RSI

Paul McCartney pide a Putin que libere a los activistas de Greenpeace

RSI

El exbeatle envía una carta al presidente ruso para que libere a 30 activistas de Greenpeace, que fueron detenidos en una protesta en Rusia hace mes y medio

Paul McCartney ha decidido interceder por los 30 tripulantes del rompehielos Arctic Sunrise de Greenpeace, encarcelados en Rusia desde hace más de mes y medio tras realizar una protesta contra la explotación petrolera. Para ello, el exbeatle ha pedido su liberación directamente a través de una carta dirigida al presidente ruso, Vladímir Putin.

“Entiendo, por supuesto, que los tribunales y el Gobierno rusos están separados. A pesar de todo, quisiera saber si usted podría usar su influencia para hacer que los detenidos se reúnan con sus familias”, escribió el músico en una carta abierta que ha sido publicada en su página web y recogida por la prensa internacional.

Dmitri Peskov, portavoz del presidente ruso, aseguró a los medios rusos que el Kremlin “no ha recibido aún” ninguna carta del cantante.

Anteriormente, al comentar otras cartas a favor de los ecologistas firmadas por personalidades relevantes, Peskov aclaró que difícilmente podrá interceder Putin en cualquier debate sobre el proceso judicial que afecta los 28 activistas de Greenpeace, más un cámara y un fotógrafo independientes.

El Consejo de Derechos Humanos adjunto a la Presidencia solicitó el miércoles al jefe del Comité de Instrucción (CI) de Rusia, Alexandr Bastrikin, que estudie cambiar la prisión preventiva en la que están los activistas por la libertad bajo fianza o libertad provisional con prohibición de abandonar el país.

El Consejo argumentó su petición con el hecho de que el pasado 23 de octubre los órganos de instrucción rebajaron los cargos contra los tripulantes del Arctic Sunrise de “piratería” a “gamberrismo”, delito este último que no necesariamente se sanciona con pena de prisión.

Mientras, los abogados de algunos de los 30 detenidos se reunieron este jueves con sus clientes en prisiones de San Petersburgo, adonde fueron trasladados hace dos meses en tren desde la ciudad ártica de Múrmansk. “Los abogados se han reunido con cinco ecologistas. En general, la situación en las prisiones preventivas no es mala; las condiciones son bastante aceptables y no hay quejas especiales”, dijo un portavoz de Greenpeace a la agencia Interfax.

Los tripulantes del Arctic Sunrise han sido distribuidos en tres prisiones preventivas de la antigua capital imperial rusa, según la ONG. Todos ellos fueron apresados el 19 de septiembre por guardacostas rusos, cuando intentaban realizar una protesta por la extracción de crudo en el Ártico. Proceden de Rusia, EEUU, Argentina, Reino Unido, Canadá, Italia, Ucrania, Nueva Zelanda, Holanda, Dinamarca, Australia, Brasil, República Checa, Polonia, Turquía, Finlandia, Suecia y Francia.

Fuente: El País.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario