Theresa May anunció que pondrá en marcha un sistema de registro de los abusadores sexuales, ¿cuál es su función? ¡entérate!

Desde que se destapó el caso acerca de que el director de Oxfam GB en Haití contratara prostitutas en la casona alquilada por la ONG, el gobierno de Theresa May anunció que se pondrá en marcha un nuevo sistema de registro de los abusadores sexuales. Esto será posible con la colaboración de la agencia policial internacional, Interpol, ello con el fin de tener un mayor control de quienes trabajan para estas organizaciones.

De acuerdo con Penny Mordaunt, en una declaración para el diario The Times, «se trata de una iniciativa histórica para poner freno a los depredadores sexuales que se mueven de una agencia a otra sin que sean detectados por el radar”.

Penny, ministra para el Desarrollo Internacional del Gobierno británico,  anunciará oficialmente la propuesta en la Cumbre Internacional para la Salvaguarda de las Víctimas, que se celebra esta semana en Londres.

Y es que según El País, un informe denuncia que la mayoría de las ONG persisten en no denunciar los casos internos de abusos o comportamientos irregulares.

La base de datos de abusadores tendrá un presupuesto de más de  dos millones de euros para la primera fase de pruebas. Se espera que en los próximos cinco años, el presupuesto crezca a unos 11 millones de euros.

Para lograrlo, será necesario la colaboración de la agencia policial internacional, Interpol, y de su sistema de alarmas verdes, que permite tener información en tiempo real a las distintas fuerzas de seguridad del mundo de los movimientos o actividades criminales en marcha; 192 países miembros podrán utilizar el nuevo sistema.

Dentro de la investigación que realizó y publicó el diario El País, se consultó a la Interpol sobre los preparativos desarrollados para este nuevo proyecto, sin haber obtenido de momento respuesta detallada.

Cabe mencionar que el secretario general de la agencia, Jürgen Stoch, ha declarado a través de un comunicado oficial que:

Una parte importante de la misión de Interpol es proteger a los miembros más vulnerables de la sociedad de aquellos más peligrosos. Algo mucho más importante cuando los depredadores sexuales intentan abusar de aquellos —hombres, mujeres o niños— a los que se suponen deben proteger de todo mal.

Por su parte, el gobierno de Reino Unido anunció que su intención es cooperar con las ONGs para poner a prueba un nuevo pasaporte para los trabajadores de las agencias que no solo indique su identificación individual, sino que incorpore una comprobación de sus antecedentes y señale si han sido o no vetados para trabajar.

Base de datos de abusadores ¿es esto una solución?

La nueva base de datos de abusadores se llamará Soteria, en referencia a la diosa de la mitología griega que personificaba la protección personal, según han explicado fuentes del Ministerio para el Desarrollo Internacional de Reino Unido.

Con Soteria se les permitirá a las agencias de ayuda humanitaria poder realizar comprobaciones de los antecedentes penales o policiales de aquellas personas que tengan intención de contratar.

¿Cómo se logrará esto?

Será a través de un sistema seguro de consultas en Red que se alertará además de las acusaciones o investigaciones en marcha sobre una persona investigada.

Se trata de un sistema internacional de control que surge en el mismo tiempo que la publicación del definitivo de la Charity Commission (CC), la agencia gubernamental británica encargada de controlar y canalizar fondos para las organizaciones, sobre las denuncias del escándalo sexual de Oxfam en Haití y de escándalos posteriores que han afectado a agencias humanitarias.

De acuerdo con Sarah Atkinson, la directora de Políticas, Planes y Comunicación de la CC,  «seguimos sin estar convencidos de que ya hemos sabido todo lo que debemos saber. Trabajamos con las agencias de ayuda para que cambie la cultura de la denuncia, y asegurarnos de que se conviertan en instituciones seguras y mejor preparadas para cambiar la vida de las personas”.

Por su parte, Oxfam ha respondido a través de su portavoz al anuncio de la creación la base de datos:

“Damos la bienvenida a la iniciativa de la ministra, un paso importante para proteger a aquellos a los que protegemos de los depredadores sexuales. Desde 2011 hemos llevado a cabo importantes mejoras en nuestros métodos de actuación (mejoras aceleradas desde el pasado mes de febrero), pero sabemos que debemos hacer más. Expresamos nuestras más profundas disculpas por nuestra incapacidad de frenar los abusos en Haití y por los atajos que se adoptaron para responder al incidente”.

Acerca del autor

Janneth Del Real

Licenciada en Periodismo por la Escuela de Periodismo Carlos Septién. Ha trabajado en el periódico Mas por Más, revista SuperMujer, Pulso Pyme, Linio y en el Periódico AM de Querétaro. Actualmente desarrolla contenidos para Expoknews.

Mujer positiva que siempre busca el para qué de las cosas.