Ambiental

El Trolebús, una medicina contra la contaminación caduca y abandonada

Este transporte es una opción no contaminante pero sus unidades tienen hasta 40 años.

México

Aunque el Trolebús es una de las pocas opciones de transporte que no contaminan en la Ciudad de México, sus unidades son viejas, algunas tienen hasta 40 años de servicio, y sus rutas se han reducido a la mitad en los últimos años.

Desde abril, ambos dan servicio gratuito como parte de las medidas para reducir la contaminación ante la aplicación del Hoy No Circula para todos. Juntos transportan a más de 270,000 personas diarias.
Pese a ser un transporte benéfico para el ambiente, con el paso de los años, el gobierno de la ciudad ha reducido el número de unidades y desaparecido rutas de trolebús, el sistema más antiguo de los transportes actuales.

El ‘trole’ fue inaugurado en 1951, y vio sus años de esplendor en la década de 1980, cuando se adquirieron 100 unidades nuevas con lo que la cifra llegó a 758 trolebuses, la más alta de su historia, según datos del STE.

En las décadas siguientes se renovaron algunas unidades, pero el número total de la flota se redujo notoriamente: para 2001, había 290 trolebuses, 62% menos que en 1980.

Actualmente hay 340 trolebuses, de ellos 284 unidades están en operación y 56 en mantenimiento.

Las unidades más nuevas, compradas entre 1997 y 1998, tienen 18 años de antigüedad y las más viejas, adquiridas en 1975, tienen 41 años de servicio.

En el caso del tren ligero, éste cuenta con 19 trenes en operación; los más antiguos tienen 26 años – fueron adquiridos en 1990 – y los más recientes fueron comprados en 2008. Diariamente transporta a 55,000 pasajeros por su única línea que va de Taxqueña a Xochimilco.

Servicio único, pero olvidado

El 9 de marzo de 1951 se inauguró la primera línea de trolebús: Tacuba – Calzada de Tlalpan. Entre sus ventajas estaban que era “silencioso, rápido y confiable”, detalla una reseña del Sistema de Transportes Eléctricos.

Las características que hicieron al trolebús un transporte de vanguardia en décadas pasadas quedaron atrás, según algunos de sus usuarios.

“Ya no son rápidos. Antes pasaban más seguido, pero ahora se tardan en pasar y no van rápido, será porque ya están muy viejos”, dice Dalia González, quien utiliza la Línea G, que va del metro Boulevard Puerto Aéreo al metro el Rosario.

En los últimos 16 años, nueve rutas de trolebús dejaron de prestar servicio. Dos fueron fueron sustituidas por la construcción de la Línea 2 del Metrobús, otra por la Línea 12 del Metro.

Seis líneas más fueron retiradas por el “redimensionamiento de la red” para ajustar rutas; entre ellas tres que circulaban por el Eje 3 Oriente dejaron de prestar servicio por la implementación de la línea 5 del Metrobús, detalla el STE, sin embargo este transporte solo llega a San Lázaro y no cubre toda la ruta que tenía el trolebús hacia el sur de la capital.

“Silencioso no es, a algunos les rechina todo, más cuando frenan, las puertas no abren bien y los vidrios están rayados, sucios”, dice Carlos Hernández usuario del corredor Cero Emisiones que va de la Terminal de Autobuses del Norte a la Terminal de Autobuses del Sur.

Actualmente funcionan ocho rutas. El corredor Cero Emisiones que opera en Eje Central tiene el mayor número de unidades en funcionamiento, con 88 unidades.

José Gallardo comenta que ya no usa el trolebús porque “tarda en pasar. Sí es rápido, porque tiene un carril confinado. Solo lo espero cuando tengo tiempo o voy sin prisa, porque si no se me hace tarde”.

Las últimas rodadas del trolebús

Para que el transporte eléctrico vuelva a estar en las preferencias de los capitalinos la Secretaría de Movilidad proyecta el cambio de los trolebuses por camiones eléctricos.

Con esto se transformaría la electromovilidad de la capital como ha sucedido en otras ciudades del mundo, explicó Laura Ballesteros, Subsecretaria de Planeación de la Semovi, durante un diálogo con lectores de Animal Político.

“Se tiene proyectado para los siguientes años hacer una transformación de los transportes eléctricos de la ciudad especialmente convirtiendo al trolebús en camión eléctrico.

Si vemos una línea de evolución, el transporte eléctrico del mundo, el trole es sin duda uno de los elementos más evolucionados, pero el último elemento de evolución hoy en lo eléctrico es el bus específicamente eléctrico sin concatenado para poder circular”, dijo Ballesteros.

En abril pasado, el mandatario local, Miguel Ángel Mancera, anunció que la ciudad tendría un financiamiento por 7,000 millones de pesos para la renovación del transporte público. Parte de esos recursos serían para la renovación de 80 trolebuses.

Entonces, Mancera dijo que el costo de sustituir una unidad de trolebús es de 13 millones de pesos.

A inicios de junio el gobierno capitalino inició el cambio de los camiones de RTP por los nuevos autobuses denominados M1, además mandatario local, Miguel Ángel Mancera, anunció el pasado 8 de junio la desaparición de los microbuses. Sin embargo no ha dado una una fecha para comenzar la sustitución de los trolebuses.

Fuente: Animal Político.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact