Fundaciones Empresariales

Asociaciones civiles que están fuera del régimen legal pueden actuar con opacidad

¿Qué sucede cuando una Asociación civil tiene alguna irregularidad?

Los políticos honrados se quitan
de en medio cuando cae
sobre ellos la sospecha”.
Antonio Gala

Por Emilio Guerra Díaz

Pese a que la Auditoria Superior de la Federación no encontró alguna irregularidad respecto a la donación por mil millones de pesos que hizo el gobierno federal desde el Instituto de los Mexicanos en el Exterior en 2015, a la Fundación Juntos Podemos de EEUU donde está involucrada Josefina Vázquez Mota, Andrés Manuel López Obrador ha pedido que se aclare el uso y destino de aquellos fondos.

Independientemente de que la misma petición que hace el dueño del Partido Morena, se le puede hacer a él para saber cómo sobrevivió varios años sin trabajar, el caso de Juntos Podemos puede ilustrar lagunas en la relación de ciertas organizaciones de auto beneficio con el actual régimen fiscal.

Al respecto, es importante señalar que el ejercicio de vigilar los recursos de una asociación civil, sean de origen privado o público, solo es potestad de la autoridad hacendaria cuando la organización ha sido reconocida como donataria autorizada o ha solicitado su inscripción en el Registro Federal de Organizaciones de la Sociedad Civil, responsabilidad del Instituto Nacional de Desarrollo Social. El lector puede cerciorarse que Juntos Podemos, A. C. no aparece ni en aquel, ni en el Directorio de Instituciones Filantrópicas del Centro Mexicano para la Filantropía. Allá en EEUU podrá ser una organización filantrópica, aquí todavía no lo es.

El lector puede imaginar sobre cómo pueden fluir los recursos hacia una organización (de auto beneficio) que puede estar formalmente constituida pero sin tener interés alguno en registrarse o ser donataria. Imagine que:

1) Un gobierno, una empresa o un grupo de ciudadanos autoriza una aportación a una organización registrada en EEUU (y que tiene una oficina también en nuestro país) para fines pactados mediante un proyecto que tiene sus objetivos bien definidos. Ésta entrega el informe sobre la utilización del dinero e incluso documenta las acciones realizadas en los reportes periódicos. En esa relación se puede exigir una rendición de cuentas. Pero no más.

2) De la relación interna entre la organización de EEUU y su oficina en México, donde aquella pudiera trasferir fondos, ese ya es un asunto entre particulares por lo que los ingresos de una oficina en nuestro país cuando no es una donataria autorizada y no está en el registro federal, el ingreso de esos recursos son aportaciones de sus asociados o contribuciones, más no son donativos.

3) Como es una asociación civil privada que no recibe recursos públicos, lo que pasa adentro es asunto entre particulares. Solo los socios pueden pedir cuentas del dinero que reciben y su utilización. Entre la oficina de EEUU y México se entienden con recibos que comprueban el egreso y el ingreso para documentar la operación. También están en condiciones de aprobar su utilización sin que exista alguna restricción legal porque ni están sujetos al régimen de donatarias ni al de organizaciones que tienen la Clave Única.

Ese vacío, que afecta positivamente a las asociaciones de auto beneficio, les permite grandes márgenes de maniobra para allegarse de recursos que apoyen intereses particulares o partidistas que pueden cubrir los gastos que decidan, por ejemplo, de campaña que no reportarán a la autoridad electoral. Sus recursos son manejados en opacidad y estas asociaciones no tiene prácticas de transparencia y rendición de cuentas públicas, obligación que si tienen las donatarias autorizadas y las que reciben recursos públicos por estar en el Registro Federal.

Por otra parte, la semana pasada se supo que la Universidad de las Américas Puebla fue embargada el pasado 14 de febrero por el Sistema de Administración Tributaria como consecuencia del aún no resuelto caso de la Fundación Mary Street Jenkins (FMSJ), administradora de la institución educativa y así garantizar el pago de un crédito fiscal de 45 millones de pesos que adeudan a la SHCP.

