Gobierno

En vigor la semana entrante, nuevas medidas contra la comida chatarra

A partir de la semana próxima las secretarías de Salud (Ssa) y de Educación Pública (SEP) pondrán en marcha la segunda fase de los lineamientos contra la venta de alimentos chatarra en las escuelas de enseñanza básica, en la cual se restringirá más el nivel de azúcares y grasas que los alumnos puedan consumir, indicó el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud de la Ssa, Mauricio Hernández.

En entrevista, el funcionario afirmó que esta etapa forma parte del esquema de reducción gradual que el gobierno federal acordó poner en marcha junto con las empresas productoras de pastelillos y botanas, la cual deberá completarse en máximo tres años.

En la primera fase, que se inició en enero pasado, se eliminó la venta de frituras, refrescos y otras bebidas azucaradas. En la segunda, explicó, entra un criterio más riguroso, con una porción que baja de 140 a 130 las calorías, y contempla los aspectos de grasa total, azúcar, grasas saturadas y sodio.

De más de 100 botanas autorizadas ahora quedarán 40, eliminando principalmente las que tienen mucha sal. En el rubro de azúcares adicionadas también habrá una baja de 900 dulces a unos 250. En total, la lista de alimentos se ajustará de mil 800 a 413.

Esta lista se va a reducir en la tercera y última fase, porque metemos un criterio más estricto sobre grasas. Le damos una apretada para sacar los productos que tengan más, porque ahora se permite 40 por ciento de esas sustancias y el año entrante será nada más 35 por ciento, detalló.

Subrayó que la dependencia se encuentra en la evaluación del proceso y que, según los resultados de una encuesta en 12 estados, 80 por ciento de escuelas ya aplica los lineamientos de la primera fase y trabaja con la SEP para generar los manuales y promocionales para que los planteles se sumen.

Hernández Ávila asistió a la presentación del sistema Amigo de mí, cinco pasos, en el Papalote Museo del Niño.

El subsecretario explicó que se trata de un programa piloto que se implementará este ciclo escolar en 50 escuelas del país, el cual consiste en un sistema de ejercicio y baile calculado para que los niños quemen entre 150 y 250 calorías en media hora. Lo anterior es una ampliación del programa Cinco pasos.

De dar resultados positivos, dijo, se buscará ponerlo en marcha en todo el país.

El funcionario dijo que la Ssa labora en la renovación de la Norma Oficial Mexicana de Salud Escolar, que establecerá nuevas recomendaciones, como el peso de las mochilas y la disponibilidad de agua en los planteles.

Fuente: Jornada.unam.mx
Por: Fernando Camacho
Publicada:20 de agosto de 2011.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario