Ambiental

¿Comerías en un carrito de comida impulsado por basura?

Los carritos de comida también deben ser sostenibles. Conoce la innovación que llegó a NY.

Imagen via Fast Company

Imagen via Fast Company

Cuando pensamos en una ciudad sostenible imaginamos edificios ultramodernos y ahorradores, espacios para bicicletas y muchas áreas verdes, pero pocas veces nos imaginamos la versión verde de otros elementos, como los carritos de comida. En cualquier gran urbe, por supuesto incluyendo la ciudad de México, la comida callejera es una pieza clave de la vida diaria, pero que presenta riesgos para la salud y el ambiente.

Los food carts o puestos ambulantes con frecuencia obtienen su energía de gas o diesel, lo cual no solo es peligroso sino que genera contaminación y es un riesgo de salud, ya que los alimentos no siempre están refrigerados de forma apropiada. En la ciudad de Nueva York ya se está haciendo algo al respecto, y lanzará este verano 500 nuevos carros que usan energía solar, baterías recargables y combustibles alternativos.

Los generadores que se usan en la actualidad no están hechos para áreas urbanas y generan una gran cantidad de emisiones de dióxido de carbono, que pueden alcanzar el equivalente al smog creado por 200 automóviles. Este nuevo carro, que fue creado por la empresa Move Systems, guarda la luz solar que llega al techo en una batería de litio. Para cuando esta energía no sea suficiente, se agregó un generador de gas natural. Además, el área de cocina cuenta con un refrigerador, un espacio para preparar y un lavabo, por lo que aumenta el nivel de salubridad.

Imagen via Fast Company

Food Cart impulsado por luz solar via Fast Company

Lo más emocionante de esta innovación es que pronto se podría llevar más lejos, usando los desechos de la comida preparada en el carrito para generar energía. En Nueva York ya existen muchos esfuerzos para alejar la basura proveniente de alimentos de los vertederos de basura y esto se podría hacer realidad porque para impulsar a todos los carros de la ciudad se necesitarían unos cien mil kilos de desechos, mientras que la ciudad produce 2 millones de toneladas anuales. Esta solución fue propuesta por una ONG, pero todavía no existen planes concretos.

Mientras tanto, los carros solares serán ofrecidos a los vendedores en un préstamo a cinco años, pero veteranos de guerra con discapacidad serán la prioridad para obtener los primeros cien. Por el momento no tendrán costo, gracias, entre otras cosas, a que llevarán publicidad, pero los vendedores deberán pagar una cuota por el procesamiento de tarjetas de crédito.

Con información de:
FastCompany

Acerca del autor

María José Evia H

Comunicadora especializada en medios digitales, literatura y equidad de género. Coordina, escribe y edita contenidos de ExpokNews y la Síntesis diaria, además de colaborar en medios como Letroactivos, Letras Libres, Lee + y Equilibrio. Aquí sus redes sociales.

Dejar un comentario