- Advertisement -
NoticiasRSEAlemania regresa al carbón ante la escasez de gas en Europa

Alemania regresa al carbón ante la escasez de gas en Europa

Los intentos por la descarbonización en el mundo se complican, en un momento en el que especialistas climáticos han señalado que la sostenibilidad del planeta está colapsándose: Alemania anuncia que regresa al carbón ante la escasez de gas en Europa.

Ciertamente, la actual guerra rusa contra Ucrania parece socavar los esfuerzos por detener la crisis climática. Los efectos del conflicto bélico ya han obligado a más de 10 millones de personas a abandonar sus hogares, agravado la situación del sistema alimentario, aunque quizás el panorama más complejo es el retorno a los combustibles fósiles.

Alemania regresa al carbón

Alemania sin suministros de energía

De acuerdo con CNBC, el país ha indicado que reactivará plantas de carbón ante el riesgo de carecer de suministro energético. Si bien, será durante un período de transición en lo que aumentan sus reservas para los meses más críticos de invierno, esto significa un gran revés para las energías limpias.

El ministro de Economía alemán, Robert Habeck, advirtió que la situación podría ser “realmente difícil en invierno”, sin medidas de precaución para evitar la falta del combustible, lo anterior derivado de los recientes aumentos al gas natural por parte del gobierno ruso y los suministros limitados de Gazprom.

«Estamos estableciendo una reserva de sustitución de gas de guardia. Eso es amargo, pero es casi necesario en esta situación para reducir el consumo de gas».

Robert Habeck, ministro alemán de Economía.
Alemania regresa al carbón

La empresa estatal citó un problema técnico por el corte del suministro y dijo que se debió a la demora en la devolución de los equipos atendidos por Siemens Energy de Alemania en Canadá. Habeck rechazó esa afirmación, diciendo que la medida fue motivada políticamente y diseñada para desestabilizar la región y aumentar los costos.

Alemania regresa al carbón

Alemania, al igual que otras naciones de Europa, depende mucho del gas de Moscú para alimentar sus hogares y la industria pesada, pero ha logrado reducir la participación en sus importaciones del 35% al 55%, antes del comienzo de la guerra en Ucrania. Italia, Austria y Eslovaquia también informaron reducciones en el suministro ruso.

Ante los posibles temores de una interrupción total del abastecimiento a la Unión Europea (UE), el ministro alemán enunció una serie de acciones para garantizar el combustible, entre las que se encuentran un modelo de subasta que se lanzará este verano para incentivar a los consumidores de gas industrial a ahorrar y aumentar la quema de carbón.

Guerra contra el cambio climático

Habeck destaca que el recorte en los energéticos por parte de la paraestatal, Gazprom, responde a una estrategia política del gobierno ruso para inquietar y dividir a la UE. Por ello, se ha decidido el «regreso de las centrales eléctricas alimentadas con carbón durante un período de transición» para disminuir el consumo de gas para electricidad y asegurar las reservas.

«Actualmente, el 56% de los tanques de almacenamiento de gas están llenos por encima del promedio en Alemania, en comparación con años anteriores. Las cantidades que faltan aún se pueden reemplazar y algunos contenedores aún se están llenando, aunque a precios altos. La seguridad del suministro está actualmente garantizada pero la situación es grave».

Robert Habeck, ministro alemán de Economía.

La noticia de que Alemania regresa al carbón ha alarmado a los líderes del mundo que debaten sobre las implicaciones económicas y ambientales que ha desatado el conflicto bélico.

Alemania mantiene firmes sus objetivos ambientales 2030

Frente al escenario adverso que se vive, el portavoz del ministerio alemán del Medio Ambiente, Stephan Gabriel Haufe, anunció recientemente que el país mantiene su compromiso de abandonar el carbono para 2030.

«La fecha de salida del carbón en 2030 no está en duda en absoluto. Es más importante que nunca que se realice».

Stephan Gabriel Haufe, portavoz del ministerio alemán del medio ambiente.

Asimismo, hizo hincapié en que la utilización de las centrales de carbón es una medida a corto plazo, hasta 2024. Sin embargo, como lo ha señalado el secretario general de la ONU, António Guterres, la decisión de regresar a los combustibles fósiles es «delirante», en un momento en que el mundo se queda sin tiempo para mitigar el cambio climático.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Lo más reciente

DEBES LEER

TE PUEDE INTERESAR