Colaboradores y consumidores son leales a las empresas con una visión responsable.

¿Te imaginas si una empresa de calzado tuviera iniciativas de responsabilidad social (RSE) relacionadas con un programa de cultivo sustentable? Aunque la propuesta definitivamente es buena para el medio ambiente y una alimentación saludable, no va con la misión o el negocio de la compañía.

Al planear estrategias de RSE, cada corporativo debe tomar en cuenta la iniciativa que necesita para contribuir de manera significativa a la comunidad y al planeta, que sea creíble y no percibida solo como un intento por parecer responsable.

Para ayudarte a definir tu próximo proyecto de RSE o mejorar el que ya estás planificando, te compartimos las puntos que, según Entrepreneur, tienes que seguir para asegurar que tu programa de responsabilidad social es el ideal para tu empresa.

tacticas para crear engagement de rse con empleados

Alinea tu propósito con tu identidad de marca

Es justo lo mencionado al inicio: si tu compañía ya tiene rasgos bien definidos, no vayas en contra de su personalidad ni de la imagen que los consumidores ya tienen de ella. Busca un proyecto que tenga relación con tu negocio y que genuinamente genere valor para ambos.

No te dejes llevar por temas de moda o proyectos que sean superficiales y no provoquen un verdadero cambio. Igualmente, el propósito de una empresa no debe estar influenciado por los intereses personales del director o un grupo determinado de colaboradores. Recuerda que este programa también tiene que llamar la atención de los consumidores.

Cinépolis es uno de los corporativos que cuenta con más programas de RSE, enfocados en apoyar a las comunidades vulnerables y brindarles entretenimiento y educación a través del séptimo arte. Entre sus iniciativas se encuentran Del Amor Nace la Vista, Ruta Cinépolis, DHFEST, Vamos todos a Cinépolis, MIRA Film Fest, entre otros.

En el marco del MIRA, la empresa lanzó la campaña de funciones sensacionales. Las personas que asistieron a las proyecciones tienen alguna discapacidad visual, auditiva o sensorial. Gracias a este proyecto, todos los invitados pudieron disfrutar de una buena película sin necesidad de depender de la pantalla o el sonido.

Construye lazos sólidos

Una vez que has elegido la causa que quieres apoyar, debes aprender a implementarla no solamente en tus operaciones sino entre tus colaboradores y consumidores. Este es el momento perfecto para fortalecer relaciones y ganar lealtad, pues cada uno sentirá que está haciendo algo importante por la sociedad ya sea trabajando en tu compañía o comprando tus productos.

Involucra a tus empleados en los programas de RSE de la empresa: déjalos ser voluntarios, donar, incluso organizar sus propios proyectos. Asimismo, invita a los consumidores a ser parte de tu comunidad: haz eventos públicos de RSE, invítalos a participar en tus programas mediante otra vía que no sea exclusivamente adquirir productos o servicios.

Philip Morris México tiene un programa llamado Ideas de Campeones, con el cual anima a sus colaboradores a proponer ideas que ayuden al corporativo a mejorar su desempeño e infraestructura y lograr que sean más amigables con el medio ambiente.

¿Quién conoce mejor las necesidades de una empresa que sus colaboradores? Bajo ese pensamiento nació esta iniciativa que, a la fecha, ha ahorrado más de 14 millones de litros de agua, 2 millones de kWh, ha dejado de emitir 1,200 toneladas de CO2 y más. ¿Lo mejor? Un equipo de trabajo más comprometido con el negocio y la RSE.

Tu empresa conseguirá beneficios

Cuando pongas en marcha tu iniciativa, te darás cuenta qué tan efectiva es por las ganancias que recibes. Varios estudios han confirmado que los consumidores quieren marcas responsables, por lo que si llevas a cabo buenas prácticas de RSE de inmediato notarás su aceptación y los beneficios que esta conlleva.

El tener un programa que vaya de acuerdo a la misión de tu empresa, y fomentar la participación activa de colaboradores y consumidores asegurará que tus grupos de interés vean tu esfuerzo con buenos ojos y crean en él. El crecimiento de tu empresa puede aumentar, tendrás el apoyo incondicional de la gente y tu equipo de trabajo y, por supuesto, estarás contribuyendo a la construcción de un mundo sustentable.

Si notas alguna situación desfavorable, revisa de inmediato tu estrategia y averigua qué está afectando la iniciativa. Nunca es tarde para mejorar.

Darle un propósito a tu marca es igual de importante que cualquier otra operación en tu compañía. No respaldes una causa solo para demostrar que estás alineado con la RSE, mejor busca un tema que genuinamente te interese y se relacione con los valores de tu compañía. Empleados y consumidores apreciarán la honestidad y autenticidad de tu negocio.

Acerca del autor

Alejandra Ramírez

Licenciada en Escritura Creativa y Literatura, egresada de la UCSJ. Ha trabajado para el medio editorial y la Secretaría de Cultura, y también ha colaborado como redactora de contenido en revistas digitales de entretenimiento.