Ambiental Gobierno Noticias Organizaciones internacionales RSI

Reportes climáticos obligatorios podrían ser realidad gracias al G7

Reportes climáticos obligatorios podrían ser realidad gracias al G7

Un compromiso del G7 busca exigir reportes climáticos obligatorios que proporcionen información coherente y útil para los participantes en el mercado.

Los ministros de finanzas del G7 se comprometieron a obligar a las empresas a informar sobre el impacto del clima y las decisiones de inversión, junto con nuevas medidas para reforzar los registros centrales de propiedad beneficiaria de las empresas y tomar medidas contra los delitos medioambientales.

edie comentó que el acuerdo de obligar a informar sobre el clima aún no tiene un calendario, pero el grupo más amplio de países del G20 también va a debatir el tema, lo que podría significar que se llegue a un acuerdo internacional antes de las negociaciones sobre el clima de la COP26 en Glasgow el próximo mes de noviembre.

Apoyamos el avance hacia la divulgación obligatoria de información financiera relacionada con el clima que proporcione información coherente y útil para la toma de decisiones a los participantes en el mercado.

Esto ayudará a movilizar los billones de dólares de financiación del sector privado que se necesitan, y reforzará la política de los gobiernos para cumplir nuestros compromisos de reducción a cero.

Ministros de finanzas del G7.

Reportes climáticos obligatorios

El Reino Unido fue el primer país importante en confirmar sus planes de obligar a revelar información sobre el clima en noviembre de 2020.

La propuesta prevé que cualquier empresa con más de 500 empleados y más de 500 millones de libras de facturación anual en el Reino Unido revele en sus informes anuales los posibles riesgos asociados al cambio climático y a la transición a cero. Las recomendaciones están en línea con el TCFD y parece que afectarán a más de 1,500 empresas.

reportes climáticos obligatorios

El Departamento de Empresa, Energía y Estrategia Industrial (BEIS) ha lanzado una consulta con vistas a aplicar el enfoque del informe a partir de abril de 2022.

En la reunión del G7, los ministros también respaldaron el trabajo de la Fundación Internacional de Normas de Información Financiera, que intentará desarrollar una nueva norma mundial para la elaboración de informes de sostenibilidad que se base en el marco del TCFD.

Ya hay más de 1,500 empresas que apoyan las recomendaciones del TCFD, entre ellas empresas con una capitalización bursátil combinada de 12.8 billones de dólares e inversores con 138.8 billones de dólares de activos gestionados colectivamente. Se trata de una enorme aceptación del 85% desde 2019.

Más acciones del G7

El G7 también acogió con satisfacción el lanzamiento de The Taskforce on Nature-related Financial Disclosures (TNFD) que se puso en marcha el viernes (4 de junio), cuyo objetivo general es alinear la información corporativa y el gasto financiero para aliviar los riesgos relacionados con la naturaleza.

Además, el G7 acordó reformas fiscales para que las multinacionales paguen la parte de impuestos que les corresponde en los países en los que hacen negocios. Parece que se introducirá un tipo mínimo global del 15% para cada país en el que opere una empresa.

Las normas se aplicarían a las empresas mundiales con un margen de beneficios de al menos el 10%, y en ellas se reasignaría el 20% de cualquier beneficio que supere el margen del 10% y se sometería a impuestos en los países en los que operan.

reportes climáticos obligatorios

El Canciller Rishi Sunak comentó:

Estas reformas fiscales sísmicas son algo por lo que el Reino Unido ha estado presionando y un enorme premio para el contribuyente británico: la creación de un sistema fiscal más justo y adecuado para el siglo XXI.

Se trata de un acuerdo verdaderamente histórico y estoy orgulloso de que el G7 haya mostrado su liderazgo colectivo en este momento crucial de nuestra recuperación económica mundial.

Rishi Sunak, canciller.

El G7 también se comprometió a apoyar a los países pobres y vulnerables para hacer frente a los retos sanitarios y económicos que plantea la pandemia del Covid-19. El nuevo compromiso se basa en las asignaciones generales de 650,000 millones de dólares de Derechos Especiales de Giro (DEG) emitidas a principios de este año.

Los Ministros de Finanzas y los banqueros presentes en la reunión del G7 pidieron que los DEG se apliquen antes de finales de agosto de 2021 y las naciones del G7 estudiarán acuerdos voluntarios para utilizar los DEG en apoyo de la vacunación y de una recuperación económica más ecológica en otros países.

reportes climáticos obligatorios

Aunado a ello, el G7 también se comprometió a publicar los detalles de los préstamos en función de cada uno de ellos, aunque algunos críticos creen que el apoyo debería proporcionarse en forma de subvenciones. El G7 implorará al G20 y a los acreedores del sector privado que hagan lo mismo.

La reacción del Grupo Verde acerca de reportes climáticos obligatorios

Erkki Liikanen, presidente de los fideicomisarios de la Fundación IFRS:

“Acogemos con satisfacción el apoyo de los Ministros de Finanzas del G7 a nuestra labor de desarrollo de la base mundial de información financiera relacionada con la sostenibilidad y nuestro diálogo en curso con las principales partes interesadas en relación con la propuesta de creación de un Consejo de Normas Internacionales de Sostenibilidad antes de la COP26”.

Lord Karan Bilimoria, presidente del CBI:

“Las finanzas tienen un papel fundamental para impulsar una recuperación inclusiva, así como para ayudar a las empresas de todos los sectores a responder a la crisis climática y a los retos sociales. El aumento de la armonización internacional de los marcos normativos y políticos de las finanzas sostenibles debería estar en primera línea de todos los planes”.

Como anfitriones del G7 y de la COP26, es estupendo ver que el Reino Unido debe tomar el relevo en esta agenda global que ayudará a construir la sostenibilidad para todos.

Catherine McGuinness, vicepresidenta del Grupo de Estrategia de Regulación Internacional:

“Acogemos con satisfacción los compromisos de la Presidencia para hacer frente al cambio climático anunciados por el Canciller. En nuestro reciente informe, el IRSG pedía que se diera prioridad a la eliminación de las lagunas en la adopción de la TCFD por parte de las jurisdicciones, por lo que es muy alentador ver los movimientos del G7 hacia la divulgación obligatoria de información financiera relacionada con el clima basada en el marco de la TCFD.

Se trata de un importante paso adelante que contribuirá a crear una vía para el éxito de la COP26 en Glasgow y a allanar el camino para conseguir unas emisiones netas nulas a nivel mundial. Del mismo modo, nos complace ver que el G7 está tomando medidas para hacer frente a la financiación ilícita y a los delitos medioambientales”.

Shaun Spiers, director ejecutivo de Green Alliance:

“Es bueno ver que los ministros de finanzas empiezan a integrar el clima y la biodiversidad en su pensamiento económico. Exigir a las empresas y a los bancos que informen sobre su impacto en el cambio climático supone un importante avance hacia la consecución de economías más sostenibles. Reconocer la importancia del informe Dasgupta es el primer paso para considerar el verdadero valor de la naturaleza para el erario público.

Ahora necesitamos que estas grandes economías inviertan fuertemente en una recuperación verde y apoyen a los países en desarrollo para que hagan lo mismo. Las promesas de alcanzar los 100,000 millones de dólares son muy bienvenidas y ahora deben cumplirse y acompañarse de un plan de inversión para la adaptación y la mitigación”.

reportes climáticos obligatorios

La Dra. Emily Shuckburgh, directora de Cambridge Zero:

“Los esfuerzos anunciados hoy por el G7 para impulsar la economía mundial hacia las emisiones netas de gases de efecto invernadero y acabar con la financiación ilícita de los delitos medioambientales son fundamentales para hacer frente al cambio climático”.

Bethan Livesey, directora de políticas de ShareAction:

“Acogemos con satisfacción la noticia de que las economías del G7 seguirán al Reino Unido en la obligatoriedad de las divulgaciones del TCFD y apoyamos las normas internacionales comunes de información.

Los inversores necesitan información coherente y comparable sobre el impacto medioambiental y social de las empresas. El poder del marco de la TCFD para abordar los riesgos y las oportunidades del cambio climático se verá muy reforzado si se convierte en una práctica estándar a nivel mundial. Esperamos que otros sigan el ejemplo del G7″.

Chris Cummings, director ejecutivo de la Investment Association:

“El compromiso del G7 de introducir la información obligatoria relacionada con el clima según el marco del TCFD es un hito crucial para abordar el cambio climático. El cambio hacia un futuro global más sostenible depende de la acción coordinada de las mayores economías del mundo. Garantizar datos de alta calidad y comparables sobre el impacto del cambio climático es el núcleo de esto y pondrá de relieve las acciones necesarias por parte de los responsables políticos y las empresas para lograr las emisiones netas cero.

Como industria que invierte en empresas de todo el mundo para ofrecer un valor sostenible en nombre de los ahorradores e inversores del Reino Unido y del extranjero, acogemos con satisfacción este compromiso que nos permitirá tomar decisiones de inversión informadas que apoyen estos objetivos”.

Imagen principal: Fue marcada con una licencia CC BY-NC-ND 2.0. Mayor información aquí

Acerca del autor

Corinna Acosta

Comunicóloga, Mercadóloga y Especialista en Marcas Humanas. Colabora en este espacio desde 2012.

Generadora de estrategias y contenidos digitales. Defensora de la comunicación corporativa con enfoque humano. @coryacr en Twitter.

Dejar un comentario