La aplicación de transporte colectivo privado suspendió sus servicios por constantes bloqueos y agresiones, ¡te contamos!

La Ciudad de México tiene amplias conexiones alrededor de su área. Cuenta con una de las redes de metro más grandes del mundo y además entre sus redes de transporte hay autobuses, microbuses, vagonetas colectivas, sistemas eléctricos, así como taxis concesionados y privados a través de software de aplicación móvil.

A pesar de todo el transporte que hay, la movilidad sigue siendo complicada. La Ciudad de México se identifica no solo por la belleza de sus grandes avenidas, sino también por el exceso tráfico que hay alrededor de ella.

Cientos de autobuses y coches parecen salir a una misma hora y generar congestión. Y es que la mayoría de las personas trabajan en corporativos ubicados en Reforma, Polanco, Santa Fe, entre otros.

Sin embargo, llegar a ellos se vuelve toda una travesía, por ello se han lanzado diferentes aplicaciones para la comodidad de las personas que viajan en transporte privado o público.

Entre esas aplicaciones se encuentra Jetty, una app que presta servicio de transporte vía minivans o autobuses en la CDMX y en el Estado de México.

Como lo mencionamos antes, Jetty funciona en diferentes partes de la ciudad. Su objetivo es que sus usuarios viajen cómodos y seguros. Sus unidades cuentan con cámaras de vigilancia y son monitoreadas vía GPS. Según el sitio web de la aplicación, Jetty cuesta 30% menos que llevar tu auto y 60% menos que otros servicios.

Si no has viajado en ellas, pareciera que esto es una utopía, sin embargo es real.

Jetty inició sus operaciones en agosto de 2017, y desde que comenzó, las personas escogen su ruta, su asiento y además pueden pagar con tarjeta. Existen puntos de abordaje y destinos.

El punto más controvertido hasta el momento es en Santa Fe, puesto que al ver el éxito de la plataforma, muchos conductores de transporte público han externado su inconformidad e incluso han bloqueado calles y hasta han agredido y amenazado de muerte al personal que opera sus unidades.

Jetty suspende operaciones y rutas en Santa Fe por agresiones y amenazas

Por tal razón, la aplicación que tiene el menos 24 rutas en esta zona de la ciudad suspendió sus operaciones, además denunció que uno de sus conductores fue agredido y que otros transportistas rompieron el vidrio de una de sus unidades, con lo que sumaban actos violentos por tres días consecutivos.

En sus redes sociales Jetty publicó lo siguiente:

“Lamentamos informarles que tras discutir con nuestros conductores nos vemos obligados a suspender indefinidamente nuestros servicios de autobús a Santa Fe. Esta tarde varios de ellos recibieron amenazas de muerte, y no podemos ponerlos en riesgo”.

Según una petición que fue publicada en la plataforma Change.org, Jetty aseguró que desde el pasado 11 de marzo, los operadores de la Ruta 5 (Tacubaya a Santa Fe) comenzaron a impedir el paso de otros medios de transporte colectivo en la zona con el argumento de “tienen la exclusividad para circular en esta ruta”.

Incluso, detalla la aplicación, en un inicio no permitieron la circulación del operador de transporte SVBUS, y que posteriormente detuvieron y hostigaron a quienes se trasladaban en otras plataformas de transporte colectivo.

“Hemos tenido que tomar la dolorosa decisión de suspender algunos servicios ya que no podemos, en buena conciencia, arriesgar a nuestro equipo de trabajo o someter a nuestros usuarios a mayores inconveniencias. Nos duele que ganen quienes usan violencia para apropiarse de las calles. Nos duele romper nuestra principal promesa a los usuarios: Lograr que el transporte compartido en esta ciudad deje de ser inseguro”.

Esta decisión fue acertada puesto que Jetty está poniendo por encima de todo la seguridad laboral, sin embargo, hace poco anunció que regresaría con sus operaciones normales.

Jetty renauda servicio a Santa Fe

Después de que sus operadores fueran amenazados por parte de supuestos choferes de la ruta 5, Jetty anunció en su cuenta de Twitter que «mantener la suspensión del servicio sería forzar a nuestros usuarios a utilizar opciones más caras, más lentas, más inseguras y más incómodas.

El fundador de Jetty, asegura que la empresa no le quita mercado a los transportistas de dicha ruta, pues sus usuarios son personas que normalmente se movilizan en transporte bajo demanda de Uber o con su propio vehículo.

Su modelo de negocio se basa en reunir a varios empresarios transportistas para que estos corran una de sus 46 rutas.

Según la plataforma, la firma establece los estándares de seguridad, los precios y las condiciones laborales, mientras que los empresarios se mantienen como los propietarios de los vehículos y patrones de los choferes.

La pregunta es, ¿con esta acción, Jetty realmente está tomando responsabilidad y está aguardando la seguridad de los usuarios? ¿Qué otras medidas tomará para que tanto sus conductores como sus usuarios tengan la seguridad de que de verdad su traslado será 100% seguro y sin ningún tipo de bloqueo?

Acerca del autor

Janneth Del Real

Licenciada en Periodismo por la Escuela de Periodismo Carlos Septién. Ha trabajado en el periódico Mas por Más, revista SuperMujer, Pulso Pyme, Linio y en el Periódico AM de Querétaro. Actualmente desarrolla contenidos para Expoknews.

Mujer positiva que siempre busca el para qué de las cosas.