Ambiental

El viaje de la sostenibilidad: oportunidad perfecta para los impresores

Identifique los desperdicios ambientales, ponga en marcha un programa de mejoramiento continuo y capitalice en su favor la demanda de productos sostenibles.

Nunca antes se había dado una convergencia de la demanda de los clientes, la conciencia ambiental y los beneficios en los negocios a fin de crear la oportunidad perfecta para que los impresores se distingan de sus competidores o de otras formas de comunicación. Como la demanda de productos con menos impacto ambiental ha permanecido fuerte durante el bajón de la economía, la sostenibilidad ha surgido como uno de los principales mecanismos que les permite a los impresores tomar ventajas del movimiento verde sostenible.

El viaje de la sostenibilidad, como el de los mil kilómetros, empieza con un primer paso. Pensar en la sostenibilidad como un programa de mejoramiento continuo es la mejor forma. En el corazón de cualquier programa de mejoramiento continuo está la búsqueda permanente de métodos y enfoques para elaborar un producto con calidad mejorada y mayor eficiencia.

Los impresores han adoptado y continúan en la búsqueda de nuevas tecnologías que proporcionen eficiencias en la manufactura. Históricamente han reciclado papel, usado planchas de aluminio, reducido o eliminado el alcohol y utilizado tintas y otras materias primas que emiten menos compuestos orgánicos volátiles y emisiones tóxicas al aire.

Al comparar los mejoramientos de los procesos con el hecho de que el principal producto entregado por la industria gráfica es papel, completamente reciclable y renovable, se verá que los productos impresos tienen una ventaja única sobre otras formas de comunicación. De acuerdo con la Asociación Americana de Bosques y Papel (American Forest and Paper Association), 57,4% de todo el papel fue recuperado por reciclaje. Ninguna otra forma de comunicaciones puede siquiera acercarse a esa tasa de recuperación.

Los clientes de la impresión deben educarse y la industria en su totalidad debe continuar mejorando sus fuentes de fibra, para evitar el papel hecho de árboles talados en áreas de mucho valor, como Indonesia y otras selvas, el sector boreal y otras zonas ecológicamente sensibles en todo el mundo.

El comienzo del viaje

La formulación de una estrategia requiere primero una evaluación del impacto ambiental (técnicamente hablando, el impacto de las emisiones de gases de efecto invernadero), también llamado “huella ambiental”. El segundo paso es el análisis de la evaluación para descubrir las oportunidades de acción y la consideración de las opciones; el tercero es la implantación con metas realistas y que se puedan lograr. Se necesita un examen completo y detallado de toda la operación, desde la oficina hasta el área de despachos.

El ejercicio de la evaluación del impacto ambiental debe incluir los impactos que se generen hacia arriba y hacia abajo en la cadena. El siguiente paso es expandir los inventarios para determinar aquellos elementos que tendrán el mayor impacto ambiental; en muchas compañías seguramente será el papel, seguido del consumo de energía, los reactivos químicos, las tintas, los disolventes y otras emisiones de compuestos sólidos volátiles (VOC). Enfocarse en la basura también puede traer beneficios significativos, y la iniciación de un programa de reciclaje de papel en la oficina puede generar recompensas financieras con muy poca inversión.

La clave para la construcción de un programa exitoso esta en el desarrollo de mediciones precisas, ya que estas servirán como base para determinar las oportunidades, los procesos de seguimiento y reporte de resultados. Las mediciones permitirán compararse con la competencia.

Las plantas de impresión han sido diseñadas para permitir la elaboración de productos de cierto tipo y de cierta calidad. Es crítico dar una mirada fresca a muchas prácticas de manufactura, ya que existen oportunidades para reducir el impacto ambiental y los costos operativos, lo cual se traduce en mayor rentabilidad.

La sostenibilidad no es una lista discreta de acciones discretas. Es un proceso de mejoramiento continuo que requiere un enfoque total de toda la operación de manufactura, que se beneficia del movimiento ambiental y se convierte en una ventaja competitiva. Los impresores necesitan un enfoque que sea tanto sistemático como sistémico.

Sistemático quiere decir que se ha diseñado un plan que permitirá la identificación de oportunidades y la aplicación de los recursos adecuados para lograr la actividad. Se logra mejor mediante algún sistema de administración y no se requiere la certificación ISO 14000. Sin embargo, debe haber una estructura establecida para determinar qué proyectos se completan de una manera organizada.

Sistémico quiere decir que todos los empleados se involucren en el proceso. Todos, desde la recepcionista hasta los aseadores desempeñan un papel en el proceso de hacer la compañía más sostenible. Al empoderar a los empleados, las compañías han podido desatar el poder de la creatividad. Esto se traduce en que los empleados toman y sugieren acciones que le ayudan a la compañía a operar más eficientemente.

Para algunos impresores, la perspectiva de alterar flujos de trabajo y prácticas de producción ya probados puede ser una tarea de enormes proporciones, aunque los beneficios por hacerlo sean obvios. Para varios, puede implicar la renovación de todo el enfoque en todas las áreas de su planta. Otros se podrán enfocar en un proyecto que muestre beneficios inmediatos.

