Diversidad

«¿No quieres una como tú?»: niña de 2 años le explica a una cajera por qué escogió una muñeca negra

Cuando la cajera le preguntó sino quería una muñeca «más como ella», la niña tenía una respuesta lista.

Cuando a Sophia, de 2 años, le dijeron que podía elegir un premio por terminar su entrenamiento para ir al baño, sabía exactamente lo que quería.

Ella y su madre, Brandi Benner, visitaron un Target cerca de su casa en Carolina del Sur, donde Sophia pasó 20 minutos mirando todas las muñecas en el pasillo de juguetes.

«Ella seguía volviendo a la muñeca doctor, porque en su mente, ella ya es un médico», dijo Benner. «A ella le encanta jugar a hacer revisiones, y si tú entras a la casa, ella te dirá que un chequeo médico es lo primero que necesitas».

Sophia, que cumplirá 3 años en julio, estaba tan emocionada por su decisión que no soltó su nueva muñeca hasta que llegaron a la caja registradora para pagar y salir.

¿Mencionamos que la muñeca es negra y Sophia es blanca?

Nick and I told Sophia that after 1 whole month of going poop on the potty, she could pick out a special prize at Target. She, of course, picked a new doll. The obsession is real. While we were checking out, the cashier asked Sophia if she was going to a birthday party. We both gave her a blank stare. She then pointed to the doll and asked Sophia if she picked her out for a friend. Sophia continued to stare blankly and I let the cashier know that she was a prize for Sophia being fully potty trained. The woman gave me a puzzled look and turned to Sophia and asked, "Are you sure this is the doll you want, honey?" Sophia finally found her voice and said, "Yes, please!" The cashier replied, "But she doesn't look like you. We have lots of other dolls that look more like you." I immediately became angry, but before I could say anything, Sophia responded with, "Yes, she does. She's a doctor like I'm a doctor. And I'm a pretty girl and she's a pretty girl. See her pretty hair? And see her stethoscope?" Thankfully the cashier decided to drop the issue and just answer, "Oh, that's nice." This experience just confirmed my belief that we aren't born with the idea that color matters. Skin comes in different colors just like hair and eyes and every shade is beautiful. #itswhatsontheinsidethatcounts #allskinisbeautiful #teachlove #teachdiversity #thenextgenerationiswatching

A post shared by Brandi Benner (@leilani324) on

La cuestión surgió de inmediato, cuando una cajera de la tienda le preguntó a Sophia si no preferiría tener una muñeca que se pareciera a ella.

Según su madre, Sophia tenía una respuesta lista.

«¡Ella se parece!», respondió la niña. «Ella es una doctora, soy una doctora, es una chica linda, soy una chica linda, vea su cabello bonito, vea su estetoscopio».

Benner dice que el dibujo animado de la televisión «Doc McStuffins» el enseñó a Sophia la palabra «estetoscopio». Pero ella le da crédito a Sophia por saber lo que es importante: el tono de piel de la muñeca no importa. Para Sophia, ella y la muñeca comparten las mismas aspiraciones.

Benner se sintió aliviada de que no tuviera que defender la elección de su hija y se alegró de que Sophia no se sintiera perturbada por la pregunta de la cajera.

«Si ella fuera otra niña, eso podría haberla desanimado», dijo Benner.

Benner publicó un relato de su experiencia este viernes en su cuenta de Instagram y ha recibido cientos de mensajes de apoyo, la mayoría de ellos de otras madres o personas con experiencias similares.

Los pocos comentarios negativos no la molestan.

«Sólo quiero enseñar a mis hijos el amor, y eso está incluido en mis propias acciones», dijo Benner, explicando por qué no se involucra con los comentaristas negativos.

Varias investigaciones sugieren que los niños no nacen con prejuicios sobre raza y género.

Pero Sophia no sabe nada de eso. Sólo sabe que a cualquier lugar que vaya, quiere llevar a su muñeca.

Fuente: CNN

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact