RSE

Increíble, el tigre tiene rayas. De corrupción y RSE.

¡Increíble, el tigre tiene rayas! es lo que parecen decir los medios con el presunto caso de corrupción entre el IMSS y Novartis… y disculparán la ironía pero es que en México, este tipo de casos es un secreto a voces. La noticia debiera ser entonces “Uno de los muchos casos de corrupción salió a la luz.”

corrupcionPara muestra hay que decir que de acuerdo con cifras recientes, los mexicanos destinan hasta 8% de su ingreso para cometer actos de corrupción… y hablamos del ciudadano común, imagínese el nivel empresarial. A nivel global, Transparencia Internacional ubica al país en el sitio 98, de un total de 180 países, con una calificación de 3.1
en el Índice de Percepción de Corrupción. El año pasado, el país se situó en el puesto 89, es decir que cayó 9 lugares.

La cuestión de esta irreponsabilidad, la corrupción, en México tristemente es común… más común de lo que quisiéramos, en ciudadanos, en empresas (incluso ESR) y en instituciones gubernamentales. La corrupción es uno de los grandes azotes de nuestra nación. De modo que repito, no es ninguna noticia lo del IMSS… por desgracia, la noticia es que los hayan sorprendido.

La verdadera pregunta aquí radica ¿Qué sienten los colaboradores de organismos y empresas así? ¿Qué fluye por las emociones y pensamientos de los empleados de compañías que dicen tener responsabilidad social? Cuando una empresa es sorprendida en actos de corrupción se vuelve blanco de críticas de la sociedad, causándose un gran desprestigio; pero también se vuelven el tema de sus empleados, quienes en los pasillos y comedores se cuestionan en dónde están trabajando y por qué lo hacen. En este sentido, la corrupción más allá de ser un problema de gobierno corporativo, lo es también de reputación, de posicionamiento y por supuesto también es un problema laboral, ya que destruye los ánimos y la confianza, y por tanto, también socava la productividad. Quizás las empresas debieran tener en cuenta esto antes de cometer el error y convertirse… en una raya más del tigre.

Acerca del autor

ExpokNews

1 comentario

Dejar un comentario