Recordará el lector que los patronos de dicha fundación (todos familiares) encabezados por Guillermo Jenkins Anstead, quien falleciera en diciembre pasado, crearon la Fundación Bienestar de la Filantropía a la que donaron el patrimonio de la FMSJ y dejaron de cumplir con sus obligaciones fiscales. Luego se supo por las denuncias del hijo del Patrono Presidente, Guillermo Jenkins de Landa, que mudaron los 720 millones de dólares a Barbados. Gracias a él se abrió una investigación.

Este caso no ha sido legalmente resuelto, pero la Junta para el Cuidado de las Instituciones de Asistencia Privada en Puebla puede estar en serias dificultadas ya sea por acción u omisión al no cuidar el proceso de transferencia y del manejo de los recursos.

Es apremiante resolver el caso de la Universidad de las Américas Puebla y por otro lado, sería un acto de honestidad que tanto Vázquez Mota con Juntos Podemos y López Obrador, mostraran las cuentas de la Fundación y cómo se financió tantos años dándose gran vida.

Desde el Consejo Directivo

razones para implementar la rse en empresas

El Presidente del Directorio expresó su pésame a la Familia González Guajardo por el fallecimiento de Doña Teresa, quien sobresalió por su amor a Oaxaca y dirigir varios esfuerzos filantrópicos en la entidad. También dijo que fallecieron también Hugo Barragán Hermosillo, empresario constructor, ganadero y filántropo jalisciense y Norberto Augusto Domínguez Amezcua, Presidente de la Asociación Mexicana de la Cruz Blanca Neutral IAP. Pidió guardar un minuto de silencio por estos tres filántropos.

Buen debate se llevó a cabo el viernes pasado en el programa de Ciro Gómez Leyva, dijo el Tesorero, entre Jesús Camarena, Director de Investigador de la asociación Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad, y Salvador Loyo Arechandeta, Director General de Administración de la Delegación Cuauhtémoc donde se escucharon los puntos de vista de las dos partes. Camarena estuvo muy atinado en señalar los conflictos de interés que rodearon la adjudicación directa de un contrato a un amigo de la hija de Monreal donde se presume conflicto de interés que el funcionario público no cuidó.

Salvador Camerena, dijo el Tesorero, preguntó al joven al servicio de Monreal que si conocía a Catalina, hija del Delegado, que si era su amiga. “¿Es tu amiga?”, “¿Le dedicaste tu tesis “por ser uno de los hermanos que el destino me regaló”? Loyo Arechandeta aceptó que sí.

Él al presidir el comité de Adquisiciones, fue nombrado por el zacatecano, es su jefe y amigo de Catalina y obviamente tiene compromisos políticos a los que está sujeto. Al verse acorralado, Salvador Loyo Arechandeta quiso revirar atacando y cuestionando los recursos de la asociación civil diciendo que están en opacidad. Se autocalificó con la frase de su líder mesiánico y dijo que “tengo la autoridad moral” y tú no (refiriéndose al periodista). Ridículo pedirle a Camarena que presente su declaración 3 de 3, porque no es funcionario público.

El Director de la organización señaló sobre el mismo tema que el joven “itamita” Loyo Arechandeta se equivoca respecto a la opacidad de las donatarias, porque cualquier persona puede acceder dentro de la página del portal del SAT para conocer quiénes son los donantes y el monto que otorgan a Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad por ser donataria autorizada. En cambio, recordó que en la Delegación Cuauhtémoc han pasado cosas raras como trasladar 600 mil pesos en efectivo, que eran primero “un donativo” según Pedro Pablo de Antuniano, ex empleado de Ricardo Monreal, para una “fundación”. Qué bueno que hay organizaciones civiles que monitoreen la asignación de recursos públicos y vigilar que no se desvíen a intereses particulares o a engordar el patrimonio de ciertos políticos. Este debate, dijo el Director, se puede escuchar gracias a los podcast de Radio Fórmula.

La Secretaria de la asociación expresó que Compromiso Social Banamex entregó 59 casas en la comunidad de Chamela, Jalisco, para familias que fueron damnificadas cumpliendo un compromiso público.


Emilio Guerra Díaz

Emilio Guerra cuenta con amplia experiencia en la Gestión de la RSC, destacando su trabajo en el área de vinculación con la comunidad que potenciar la inversión social empresarial. Ha gerenciado fundaciones empresariales.

Acerca del autor

Emilio Guerra

Dejar un comentario

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]