Noticias

Redes Sociales Filantrópicas

Distintas iniciativas sin fines de lucro en pro del desarrollo de sectores como la educación, abastecimiento de agua potable y sustentabilidad, explicaron cómo la tecnología y las redes sociales han potenciado su impacto para recaudar fondos y lograr el cambio que buscan.

Una a una desfilaron por el escenario de la segunda edición del Social Good Summit, evento organizado por la Fundación de las Naciones Unidas, algunas de las ONG que durante los últimos cinco años han logrado impacto a escala mundial, y entre las cuales el común denominador es el uso de la tecnología y las redes sociales, como Twitter, Facebook, Tumblr, Digg, Blogger, entre otras, para capitalizar sus modelos.

Scott Harrison, fundador y presidente de Charity Water, es uno de estos emprendedores, cuya iniciativa ha modificado el abastecimiento de agua en comunidades marginadas en 19 países. Ha financiado cuatro mil 282 proyectos y ha recaudado 43 millones de dólares a lo largo de cinco años.

Para Harrison, el uso de la tecnología por geolocalización ha sido clave, pues las personas que se unen a su proyecto como donadores, mínimo de 20 dólares, son rastreados a través de la dirección IP de la que se emite la donación, y esta misma dirección es conectada al proyecto dónde se destinó ese dinero.

De esta manera, el donador puede tener confianza en saber en dónde está siendo invertido su dinero, y pueden ver fotos de cómo va creciendo la comunidad.

“Hemos conseguido que las personas realmente interesadas en el proyecto lo compartan e incluso organicen eventos para invitar a más gente a donar y unirse a la causa por medio de la tecnología”, aseguró Harrison.

De cara al futuro, el joven emprendedor dijo que a raíz del interés de la gente y la facilidad que les brinda internet para compartir experiencias, esperan recaudar dos mil millones de dólares en los próximos cinco años, con un estimado de crecimiento anual de 65 por ciento.

Actualmente Harrison dijo que 50 por ciento de lo que recaudan se lleva a cabo a través de internet, por lo que se dijo confiado de la herramienta para alcanzar sus metas.

Ante el desfile de las ONG, Ted Turner, presidente y creador de la fundación de las Naciones Unidas, dijo que el liderazgo y la tecnología son la clave para continuar el desarrollo mundial, y que se debe confiar en el impacto positivo de la juventud, ante lo que Valerie Amos, secretaria general de la Fundación de la ONU, estuvo de acuerdo y comentó que en 2010 la fundación apoyó a los proyectos con intenciones filantrópicas como el de Harrison, con siete millones de dólares para que sigan adelante.

Otra de las iniciativas es One Laptop Per Child, proyecto coordinado por Nicholas Negroponte, que ha materializado el objetivo de proveer computadoras portátiles a una vasta cantidad de niños en las escuelas primarias en naciones como Uruguay, Afganistán, Nepal, Libia y Brasil.

“Dicho proyecto ha sido apoyado en Brasil por el ex presidente, Lula da Silva, y a escala mundial por las Naciones Unidas”, dijo Negroponte, quien señaló que su objetivo es lograr que los 700 millones de niños que no acuden a la escuela en el mundo puedan tener accesoa internet y la tecnología a corto plazo.

Mochila y Twitter Monique

Coleman, fundadora y directora ejecutiva del portal y ONG GimmeMo.com (@gim,memotalk), emprendió un viaje de seis meses en 2010 alrededor de 24 países. Sin embargo, no era una travesía de mochila cualquiera, sino el inicio de un proyecto de filantropía que le valió el nombramiento como campeona juvenil de la ONU el año pasado.

“La intención de este viaje era experimentar en carne propia lo que se vive en países con desventajas, y de esta manera despertar conciencia en los jóvenes para donar a diferentes causas, unirse o simplemente ayudar de alguna manera”, dijo Coleman.

Aseguró que en países como Bangladesh, las condiciones de vida son ínfimas, que puede no haber agua potable ni mucho que comer. Sin embargo, la telefonía celular es uno de los bienes más apreciados, mismo que utilizó para levantar el interés de la comunidad en su viaje.

“A través de Twitter y un sitio de internet se pueden establecer lazos que de otra manera es imposible. En la filantropía el dinero no es todo, debemos usar la comunicación”, dijo.

Fuente: Excélsior, Dinero/Haker, p. 14
Por: Gabriela Chávez
Publicada: 20 de septiembre de 2011.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario