RSE

Cinco bancos y un pendiente llamado ‘paperless’

paperless

A pesar de que los estados de cuenta impresos representan uno de los principales consumos de papel para los bancos, falta más articulación en los esfuerzos que hacen para migrar a sus clientes al e-statement, pues no han conseguido jalar parejo a la sociedad hacia una de las estrategias paperless más conocidas.

paperless

Las acciones vinculadas al estado de cuenta electrónico se empañan, además, por la poca comunicación de ahorros y resultados a los usuarios, aunque eso sí las instituciones venden estas iniciativas como una de sus políticas ambientales más populares e incluso la pintan de verde por el beneficio de dejar de imprimir.

No hace más de cinco años que al interior de los bancos comenzó a cobrar relevancia el e-statement e iniciaron esfuerzos para volcar a los clientes a un esquema que supone ventajas para el usuario y la institución, e incluso el planeta, al significar ahorros en recursos ambientales y económicos así como otras cualidades en eficiencia operativa, seguridad, rapidez y comodidad.

Las cinco principales instituciones bancarias en México (BBVA Bancomer, Banamex, Santander, Banorte y HSBC) concentran más de 70% del total de activos del sistema bancario mexicano, de acuerdo con la Comisión Nacional Bancaria y de Valores. Esas instituciones también aglutinan el mayor número de tarjetas, cuentas, créditos, captación, sucursales, cajeros y terminales punto de venta.

En estados de cuenta electrónicos, ¿cómo andan estas cinco instituciones?

Bancomer

Fundado en 1932, Bancomer concentra actualmente 21% de los activos bancarios, lo que la coloca como la primera institución en México. Con 18.7 millones de clientes, cada mes “genera” alrededor de 45 millones de estados de cuenta, pues cada cliente tiene tres productos o servicios en promedio, explicó Irma Acosta, directora de Reputación y Responsabilidad Corporativas de BBVA Bancomer.

Del total de estados de cuenta, 10.5 millones al mes continúan siendo de papel y buscan, en tres años, alcanzar la impresión cero en este rubro.

Aunque estamos obligados a siempre generar un estado de cuenta, aprovechamos medios como el mail, dejarlo disponible en el cajero para los clientes o practicajas. Hoy, los estados de cuenta ya no son el mayor consumo de papel para el banco, hace años sí”, aseguró.

Los estados de cuenta que imprime el banco actualmente significan 1.6 toneladas de papel al mes, por lo que han dejado de comprar 5.1 toneladas con los que ya no imprimen.

Aunque el ahorro más significativo para la institución no ha estado en el papel ni la impresión de los estados de cuenta, “sino en la distribución”, admite que es difícil medir ese ahorro en logística; el que sí brinda es el del insumo: cada estado de cuenta que no imprimen significa dejar de gastar 5 pesos en promedio.

El ahorro generado se encamina a nuevos desarrollos de digitalización, pues “existe una dirección general dedicada 100% a que todos los procesos se vuelvan digitales”.

Banamex

Con 130 años de presencia en el mercado mexicano y una participación de 18% de los activos totales del sistema bancario, Banamex envía cada mes 15 millones de estados de cuenta, de los que 12 millones (80%) se imprimen y 3 millones (20%) son electrónicos, de acuerdo con información a junio de 2014 proporcionada por Fomento Ecológico Banamex y el área de Sustentabilidad del banco.

Los clientes de este banco comenzaron a migrar al estado de cuenta electrónico en 2009, cuando la institución ofreció plantar un árbol por cada usuario que migrara a ese formato, así, durante ese año el planeta ganó más de 300 mil árboles en el Nevado de Toluca y en el Izta-Popo. En 2010 se regalaron entradas para el cine y desde 2011 no hay incentivo adicional, salvo “mensajes de educación ambiental para sustentar la estrategia paperless”.

La penetración del e-statement prácticamente se duplicó en dos años. Mientras en 2011, 8.6% y 11.9% de los clientes de cuentas de ahorro y tarjetas de crédito, respectivamente, optaban por el estado de cuenta electrónico, en 2013 la proporción fue de 14.8% y 24.6%.

Esta estrategia, por sí sola, significó para Banamex dejar de consumir 300 toneladas de papel sólo entre 2011 y 2013. El ahorro, aunque no dicen de cuánto es, se reinvierte en campañas permanentes de paperless.

Para finales de 2016, el banco busca duplicar el porcentaje actual del e-statement (20%), para que cuatro de cada 10 estados de cuenta enviados sean electrónicos.

