Gobierno

Evaden al fisco con el reciclaje

Critican eliminación de ‘esquema de autofactura’

Un gran negocio crece al amparo de la informalidad y hasta del robo.Es el acopio de material reciclable, que en un 80 por ciento lo integran establecimientos informales que evaden cada año unos 15 mil 575 millones de pesos en IVA e ISR, reveló una investigación de la Confederación Nacional de Cámaras Industriales (Concamin).

El organismo encontró que ante la falta de un mecanismo fiscal que integre al grueso de los recolectores de material reciclable, como papel, plástico, vidrio y chatarra de acero, es el intermediario del último eslabón de la cadena el gran ganador.

Octavio Rangel Frausto, director de la Cámara Nacional de la Industria del Hierro y el Acero (Canacero), refirió que desde el 2009, cuando el Gobierno eliminó el “esquema de autofactura”, los intermediarios venden con sobreprecio el material reciclable.

Dijo que algunos de ellos emiten facturas apócrifas.

“Todo esto abre la puerta a la criminalidad, pues muchas veces a las empresas nos roban chatarra de acero y luego nos la venden a precios más altos”.

La investigación de la Concamin estima que la falta de regulación distorsiona los precios.

“Estos intermediarios facturan a las empresas que reciclan con un sobreprecio de entre 7 y 8 por ciento con relación al costo al que lo adquirían antes del 2009, año en el que el Gobierno federal eliminó el llamado ‘esquema de autofactura'”.

Señala que el mercado informal del acopio de material para reciclaje tiene un valor anual de unos 82 mil 845 millones de pesos, y de unos 100 mil millones de pesos ya integrada la actividad formal.

Esta actividad generaría una recaudación de 2 mil 320 millones de pesos en ISR y de 13 mil 255 millones en IVA, cifras que dejan de ingresar a las arcas federales.

Según la Concamin, la “autofactura” permitía a las industrias que reciclan papel, plástico, vidrio y chatarra de acero, entre otros, comprar en forma directa a los “pepenadores”.

Bajo este esquema, a los recolectores se les retenían el impuesto para integrarlos de manera indirecta a la formalidad.

Pedro Silva Rodríguez, presidente de la Cámara Nacional de la Industria del Papel y la Celulosa, indicó que el material reciclable tiene un valor nulo en los depósitos de basura, pero luego se revalúa al pasar por los intermediarios, casi todos sin registro fiscal.

“La mayoría de estos negocios opera en la informalidad, sin pagar impuestos”.

Por otra parte, Silva Rodríguez dijo que desde hace tres años han aumentado, “en forma geométrica”, las toneladas de papel reciclable que salen de México hacia Estados Unidos.

Para exportar este papel es innecesario facturar, aclaró, pues se registra sólo bajo protesta de decir verdad.

“La exportación de papel para reciclar pasó de 100 mil toneladas en el 2009, a 200 mil en el 2010, y a 300 mil en el 2011”.

De acuerdo con la Concamin, la eliminación de la autofactura en el 2009 implicó un retroceso para que México diera un paso fundamental para construir una “economía verde” y que fuera acorde con los lineamientos del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA).

Fuente: negociosreforma.com
Por: Alfredo González
Publicada: 03 de Septiembre de 2012

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario