Estos cuatro ejemplos de la cuna a la cuna quieren inspirarte a impulsar la sosteniblidad.

El desafío por crear productos más sostenibles, ha motivado a las empresas a buscar ejemplos de la cuna a la cuna que las inspiren a integrar las 3R (reducir, reutilizar, reciclar) en su cadena de valor y en cada uno de los procesos que implica desarrollar un producto o servicio.

¿Ejemplos de la cuna a la cuna?

Este término fue utilizado por primera vez en Cradle to Cradle: Remaking the Way We Make Things, un libro publicado en el 2002 por el químico Michael Braungart y el arquitecto William McDonough, en el que se propone una nueva forma de interpretar el ecologismo.

Esta nueva manera de interpretar el ecologismo, busca atacar los problemas de raíz, motivando a que las empresas e industrias dejen de enfocar sus esfuerzos en cómo reducir sus consumos de energía para centrarse en desarrollar productos y servicios que desde un inicio sean 100% sostenibles.

Como ejemplo, los autores proponen que en lugar de construir un edificio, que más adelante tendrá que ser intervenido con sistemas que reduzcan su consumo de energía, los responsables del proyecto, desde un inicio, diseñen un edificio sostenible que ya cuente con las herramientas necesarias que reduzcan el consumo de energía.

De la cuna a la cuna y sus principios

El concepto de la cuna a la cuna es una estrategia que evitará que más adelante las empresas, después de lanzar al mercado su producto, tengan que desarrollar un iniciativa para reducir su impacto ambiental negativo y para su buen funcionamiento el concepto se basa en tres principios.

1-. Residuo es igual a Recurso: los productos y servicios se deben diseñar de tal forma que una vez que se acaba su vida útil, todos los elementos que lo componen puedan ser aprovechados como recursos. Este sistema elimina el concepto de desecho porque estos equivalen a recursos.

2-. Energías renovables: el diseño de los productos o servicios deben de integrar también, sistemas de energía renovable como la solar, eólica, hidráulica o los biocombustibles.

3-. Diversidad: los sistemas naturales funcionan y prosperan a través de la complejidad. Esto quiere decir que en lugar de crear soluciones para gestionar el impacto ambiental posterior al lanzamiento del proyecto, desde un inicio se deben apoyar e impulsar la diversidad de diseños que cuenten con un enfoque local, que impulsen una mejor función.

La tendencia de los ejemplos de la cuna a la cuna, ha tomado mayor popularidad estos últimos años, motivando a las empresas y a sus respectivas cadenas de valor, a trabajar bajo una estructura más sostenible e incluso a la creación de nuevos modelos económicos, como en el caso de la economía circular.

Actualmente, el desafío de crear productos bajo el esquema que propone el concepto de la cuna a cuna, ha impulsado a que se desarrollen espacios como el Instituto de innovación de productos Cradle to Cradle (C2C).

En este espacio, los amantes de la sostenibilidad presentan grandes proyectos basados en la filosofía de este concepto y del esquema de la economía circular, que permite que los productos, al terminar su ciclo de vida, vuelvan a integrarse a la cadena para producir algo nuevo.

Ahora este desafió ha reunido a más de 550 participantes con grandes propuestas.

Ejemplos de la cuna a la cuna

El Instituto de innovación de productos Cradle to Cradle (C2C) cuenta con una serie de seis desafíos globales, en la que diseñadores, profesionales de la sostenibilidad y estudiantes diseñan productos de acuerdo con el estándar de producto Cradle to Cradle Certified.

En la ultima edición de este desafió fueron cuatro proyectos los que destacaron y de los cuales las marcas pueden inspirarse para desarrollar sus próximos productos o servicios.

1-. Mejor proyecto: “Pilas inteligentes”

La marca Volta, desarrolló una batería que puede recargarse en un baño de sal de mesa y vinagre, además de que es una pila totalmente reciclable.

Para su creación, Volta integró biopolímero Ingeo certificado C2C, mientras que su diseño facilita el cambio de piezas, la eliminación de componentes de la carcasa de la batería y el desmontaje para su reutilización y recuperación.

