Ambiental Noticias RSE

En UK 75% de las empresas recurren a sustentabilidad para recuperarse de COVID-19

En UK tres cuartas partes de las empresas recurren a sustentabilidad para recuperarse de COVID 19

Las empresas esperan volver a los niveles de rentabilidad anteriores a la época de la COVID-19 para 2022, y consideran que el aumento de la atención a la sostenibilidad es un factor clave.

Una encuesta realizada a 1,000 empresas del Reino Unido, ha revelado que más de tres cuartas partes de las empresas tiene previsto aumentar su enfoque de sustentabilidad en 2021, esto como parte de sus planes para recuperarse financieramente de COVID-19.

De acuerdo con información de edie, la encuesta fue realizada por HSBC Reino Unido para su último informe Navigator, que hace un seguimiento de las tendencias de transformación empresarial en todos los sectores principales.

Se entrevistó a los representantes de 1,000 empresas del Reino Unido y a otras 9,000 empresas de otros 38 países.

¿Cuáles fueron las respuestas?

De las empresas británicas encuestadas, menos de una cuarta parte dijo estar todavía preocupada por sobrevivir día a día como resultado de las implicaciones financieras de la pandemia y de las restricciones de cierre. La mayoría (57%) afirmó que están haciendo progresos en su adaptación, y el 19% restante se describió a sí mismo como “próspero en la nueva normalidad”.

La buena noticia es que la mayoría de las empresas de las dos últimas categorías están planeando una recuperación ecológica en lugar de una carrera a la baja en las normas ambientales.

En general, las empresas esperan volver a los niveles de rentabilidad anteriores a la época de la COVID-19 para 2022, y consideran que el aumento de la atención a la sostenibilidad es un factor clave.

Las razones que se citan van desde la reducción de los costos de la energía mediante la eficiencia energética, hasta una mejor participación de los consumidores, la cobertura de los medios de comunicación y las relaciones con los inversores.

Algunas investigaciones recientes han puesto de relieve una desconexión entre las ambiciones de sostenibilidad y las acciones. Por ejemplo, en una encuesta realizada a empresas con objetivos netos de cero en el Polo Sur, se comprobó que solo una de cada diez tiene objetivos provisionales de reducción de las emisiones basados en la ciencia. Además, la Autoridad de Competencia y Mercados (CMA) considera ahora que el lavado verde es una cuestión importante y está celebrando consultas sobre nuevos mandatos para las empresas a fin de prevenir la información errónea relacionada con la sostenibilidad.

Sin embargo, las empresas entrevistadas por HSBC parecen estar dispuestas a dar la talla. El 75% dijo que tienen métricas para medir su huella ambiental, en comparación con el 62% del año pasado. Y unas tres cuartas partes de las empresas han establecido objetivos de cero o planean hacerlo en los próximos 12 meses.

El informe nos dice que las empresas desean realmente una mejor reconstrucción y que la sostenibilidad así como el paso a una economía neta cero ocupa los primeros lugares en sus listas de prioridades mientras buscan adaptar sus operaciones a la ‘nueva normalidad’.

Vemos que los consumidores tienen cada vez más expectativas en lo que se refiere a la sostenibilidad y a las empresas con las que se comprometen, y este mayor enfoque en la sostenibilidad por parte de las empresas les ayudará a construir sus reputaciones y a hacer mejores conexiones con sus clientes.

Pero todavía hay trabajo por hacer.

Rob King, jefe de finanzas sostenibles de HSBC Reino Unido.

Apoyo a la política

El último punto de King se refiere más al Gobierno que al sector privado. De los encuestados en el Reino Unido que respondieron a la encuesta de HSBC, casi tres quintas partes dijeron que no creen que el gobierno ofrezca incentivos que les ayuden a ser más sostenibles. Entre las lagunas particulares identificadas se encuentran las finanzas ecológicas y la contratación de la fuerza de trabajo para crear un conducto de aptitudes para la economía neta-cero.

En cuanto a este último punto, el gobierno lanzó recientemente un Grupo de Trabajo sobre Empleos Verdes. La prioridad a corto plazo del Grupo de Trabajo será garantizar que el Reino Unido cuente con las competencias “inmediatas” para una recuperación ecológica, como las que se necesitan en los sectores de la energía eólica marina y la reconversión.

El lanzamiento se produjo después de una amplia campaña de los grupos verdes y después de una serie de exposiciones en los medios de comunicación que cubrieron el escaso progreso hacia la meta general de dos millones de empleos verdes en el Reino Unido para 2030.

Antes de la pandemia, las cifras del Gobierno revelaron que el volumen de negocios de la economía ecológica del Reino Unido representaba sólo el 1% del volumen de negocios nacional no financiero. Investigaciones similares sobre las cifras oficiales de empleo revelaron que, si bien los empleos nacionales en el sector de la energía renovable aumentaron de año en año en 2018 y 2019, en última instancia se redujeron en alrededor de un tercio con respecto a los niveles de 2014.

Acerca del autor

Corinna Acosta

Comunicóloga, Mercadóloga y Especialista en Marcas Humanas. Colabora en este espacio desde 2012.

Generadora de estrategias y contenidos digitales. Defensora de la comunicación corporativa con enfoque humano. @coryacr en Twitter.

Dejar un comentario