Gobierno

Ceden SEP y SSA ante la ‘chatarra’

sep-chatarraEn tan sólo 12 meses, se diluyó la propuesta inicial de las Secretarías de Salud (SSA) y de Educación Pública (SEP) para eliminar la venta de alimentos y bebidas con alto contenido de calorías en escuelas de enseñanza básica.

Las empresas productoras de alimentos procesados y refrescos ganaron la batalla tras la consulta pública que hizo la Comisión Federal de Mejora Regulatoria (Cofemer) y las negociaciones con los funcionarios de la Ssa, la SEP y Economía.

Así, la norma que regula la venta de comida chatarra y que entró en vigor ayer en todo el País, permite que en escuelas públicas y privadas se pueda vender botanas, pastelillos, galletas, confites; así como jugos y néctares en su versión light.

Incluso, en los planteles de secundaria se expenderán refrescos light.

Para no rebasar las 140 calorías que establece el acuerdo sobre los lineamientos generales para la venta y distribución de alimentos y bebidas en los establecimientos de consumo escolar, publicado en agosto de 2010 en el Diario Oficial de la Federación, las empresas ofrecen productos en presentaciones miniatura.

Entre diciembre de 2009 y de 2010, se hicieron públicos al menos tres anteproyectos de lineamientos; dos dictámenes de la Cofemer, así como diversos estudios de la SEP y de Salud para responder a cuestionamientos de la industria o para modificar la redacción del proyecto.

Además, se conoció una lista preliminar de productos permitidos y no permitidos; un acuerdo que contiene los lineamientos con un anexo único y una lista definitiva de 611 productos que se pueden vender en las escuelas.

Bien comer y beber

El primer proyecto de lineamientos, presentado en diciembre de 2009, proponía “restringir la oferta de bebidas azucaradas, tales como refrescos”; indicaba que el Plato del Bien Comer y la Jarra del Bien Beber eran la base para la ingesta de alimentos y bebidas.

Pero el plan de la Jarra del Bien Beber fue eliminada de los lineamientos, pues los empresarios argumentaron que no se basaba en una norma científicamente probada.

La primera propuesta señalaba que se deberían evitar “productos chatarra”, así como “la venta de alimentos con bajo o nulo valor nutricional”.

Establecía que las bebidas fueran agua natural o de frutas; leche pasteurizada de preferencia descremada y sin azúcar o yoghurt natural sin azúcar.

“Si se expenden bebidas embotelladas que sean de preferencia de frutas, sin gas y en la presentación más pequeña”, recomendaba.

El proyecto del 24 de mayo de 2010, incluía una lista de productos permitidos y no permitidos en las escuelas.

Destacaba que las bebidas tuvieran como base la Jarra del Bien Beber y proponía la certificación de escuelas libres de bebidas y alimentos azucarados.

Sin embargo, a sugerencia de la Cofemer, lo anterior fue eliminado del dictamen final.

El apartado 3.2 del anexo uno, que detallaba el tipo de alimentos, sugería que pastelitos, confites y botanas sólo se vendieran una día por semana.

La propuesta no se envió a la Cofemer ni se discutió, y en el documento final, publicado en el Diario Oficial en agosto de 2010, sólo quedó como recomendación.

La Cofemer pidió a la SEP y a Salud eliminar los términos de “alimentos con bajo o nulo valor nutricional o permitidos” y el de “alimentos no permitidos”.

Los empresarios argumentaron que los pastelitos, las botanas y los refrescos no son la causa de obesidad, sino la cantidad y la frecuencia de su consumo, así como el sedentarismo de los estudiantes.

Fuente: Reforma.com
Publicada: 12 de enero de 2011.

Acerca del autor

ExpokNews

1 comentario

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Encantada Nº 46, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]