Entendiendo la Responsabilidad Social RSE

La RSE como herramienta de gestión de crisis

Te damos diez razones para adoptar políticas de RSE que te ayudarán a combatir una crisis.

Por Pizzolante

Las expectativas sociales han cambiado, esperando que las compañías puedan ofrecer soluciones en el mercado para alcanzar un equilibrio entre el logro de sus objetivos de negocio y apoyo en la resolución de desafíos sociales y medioambientales. De hecho, un estudio publicado por Trensity, arroja que 80% de las personas cree que las empresas son las primeras que deberían iniciar un cambio para cuidar el planeta.

Según Reputation Institute, 3 de 4 ciudadanos en el mundo opinan que las empresas pueden tomar medidas que mejoren las condiciones económicas y sociales de las comunidades donde operan.

Entonces… ¿qué están haciendo las empresas? Hoy en día, muchas organizaciones están adaptando la Responsabilidad Social Empresarial como una filosofía de gestión que se aleja mucho del concepto de filantropía que anteriormente se manejaba, para llegar a un cambio de paradigma en procesos, estructuras de gobierno corporativo e inversión social, que los acercan a lo que el mundo espera de las ellas, e incluso pueden mitigar riesgos.

¿Cómo prevenir las crisis con políticas de Gestión de Expectativas Sociales?

1-. Generando conexión con comunidades, consumidores y otras audiencias claves:

El acercamiento a tus comunidades no solo te da la licencia social para operar, sino un pulso de qué esperan de la empresa a nivel de desarrollo económico y social, comportamiento cívico, como empleador y de los productos que comercializa.

Según el estudio Edelman Earned Brand 2017, 57% de los consumidores está dispuesto a comprar o boicotear una marca, dependiendo de su posición en temas sociales o políticos controversiales. En la actualidad, los consumidores esperan que las marcas tomen posturas en asuntos de la vida real y, a cambio, son fieles al producto o servicio que ofrece.

2-. Mejorando el clima laboral:

No sólo tiene que ver con lo que haces por tus colaboradores, sino cómo percibe tu equipo lo que haces por solventar problemas sociales y ambientales. Un estudio desarrollado por Deloitte afirma que  77% de los millennials escoge dónde trabajar, tomando en cuenta el propósito de la compañía y 37% asegura que para ellos es fundamental que la empresa donde trabaje preserve el bienestar de los colaboradores.

Colaboradores comprometidos con valores compartidos, mejoran el clima laboral y trabajan por un objetivo común, recomendando a la empresa ante posibles audiencias conflictivas.

3-. Incrementando la productividad:

Un excelente clima laboral no solo mejora el ambiente de trabajo e impide paros de producción. Aplicar medidas de RSE, implica también modificar procesos hacia un actuar más inclusivo, que promueve la protección de derechos humanos, eliminación de trabajo forzado e infantil, y desarrollo de políticas de no discriminación, tal como lo indican los principios del Pacto Global.

67% de los empleadores afirma que sus equipos son más productivos cuando se aplican iniciativas flexibles en pro de los colaboradores, según el mismo estudio de Deloitte

4-. Promoviendo la innovación para la creación de procesos eco amigables:

Ser cuidadoso con el medio ambiente requiere inversión en tiempo, dinero y horas hombre para integrar a la cadena de valor procesos innovadores que sean eficientes y a la misma vez reduzcan el impacto ambiental, para minimizar la posibilidad de accidentes medioambientales.

Esto muchas veces se refiere a tecnología de punta, capacitación, estudio de retos ambientales en la zona, desarrollo de proyectos, sensibilización de los colaboradores y accionistas. En fin, una reestructura del modelo de negocio, que prepara a la empresa a las realidades actuales, con miras a la sostenibilidad a largo plazo.

5-. Favoreciendo la creación de alianzas:

Uno de los principios de la RSE es la generación de sinergias entre organizaciones y entidades de todo tipo. De hecho, el Objetivo de Desarrollo Sostenible 17 se refiere a ello, como la manera para lograr los objetivos hacia un mundo mejor.

Esto no solo promueve la profesionalización de una participación institucional estratégica, sino que acerca a la empresa a autoridades locales, multilaterales, sector privado, organizaciones sin fines de lucro, juntas comunales, entre otras, con las que generar un capital relacional importante para lograr el éxito.

6-. Mejorando la reputación de la marca:

La reputación es lo que hablan de ti mientras no estás presente, y gestionarla se basa en hacer actos relevantes y congruentes con los valores que profesas, además de saber comunicar cómo diferencias tu marca para acercarla a las expectativas sociales y ambientales de tus audiencias.

Las grandes compañías que han adoptado modelos de negocio sostenibles, han incrementado su reputación y, por ende, sus ventas, generando más de mil millones de dólares en ingresos por productos y servicios sostenibles, según un estudio del MIT Sloan Management Review.

7-. Promoviendo la transparencia e implementación de Código de Ética:

Como uno de los elementos del Pacto Global, toda filosofía de gestión socialmente responsable incluye la promoción de transparencia y prácticas empresariales éticas, lo que implica la socialización de códigos de ética basados en valores compartidos que comprometen a los colaboradores y proveedores, convirtiendo esto como un generador de confianza y una manera de evitar escándalos por transparencia.

8-. Incrementando las ventas:

Los consumidores prefieren empresas socialmente responsables. La intención de compra sube de 49% a 84% si la reputación es excelente en vez de buena, según índices de RepTrack, de Reputation Institute. Igualmente, 59% de los entrevistados afirman que están dispuestos a pagar más por un producto que posea beneficios para la salud y 45% por ser ambientalmente responsables.

9-. Aumentando la exposición pública:

Ajustar la RSE a tu modelo de negocio ayuda también a aumentar la exposición pública y favorecer las relaciones con audiencias como gobierno y medios de comunicación, que blindan la operación.

10-. Fortaleciendo las estructuras de gobierno corporativo

La creación de un governance transversal que vele por el cumplimiento de una estrategia de responsabilidad social corporativa es imprescindible para lograr los objetivos. Esto supone implementar buenas prácticas de gobierno corporativo, que hace seguimiento continuo a todos estos temas.

Este artículo fue escrito por Pizzolante para Expoknews.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact