Conoce la función de cada uno dentro de las empresas.

Como todo sistema las empresas cuentan con dos elementos fundamentales: las llamadas instituciones (reglas del juego) y actores (individuos con finalidades económicas), pero igualmente la empresa también es poder, y como tal el management tiene responsabilidades ejecutivas, legislativas y judiciales.

Las responsabilidades ejecutivas de la dirección general de cualquier empresa pasan por el criterio de optimización de los recursos y sostenibilidad de la organización en el tiempo. Es la ejecución parte de la naturaleza de cualquier dirección, es fundamental para el desarrollo de la organización. La ejecución, el hacer que las cosas se hagan, que se cumplan los plazos y acercar los recursos a quienes operan es parte de esas responsabilidades. Un director que no ejecuta es un director que no cumple con su responsabilidad primero económica, y después social.

Otra de las responsabilidades propias de la dirección es el establecimiento de las reglas, políticas y procedimientos que se establecen en cualquier organización con el afán de reducir el margen de discrecionalidad del acto de gobernar. Un sistema, una empresa que no tiene reglas establecidas promueve la incertidumbre y el desorden en el quehacer cotidiano de la organización. Una dirección que no promueve las reglas del juego y que no hace que se cumplan las existentes es una dirección irresponsable primero económica, y después socialmente.

shutterstock_395159344

Pero tal vez la responsabilidad más difícil de cumplir sea la de la justicia en la aplicación de las sanciones. Deber fundamental de la cabeza de la organización porque en esa función está implícita la generación de valor social. Y es fundamental debido a que esa empresa está considerada como una comunidad de personas. Y a las personas les compete justicia. Una dirección que no vive la justicia, no considera a su gente como personas y por tanto no cumple su responsabilidad.

Tres poderes fundamentales que agrupa la función de la dirección de cualquier empresa y que debe darle sentido humano porque está construyendo una organización que debe generar valor social. Pero igualmente como todo sistema para que funcione la empresa debe generar sus pesos y contrapesos internos para su buen funcionamiento.

Un contrapeso fundamental para quien ejecuta es que no sea el mismo que diseña la norma y que a la vez no sea el mismo que quien aplica sanciones. En las empresas que buscan generar valor social existe un diseño interno que promueve la división de esos poderes diseñando espacios para el análisis y la apelación de las posibles sentencias.


agustin-llamasipade

Agustín Llamas Mendoza
Profesor de Entorno Político y Social del IPADE

Acerca del autor

ExpokNews