Volta is the Winner of the Best Overall Design in Design Challenge 6. Selected for the innovative use of safe, healthy materials and design-for-disassembly approach in addressing the highly hazardous, global problem of disposable batteries, Volta employs non-toxic materials (including #c2ccertified Ingeo Biopolymer) in a battery that can be recharged in a bath of table salt and vinegar – or remanufactured, #composted and #recycled. Volta’s fastener-free, pill-form design make it easy to change parts, remove components from battery casing, and disassemble for reuse and recovery. Designer @koraldo.k says: "As designers of physical things were responsible for creating the best products that we can for people. To me, the most exciting part of Cradle to Cradle and the future of sustainable design is that it enables us to build ever better products by extending that care beyond the people who use our products, to everyone who makes them possible." Read more about Volta here: http://www.c2ccertified.org/images/pdf/DC6_Volta_BestOverall.pdf #cradletocradle #designchallenge #designthinking #designchallenge #designer #productdesign #productdesigner

A post shared by Cradle to Cradle Products (@c2ccertified) on

Volta fue seleccionado como el Mejor Proyecto Global por su uso innovador de materiales seguros y saludables, incluyendo el enfoque de diseño para el desmontaje y abordar el problema mundial sobre las baterías desechables.


2-. Mejor uso de materiales: “House 4 House”

Este proyecto fue resaltado por su visión y diseño que involucran las próximas generaciones y su conocimiento sobre un nuevo diseño circular de edificios. Para hacerlo, el proyecto generó kits de construcción de viviendas que les enseñan a los niños a construir una casa real de manera más sostenible.

The winners of Best Use of #c2ccertified Materials in our Design Challenge 6 are Designers: Agnieszka Filipowicz, Ania Pieranska & Otis Sloan Brittain of #AUGAStudio for their House 4 House project! Selected for its vision and thoughtful #design focused on engaging the next generation to learn #circulardesign in buildings by doing, House 4 House’s mission is to educate children about #sustainability through house building kits, which in turn help to build a real house for every toy house sold. Inspired by different ways of building from across the world, House 4 House challenges the typical pitched roof doll’s house design and allows children to explore their #creative potential. Made with Cradle to Cradle Certified materials, including @accoyawood @alcoa Aluminum, Nispen Corrugated Packaging and Porotherm UK Bricks, each kit includes #building supplies, characters, furniture and guides for constructing a miniature house. When it’s time for a change, the starch-based mortar is simply washed off and the materials can be used again. Read more about the project here: http://www.c2ccertified.org/images/pdf/DC6_House4House_BestUse_C2CCertifiedMaterial.pdf #designchallenge #productdesigner #productdesign #sistainablebuilding #greendesign #designer

A post shared by Cradle to Cradle Products (@c2ccertified) on

House 4 House desafía el diseño típico de la casa de una muñeca inclinada y permite a los niños explorar su potencial creativo. Cada kit incluye materiales de construcción, muebles y guías que son reciclados y se pueden reutilizar.


3-. Mejor uso de aluminio: “TO Taburete”

Para el caso de TO Stool, el Instituto de innovación de productos Cradle to Cradle (C2C), reconoció su diseño y el uso inteligente de aluminio perforado que permite que el taburete final tenga movimiento y flexión.

El taburete tiene como objetivo impulsar los hábitos desechables mediante el fomento y la facilitaciónde los recursos en un ciclo de vida circular.

Este proyecto cuenta con una bolsa extraible que permite almacenar residuos que pueden ser donados o reciclados.


4-. Mejor uso de Autodesk Fusion 360: “Bench32”

Fue elegido por su capacidad de simulación de Fusion 360 para idear y representar el diseño, Bench32 está inspirado en la reducción de peso.

Su diseño permite reutilizar las piezas varias veces y alinear los elementos con un amplio espacio negativo que permite crear una apariencia liviana que resulta en un banco extremadamente resistente y liviano compuesto de madera certificada por FSC o C2C Certified Accoya Wood.

De acuerdo con Michael Braungart , cofundador del Cradle to Cradle Products Innovation Institute, coautor de Cradle to Cradle y The Upcycle , y fundador y CEO científico de EPEA International Umweltforschung GmbH, cada uno de los diseños están inspirados en la metodología del Cradle to Cradle.

Cada uno de los diseñadores han creado productos y mobiliario innovadores que demuestran la forma en que un buen diseño permite la abundancia, la reutilización sin fin y el placer, que ayudan a eliminar la necesidad de pensar en términos de desperdicio o contaminación.

Acerca del autor

Kenya Giovanini

Comunicóloga en formación por la UTEL. Melómana, cinéfila y amante de la cultura pop. Ha desarrollado contenido para Revista Kuadro y actualmente trabaja como Asistente Editorial en Expokews, donde se encarga de curar el contenido más relevante sobre responsabilidad social, diseñar la síntesis diaria y crear contenido entretenido acerca de estos temas.