El área de e-banking de la institución encabeza actualmente el impulso del e-statement mientras que la de Sustentabilidad (parte de Compromiso Social Banamex) compila y monitorea ésta y otras iniciativas de reducción de papel.

Santander

Se buscó a Santander, el cual concentra 12% en los activos del sistema bancario, pero no dio respuesta.

En su Informe de Sustentabilidad 2013, difundido en su sitio web, reporta un consumo de 2 mil 616 toneladas de papel el año pasado, 2.8% menos que en 2012.

Banorte

Banorte-IXE, la única institución mexicana o sin fusiones con banca extranjera del top five, concentra también 12% de los activos. Cada mes, genera 18.9 millones de estados de cuenta, de los que imprime 2.5 millones (13.2%) y envía por mail casi 460 mil (2.3%), con datos a junio de 2014.

Carmelo Santillán, subdirector de Sustentabilidad en Banorte-IXE, aseguró que el papel que han dejado de consumir alcanzó las 30.2 toneladas en 2013 y prevén que el ahorro este año, tanto en hojas como en sobres, llegue a 52.9 toneladas, lo que representaría un ahorro de 756 mil 600 pesos.

Descartó revelar las metas del banco para ampliar el número de clientes con estado de cuenta electrónico o en qué invierten el ahorro generado con los e-statements.

En su Informe Anual 2013 , Banorte reporta un ahorro promedio de 35% en el consumo de papel en conjunto, respecto del año base correspondiente a cada área (2010, 2011 o 2012), lo que representa un ahorro acumulado de 1 millón 100 mil pesos.

En este 2014 se plantean alcanzar la meta de 50% de ahorro en consumo de papel, establecida originalmente para 2013. Este programa incluye tanto ahorros generados en oficinas como en sucursales y, por supuesto, con la migración electrónica de estados de cuenta.

En 2013 alcanzaron un consumo de casi 1 mil 93 toneladas de papel y un reciclaje de desechos (plástico, metal, vidrio, papel y cartón) de 128.5 toneladas. El retorno económico por la recuperación de papel rebasó los 3 millones de pesos.

HSBC

HSBC México alcanza a entrar a los cinco bancos más grandes del país con 8% de los activos. El impulso del estado de cuenta electrónico no es, por sí solo, una iniciativa particular para la institución, pues su estrategia es “integral”.

Más que estar enfocados a los estados de cuenta, nuestra estrategia es integral y atiende todas nuestras operaciones, como energía, manejo de desechos, agua y emisiones CO2; según mediciones que hemos hecho, podemos mover más la aguja (en términos de beneficio ambiental) en el tema de consumo de energía que en el de estados de cuenta bancarios”, dijo Miguel Ángel Laporta, director de Sustentabilidad Corporativa de HSBC México.

Admitió que el grueso del papel que compran, que aseguró es certificado, se va en estados de cuenta y el consumo en sucursales.

Aunque descartó revelar el número de estados de cuenta que envían o cuántos clientes han migrado al e-statement, por “políticas”, sí dijo que 66% de las cuentas en productos de captación y colocación son paperless, entre los que se incluyen cuentas de nómina, cheques, tarjetas de crédito, inversiones hipotecario, etc. Esta proporción significa 5.6 millones de estados de cuenta al mes.

Otro dato que ofrece es que 95% de las cuentas a la vista de personas físicas son electrónicas. Estos productos se refieren a cuentas de nómina y cheques, entre los que suman 4.9 millones al mes.

En términos de ahorros alcanzados refiere el programa Reciclar es Ayudar, aunque aclara que no está relacionado con los estados de cuenta electrónicos. En su Informe de Sustentabilidad 2012, el más reciente en su página web, reportan 400 toneladas de desechos recicladas -entre papel, cartón, aluminio, vidrio y PET- a través de ese programa, el cual canaliza los recursos obtenidos por la venta de desechos a organizaciones sociales a través de Fundación HSBC.

La meta en sustentabilidad que tiene el banco a nivel global, compartió Laporta, es: “reducir hacia 2020 las emisiones de CO2 a 1 tonelada por empleado; ahorita estamos en un promedio de 2.25 toneladas por colaborador”.

¿Y la comunicación?

La comunicación de las instituciones bancarias con sus clientes, uno de los más relevantes grupos de interés para cualquier empresa, tampoco anda muy bien. ¿Cómo transparentan estos resultados? Aquí lo que dicen.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact