RSE

¿Qué tanto ha mejorado H&M sus prácticas en Bangladesh?

Una ONG afirma que la empresa no ha hecho lo que prometió, ¿quién tiene razón?

En esta época, es casi imposible que un consumidor alegue que no conoce los problemas sociales relacionados con la moda rápida. Uno de los hechos que hizo imposible cerrar los ojos a esta realidad fue el colapso de una fábrica en Bangladesh hace dos años. Después de esta tragedia, decenas de marcas se vieron obligadas a pedir disculpas y hacer promesas, mientras que sus clientes pudimos ver de cerca las terribles condiciones en las que se manufacturan nuestras prendas.

Una de las marcas que lideró la firma del Acuerdo de Bangladesh, un documento vinculante que compromete a los firmantes a fabricar sus productos en instalaciones con ciertas características de seguridad en el edificio y prevención de incendios, fue H&M. En el momento, la compañía fue reconocida por su compromiso responsable, pero ahora una ONG está cuestionando sus avances.

Clean Clothes publicó un documento en el que, basándose en datos del mismo Acuerdo, acusa a H&M de tener mucho retraso en implementar las medidas necesarias para garantizar la seguridad de los trabajadores.

Por su parte, la compañía publicó un comunicado de prensa en el que acepta ciertos retrasos, en parte debidos a “retos técnicos y estructurales” causados por la falta de ciertas tecnologías en Bangladesh. Sin embargo, también dice estar progresando en otros aspectos.

Es en este punto donde se pone complicado, porque Clean Clothes respondió a su vez con un texto en el que enlista diez afirmaciones de la marca que son engañosas o erróneas.

Por ejemplo, H&M dice que solo produce en fábricas que cumplan con los requisitos del Acuerdo, lo que significa que trabaja solamente con 300 de las 5 mil fábricas del país. Sin embargo, la ONG afirma que, según los reportes publicados por el mismo Acuerdo, “no hay una sola fábrica que sea proveedora de H&M en Bangladesh que cumpla con los estándares de seguridad de éste. Asumimos que la empresa, al hacer esta declaración, se refiere en cambio al hecho de que las fábricas que usa, aunque claramente poco seguras, no han sido obligadas a cerrar debido al riesgo de colapso estructural inminente.”

Continuando con el cruce de declaraciones, la compañía le dijo al sitio web Quartz que son las declaraciones de Clean Clothes las que son engañosas: “no nos reconocemos en la imagen pintada por el reporte”, dijo la vocera.

Este tipo de situaciones las que hacen casi imposible que un consumidor pueda tomar decisiones informadas: ¿quién tiene la razón en este caso?, ¿quién tiene el tiempo y la dedicación para revisar la veracidad de todas las declaraciones? Al liderar el cambio hacia una moda rápida más ética, H&M se puso también en la posición de recibir muchas críticas, mientras que el público en general queda con pocas armas para evaluar qué se está haciendo realmente.

Acerca del autor

María José Evia H

Comunicadora especializada en medios digitales, literatura y equidad de género. Coordina, escribe y edita contenidos de ExpokNews y la Síntesis diaria, además de colaborar en medios como Letroactivos, Letras Libres, Lee + y Equilibrio. Aquí sus redes sociales.

Dejar un comentario