Para aquellas compañías que apenas inician su programa, el mejor enfoque es centrarse en metas sencillas y de fácil acceso, con el fin de aumentar las probabilidades de éxito general. El éxito e inercia de un proyecto exitoso se traspasará al próximo proyecto y, así, los pequeños proyectos sumaran grandes ganancias. Es muy importante que todos los empleados, proveedores, clientes y la comunidad conozcan y entiendan las metas, los objetivos y, lo que es más importante, los resultados.

La manufactura esbelta y verde acelera el viaje

En su forma más elemental, la manufactura esbelta es la eliminación sistemática del desperdicio en todos los aspectos de la operación de una organización, desde la entrada de los pedidos, pasando por los procesos de manufactura hasta los despachos y la recepción. El desperdicio es visto como cualquier use o perdida de recursos que no conduce directamente a crear el producto o servicio que un cliente quiere, cuando él lo quiere. La manufactura esbelta utiliza dos categorías para describir todas las actividades: las actividades que agregan valor son las que el cliente pagará y las actividades que no agregan valor son aquellas que el cliente no necesita o quiere y esos costos son absorbidos por el impresor.

Con frecuencia no se tienen en cuenta desperdicios ambientales significativos cuando el mejoramiento sólo se enfoca en los “ocho desperdicios mortales”: defectos, exceso de producción, esperas, personas no utilizadas, transporte, inventarios, movimientos y reprocesos. Los desperdicios ambientales, que constituyen el noveno desperdicio mortal —un use innecesario de recursos o alguna sustancia liberada al aire, al agua o la tierra que podría lastimar la salud o al medio ambiente—, no agregan valor al cliente y podrían incluir:

• Consumo excesivo de energía, agua o materias primas necesarias para satisfacer las necesidades de los clientes.

• Contaminantes o desperdicios de materiales que se sueltan al ambiente, como emisiones al aire, descargas de aguas residuales, desperdicios peligrosos y desperdicios sólidos (como chatarra descartada).

• Sustancias peligrosas que durante su uso en la producción —o su presencia en los productos—, afectan adversamente la salud humana o el ambiente.

Existe una variedad de técnicas que se emplean en la producción esbelta y cada una de ellas puede ser un enfoque poderoso que lleve a resultados positivos. Son las siguientes: Mapa de cadena de valor, Eventos Kaisen de mejoramiento rápido de procesos, 5S, Trabajo estándar y visual, Mantenimiento Productivo Total (TPM) y Six Sigma.

La manufactura esbelta no se puede implantar sin considerar los requisitos y regulaciones ambientales, de salud y de seguridad. En algunos casos los requisitos y regulaciones pueden prohibir o interferir con algunos cambios en el flujo de trabajo, en los equipos o en la química. En otros casos, algunas prácticas de manufactura esbelta ayudan a satisfacer el cumplimiento de las regulaciones o eliminan completamente los requisitos de cumplimiento.

Cómo capitalizar el viaje

Otro indicador clave del éxito o fracaso de una compañía al elaborar una estrategia exitosa de sostenibilidad incluye comunicarles los éxitos a las partes interesadas interna y externamente. Las compañías necesitan evitar el falso interés verde que por lo general ocurre cuando las compañías exageran sus logros. Las historias de éxito deben soportarse en sus propios meritos y no poner en riesgo la reputación de la compañía.

Hay una creciente demanda de productos sostenibles por parte de diseñadores de impresos, compradores de impresión y clientes. La asociación Printing Industries of America ha creado un recurso en línea denominado America’s Green Guide for Graphic Communications: Growing and Profiting throuhg Sustainability, Guía Verde para las comunicaciones graficas: crecimiento y utilidades mediante la sostenibilidad, diseñada para ayudarles a los miembros a comprender, mejorar y capitalizar en un desempeño responsable ambientalmente (el acceso es gratuito para socios, en www.printing.org/ greenguide).

Como lograr el Reconocimiento SGP

Para poder probar el grado máximo de credibilidad, la Asociación Sostenible de Impresión Verde —Sustainable Green Printing (SGP) Partnership—, conformó y lanzó su programa de certificación a finales de 2008. La asociación SGP es una organización independiente que otorga el reconocimiento y proporciona la verificación de prácticas de negocios verdes y sostenibles basadas en una lista publicada de criterios. Los impresores certificados SGP estarán en la lista de la página de internet de SGP (www.sgppartnership.org) para que los compradores de impresos y los clientes la utilicen cuando busquen impresores verdes sostenibles.

La continuación del viaje

En la actualidad, más clientes exigen que las compañías de su cadena de suministros respondan a sus requerimientos verdes. Es claro que muchos mercados se están enfocando en ofertas más sostenibles y este cambio puede traer enormes oportunidades para que las empresas graficas se posicionen de tal forma que saquen ventaja de la transformación que está ocurriendo entre los compradores de impresión.

*Gary Lones es director de asuntos ambientales, de salud y seguridad de Printing Industries of America, PIA. El lector encontrará más información en inglés acerca de “Lean Manufacturing” en: www.printing.org, dignando “lean” en el espacio de búsqueda.

Fuente: Revista Artes Gráficas, p. 12-14.
Articulista: Gary Lones*.
Publicado: Enero-Febrero, vol. 45.

Click sobre la imagen para ampliar

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Encantada Nº 46, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]