convierte en el cuarto estado en castigar abortos cuando ya hay latido del corazón detectable.

Acerca del autor

Janneth Del Real

Licenciada en Periodismo por la Escuela de Periodismo Carlos Septién. Ha trabajado en el periódico Mas por Más, revista SuperMujer, Pulso Pyme, Linio y en el Periódico AM de Querétaro. Actualmente desarrolla contenidos para Expoknews.

Mujer positiva que siempre busca el para qué de las cosas.