Nobel de la Paz para el empoderamiento femenino – ExpokNews

Los premiados buscan advertir sobre la violencia sexual como arma en los conflictos bélicos, ¡entérate!

Por los esfuerzos para terminar con la violencia sexual usada como arma de guerra, Denis Mukwege, médico ginecólogo del Congo y Nadia Murad, activista iraquí fueron premiados con el Premio Nobel de la Paz 2018.

El doctor Mukwege ha pasado gran parte de su vida adulta ayudando a las víctimas de violencia sexual en la República Democrática del Congo, junto con su equipo, ha tratado a miles de víctimas de estas agresiones, según el Comité Nobel Noruego.

Cabe mencionar que Mukwege ha condenado frecuentemente la impunidad por las violaciones masivas y también ha criticado a su gobierno y al de otros países por no hacer lo suficiente para detener el uso de la violencia sexual contra las mujeres como estrategia y arma de guerra.

Nobel de la Paz para el empoderamiento femenino

Por su parte, la otra premiada Nadia Murad,es testigo de los abusos que se han cometido contra ella y otras mujeres. Ella destaca por su valentía al ser capaz de relatar sus propios sufrimientos.

Se trata de una mujer activista de derechos humanos, es una de las aproximadamente tres mil niñas y mujeres yazidíes que fueron víctimas de violaciones y otros abusos por parte del grupo yihadista Estado Islámico.

Los abusos han sido parte de una estrategia militar, los cuales sirvieron como un arma en la lucha contra los yazidíes y otras minorías religiosas, indicó en su presentación la presidenta del comité Nobel de la Paz, Berit Reiss-Andersen.

Ella mencionó que “tras tres meses de cautiverio logró escapar y empezó a denunciar los abusos que habían sufrido ella y otras mujeres”.

“Tuvo el extraordinario coraje de contar su propio sufrimiento y de ayudar a otras víctimas”, agregó el Comité Nobel.

Sobre el premio Nobel

El premio de 2018 está valorado en nueve millones de coronas suecas (1.01 millones de dólares)

El año pasado, el premio recayó en la Campaña Internacional para la Abolición de las Armas Nucleares (ICAN)

Los Nobel, consistentes en una medalla de oro, un diploma y un cheque de nueve millones de coronas suecas (1.1 millones de dólares) se entregarán formalmente en Oslo y Estocolmo el 10 de diciembre, aniversario de la muerte de su fundador, Alfred Nobel (1833-1896).

El Premio Nobel de la Paz, como viene siendo tradición, es el único de los seis Nobel que se otorga y entrega fuera de Suecia, siguiendo el expreso deseo de Alfred Nobel, el químico e ingeniero inventor de la dinamita que donó toda su fortuna a las autoridades suecas para la creación de los Premios Nobel.

Con este premio se busca siempre reconocer a los que contribuyen con el hermanamiento de los pueblos, a la eliminación o reducción de armamento e impulsar la paz en el mundo

¿Quiénes son los ganadores del Premio Nobel 2018?

Denis Mukwege nació el 1 de marzo de 1955 en la actual República Democrática del Congo. Hijo de padres pentecosteses, estudió medicina en Burundi y comenzó su práctica en el hospital Cristiano de Lemera. Desde los inicios de sus estudios en medicina, se hizo consciente de la difícil situación de las mujeres en su país, motivación que lo llevó a especializarse en ginecología y obstetricia.

En 1966 el hospital de Lemera fue destruido por la guerra civil, pero con el apoyo de organizaciones internacionales, el ya para entonces doctor, Mukwege, fundó el Hospital de Panzi, en Bukavu, que es reconocido a nivel mundial por atender cirugías de la reparación de fistula obstétrica.

A finales de los años noventas, el doctor y su equipo se dieron cuenta que el nivel de violencia sexual contra las mujeres iba en aumento, al grado que las pacientes llegaban con los órganos sexuales destrozados, situación que lo llevo a asesorarse y especializarse en la cirugía reconstructiva de fistula.

Además del apoyo médico, el doctor Denis Mukwege, mejor conocido en su comunidad como el “guardián de las mujeres”, inició la Fundación Panzi, que trabaja fuera de las instalaciones del hospital como proveedor de proporciona ayuda psicológica, asesoramiento jurídico y nuevas perspectivas a todas las mujeres que tienen dificultades para reincorporarse a la vida funcional. A este trabajo se suma la colaboración del grupo evangélico DORCAS, mujeres que han sido dadas de alta y que son entrenadas para rehacer su vida con una modesta ayuda financiera.

Nadia Murad Basee Taha nació en Kojo, Irak , en 1993. A los 14 años fue secuestrada por el grupo terrorista Yuhadista por formar parte del grupo étnico religioso, yazidí. Tras un largo periodo de esclavitud, torturas y violaciones, logra escapar de su captor y con ayuda de unos vecinos logra salir del país como refugiada y es acogida en Stutggart, Alemania.

En el 2015 informa al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas sobre la trata de mujeres derivada del conflicto bélico en su país. Al año siguiente se convierte en la Primera Embajadora de Buena Voluntad para la Dignidad de los Supervivientes de Trata de Personas de las Naciones Unidas donde lanza iniciativas de apoyo global para combatir el tráfico de personas y la precaria situación de los refugiados.

En 2017 publica el libro autobiográfico, “Yo seré la última: historia de mi cautiverio y mi lucha contra el Estado Islámico”.

Acerca del autor

Janneth Del Real

Licenciada en Periodismo por la Escuela de Periodismo Carlos Septién. Ha trabajado en el periódico Mas por Más, revista SuperMujer, Pulso Pyme, Linio y en el Periódico AM de Querétaro. Actualmente desarrolla contenidos para Expoknews.

Mujer positiva que siempre busca el para qué de las cosas.