RSE

Mejorando la divulgación medioambiental en el sector de bienes raíces en Asia

Ya sea que estés planeando publicar un informe de sustentabilidad o no, medir un conjunto de indicadores claves de desempeño (KPI’s por sus siglas en inglés) se está volviendo cada vez más importante para los desarrolladores de bienes raíces en Asia. Tienen que instalarse sistemas efectivos para medir y rastrear el desempeño medioambiental de manera continua.

La demanda de información acerca de asuntos de sustentabilidad en la región está en ascenso. Sin embargo, muchas compañías piensan que no han recolectado la información suficiente en sus operaciones de negocio –este también es un reto para los desarrolladores de bienes raíces en la región.

Pocos desarrolladores de la región están respondiendo a las peticiones anuales de proporcionar información acerca del cambio climático consignadas por el Carbon Disclosure Project en representación de 551 inversionistas institucionales. Pocos desarrolladores parecen estar midiendo de manera eficaz su desempeño medioambiental. El Asian Sustainability Rating (una herramienta regional de referencia desarrollada por Responsible Research y CSR Asia) reveló que de las 42 empresas de bienes raíces analizadas para estos propósitos, sólo el 31 por ciento publicó un informe de sustentabilidad de calidad. Sin embargo, la presión crece. En Hong Kong, por ejemplo, las compañías que quieren ser incluidas en el Índice de Sustentabilidad Hang Seng deben de demostrar cómo manejan el impacto medioambiental de sus operaciones de negocio, incluyendo los sistemas que utilizan para monitorear la información y las mejoras que han realizado en cierto periodo de tiempo.

Entonces, ¿cuáles son los KPI más esenciales que los desarrolladores de Asia deben cubrir?

Para darse una idea de los indicadores de desempeño que serían relevantes para el sector de la construcción y los bienes raíces, vale la pena visitar el sitio del GRI que ofrece la estructura más reconocida y utilizada para hacer informes de sustentabilidad. Los lineamentos básicos (los G3 y los más recientes G3.1) presentan indicadores de desempeño para varias áreas, incluyendo las prácticas laborales, derechos humanos y responsabilidad del producto. Son 30 indicadores medioambientales en total e incluyen, entre otros, los siguientes:

-El uso de la energía y las emisiones de gases invernadero (GI): el cambio climático forma parte de la agenda política de casi todos los países en la región y la mayoría de los gobiernos han establecido, o planean establecer, metas de reducción de GI. Siendo que el sector de la construcción contribuye ampliamente al aumento del consumo de energía y de emisiones de GI, se están materializando compromisos de regulación por toda la región. Lo menos que pueden hacer los desarrolladores es medir la cantidad anual de electricidad consumida, de combustible quemado y las emisiones de GI que esto genera.

-Uso de agua y generación de aguas residuales: el GRI le pide a las empresas que informen la cantidad de agua total que utilizan (en litros o metros cúbicos) y el total de aguas residuales generadas y desechadas (en litros o metros cúbicos, incluyendo información acerca del lugar donde fue desechada el agua).

Éstos son ejemplos de los indicadores que comunican habitualmente los negocios alrededor del mundo. Además de sus lineamientos generales para informar, el GRI también ofrece suplementos por sector. Éstos ayudan a las compañías a entender la relevancia de los lineamientos e introducen indicadores más específicos al sector. El suplemento para empresas constructoras y de bienes raíces del GRI está a punto de ser completado y será publicado este año. Los nuevos indicadores específicos al sector probablemente incluirán indicadores como:

-Intensidad de GI generada por el uso de energía del edificio: la cantidad total de emisiones de GI generados por área de piso para tipos diferentes de edificios. Esto se refiere a los GI provenientes de la quema de combustible y del uso de electricidad.

-Intensidad de GI generada por la construcción: la cantidad total de emisiones de GI generados por la quema de combustible y el uso de electricidad para determinado proyecto de construcción relacionado con las actividades controladas por la compañía. Por lo general, incluye las actividades de los ingenieros civiles y los constructores, pero no las de los contratistas. Las emisiones de GI (en toneladas) deben fijarse en relación a un volumen anual (millones) para determinados proyectos, por ejemplo los residenciales o comerciales.

Los indicadores incluidos en los lineamientos del GRI, el suplemento de su sector y la invitación de otras organizaciones para informar indican que las auditorías de carbono se volverán más frecuentes para las compañías de bienes raíces en la región. Lo mismo aplica para el monitoreo de consumo de energía, uso de agua y generación de aguas residuales. El reto para muchas compañías no es el recolectar la información, sino el prepararla para informarla al público.

Para compañías que buscan empezar a ser más transparentes en cuanto a su desempeño medioambiental, aquí tenemos tres recomendaciones clave para ofrecer información fidedigna y clara:

1. Empieza poco a poco, y hazlo bien: identifica diferentes tipos de edificios y proyectos de construcción. Cuando informes los KPI, enfócate en tipos de edificios y proyectos de construcción seleccionados cuidadosamente pero asegúrate que la información sea fidedigna y completa y que cubra por lo menos dos años. Mientras vayas mejorando tus prácticas de medición, expande la cantidad de tipos de edificios y de proyectos de construcción evaluados. Trata de cubrir todos los indicadores relevantes a tu sector y haz que la tarea sea alcanzable enfocándote en pocas operaciones de negocio (idealmente, aquellas en donde tienes un mayor impacto, o si quieres ser práctico, aquellas en los que la información es más fácil de conseguir). Como “principiante” se te va a perdonar el enfocarte en un espectro alcanzable, pero no si la información es errónea o está mal estructurada.

2. Establece metas: no informes sólo por informar. El propósito de medir e informar los KPI medioambientales es evaluar el desempeño. Para mejorar el desempeño necesitas saber tu punto de partida y saber hacia dónde vas. Las metas demuestran que estás comprometido. Éstas pueden ser metas cualitativas, como por ejemplo cómo buscas expandir y mejorar tus mediciones de KPI en el año.

3. Enfócate en el impacto, no en la inversión: no proporciones una enorme lista de inversiones hechas para mejorar la eficiencia energética si no vas a indicar los impactos. El tipo de medidas que has tomado no es lo interesante, sino las mejoras alcanzadas. Para contar esta historia tienes que demostrar cuánta energía pudiste ahorrar (en kWh), en cuánto redujiste tus emisiones de GI (en toneladas) y cuánto fue tu consumo total de agua (en litros o metros cúbicos).

Fuente: Csr-asia.com
Por: Helen Roeth ([email protected])
Publicada: 6 de julio de 2011.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Encantada Nº 46, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]