El gasto del sector público en favor del medio ambiente contabilizó 130 mil 779 mdp, ¡entérate!

La contaminación en México ha ido incrementado, sobre todo en las ciudades como Monterrey, Guadalajara y la Ciudad de México. En esos lugares, el tráfico ha provocado que se presenten neblinas y altos índices de gases efecto invernadero causantes de problemas de salud para los habitantes como infecciones respiratorias, asma y conjuntivitis.

Bajo el marco del Día Mundial del Medio Ambiente, en un nuevo informe del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), se dio a conocer lo grave que es este problema de la contaminación ambiental, ya que ésta cuesta siete veces más que el gasto del gobierno en salud.

Además, el INEGI estima que el impacto de la contaminación fue equivalente a 4.6% del Producto Interno Bruto (PIB) en 2016, lo que quiere decir unos 925 mil 326 millones de pesos (mdp) a precios corrientes, una cifra superior a los 132 mil 216 mdp que el gobierno destinó al rubro de salud en ese mismo año.


El INEGI estima que el impacto de la contaminación fue equivalente a 4.6% del Producto Interno Bruto (PIB) en 2016

Twittea esta frase.


Costo de la contaminación es mayor que el de la salud

De acuerdo con el INEGI, «el costo por la degradación ambiental fue de 4%, derivado principalmente de las emisiones contaminantes al aire provenientes de las fuentes móviles como autos particulares, camiones de pasajeros, camiones de carga y taxis, entre otros”.

Julio Santaella, presidente del INEGI dice que el impacto por contaminación ambiental considera los efectos derivados de residuos plásticos, el agotamiento de los mantos acuíferos, recursos petrolíferos, bosques, la degradación del aire y contaminación del suelo.

Por el contrario, el gasto del sector público en favor del medio ambiente contabilizó 130 mil 770 millones de pesos, es decir, una cifra equivalente a 0.7% del PIB.

Este porcentaje es parecido al de otros países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) como España, que destina 0.5% a la protección del medio ambiente y Reino Unido con el 0.8% de su PIB.

Cabe mencionar que el próximo 30 de noviembre, INEGI difundirá los resultados actualizados del impacto ambiental en México durante 2017.

En México el costo de la contaminación es mayor que el de la salud

Nuestro país está posicionado como uno de los últimos de la lista de la OCDE en lo que a salud pública se refiere, frente a las inversiones de otros países como Alemania, que destina alrededor del 9% de su PIB en este sector.

El año pasado, el Sistema Único Automatizado para la Vigilancia Epidemiológica (SUAVE) informó que en 2016 se registraron 900 mil hospitalizaciones por enfermedades relacionadas con la contaminación en la Zona Metropolitana del Valle de México.

A pesar de que se han tomado medidas para bajar la cantidad de contaminación en el aire, México destina más del doble para superar la contaminación del país que en salud.

Es probable que en este 2018, la mala calidad del aire sea causante de 37 mil muertes, 100 hospitalizaciones y 6 millones de consultas médicas en 2018, según el pronóstico del Instituto Mexicano de la Competitividad (IMCO).

El costo ambiental se divide en dos partes. Un 4% corresponde degradación ambiental que incluye emisiones de aire, contaminación por agua, residuos sólidos y degradación de suelo. Mientras que el restante 0.6% es el costo económico registrado en el país por agotamiento de recursos forestales, agua subterránea e hidrocarburos.

Acerca del autor

Janneth Del Real

Licenciada en Periodismo por la Escuela de Periodismo Carlos Septién. Ha trabajado en el periódico Mas por Más, revista SuperMujer, Pulso Pyme, Linio y en el Periódico AM de Querétaro. Actualmente desarrolla contenidos para Expoknews.

Mujer positiva que siempre busca el para qué de las cosas.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact