RSE

La planta Ford en Dagenham, en el Reino Unido, funcionará totalmente gracias a la energía eólica

La planta de montaje de motores diesel de Ford en Dagenham, en el Reino Unido, funcionará totalmente gracias a la energía eólica a finales de agosto de 2011, gracias a la puesta en funcionamiento de un tercer aerogenerador de electricidad. Esta nueva adquisición doblará el ahorro en emisiones de CO2, pasando de 2.500 a 5.000 toneladas menos al año.

Los aerogeneradores de las instalaciones de Ford en Dagenham convierten la fuerza del viento en electricidad que la planta utiliza en la producción. El aumento de la misma en Dagenham debido a la instalación de una nueva línea de montaje del nuevo motor diesel Ford Duratorq TDCi de 1.4/1.6-litros, requería la construcción de este tercer aerogenerador para que las instalaciones siguiesen funcionando al 100 por cien con electricidad generada por energía eólica. La localización de la planta, a orillas del río Támesis, hace que sea el lugar ideal para utilizar esta tecnología respetuosa con el medio ambiente.

Actualmente, los dos aerogeneradores generan 5.92 millones de kWh de electricidad al año, el equivalente de suministrar electricidad a 1.794 hogares. Con la incorporación de este tercer aerogenerador, la cantidad de electricidad generada alcanza 11,4 millones de kWh al año, suficiente para dotar de electricidad al doble de hogares. Los trabajos de montaje comenzaron en mayo, y el tercer aerogenerador ya está operativo.

“Desde 2000, hemos reducido el uso global operativo de energía en un 30 por ciento, y las emisiones de CO2
por parte de nuestras instalaciones en un 39 por ciento”, afirma Ken Macfarlane, vicepresidente de fabricación de Ford Europa. “Ford se ha comprometido a seguir liderando globalmente la responsabilidad medioambiental de las empresas, tanto con los vehículos y motores que fabricamos como con los procesos que utilizamos para fabricarlos”.

Dale Vince, fundador de Ecotricity, la empresa encargada de suministrar el nuevo aerogenerador, asegura: “es maravilloso ver cómo una empresa como Ford se pone a la cabeza en iniciativas sostenibles como esta, generando la energía para su moderna planta de montaje de motores diesel con la energía verde que suministran nuestros aerogeneradores.

Cuando grandes empresas como Ford hacen uso de la energía eólica de esta manera, es toda una demostración de credibilidad para la causa que defendemos”.

Datos del aerogenerador eólico
Nuevo aerogenerador
Rendimiento total de los tres aerogeneradores
Diámetro del rotor
82m
Altura
79m
Capacidad
2.3MW
Electricidad verde al año
5,58 millones de kWh
11,4 millones de kWh
Hogares suministrados (equiv)
1.692
3.400
Ahorro anual de CO2 (toneladas)
2.401
4.947
Suministro de energía verde por toda Europa

El nuevo aerogenerador es solo la más reciente de las medidas adoptadas dentro de la Iniciativa de Energía Verde de Ford, en la que la energía eólica juega un importante papel. Al final de 2009, dos aerogeneradores eólicos gigantes, cada uno con una altitud de 150 metros, fueron activados, produciendo electricidad “verde” para la planta de Ford en Genk (Bélgica).
La capacidad de dos megavatios de los aerogeneradores de Genk, instalados por la compañía local Electrabel, equivale a la energía necesaria para suministrar electricidad a 2.300 hogares. Para Ford, proporcionan una cantidad significativa de la energía necesaria para que se fabriquen los modelos Mondeo, S-MAX y Galaxy, mientras otras fuentes de energía renovable completan las necesidades energéticas. En conjunto, estas fuentes de energía hacen que la planta deje de emitir 40.000 toneladas de CO2 al año.

Las energías renovables también son utilizadas en otras instalaciones de Ford Europa, ayudando así a que la compañía reduzca su huella de carbono. El centro técnico de Ford en Dunton (Reino Unido) lleva funcionando con energía renovable al cien por cien desde primavera de 2008, reemplazando las energías tradicionales que habrían generado 35.000 toneladas de emisiones de CO2 al año.

En la planta de producción de Ford en Niehl (Alemania), el Centro Técnico de Merkenich y las oficinas centrales de Ford Europa, también en Colonia-Niehl, la electricidad viene de tres plantas hidráulicas de Noruega y Suecia. El Centro Técnico de Merkenich también utiliza vapor generado como producto asociado a una planta energética de cogeneración de la compañía energética local RheinEnergie para suplir sus necesidades de calefacción. Estas medidas combinadas reducen las emisiones anuales de CO2 en 190.000 toneladas.

El sol también tiene un papel en este compromiso con las energías renovables en la planta de Ford en Bridgend (Reino Unido). La energía que proporcionan los paneles solares fotovoltaicos instalados en el techo hace que la planta haya reducido considerablemente sus emisiones de CO2 durante los últimos años

Richard Douthwaite, gerente del departamento de Eficiencia energética y Sostenibilidad de Ford Europa, afirma: “Intentamos reducir la huella de CO2 de nuestras plantas en toda Europa con soluciones individualizadas, porque no hay una que se pueda aplicar a todas. Todas las fábricas tienen un diseño distinto y ofrecen diferentes oportunidades para adoptar energías verdes, con factores externos tales como condiciones del viento y horas de luz solar al día, por no hablar de las diferentes regulaciones locales. Nos tomamos muy en serio nuestra responsabilidad medioambiental y vamos a seguir haciéndolo mientras mantenemos nuestro compromiso de reducir nuestra huella de carbono”.

Fuente: Ecoticias.com
Publicada: 18 de agosto de 2011.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario