La responsabilidad social en China se ha convertido en una prioridad en los últimos años. ¡Mira lo que hacen las empresas chinas!

Aunque al mencionar a China no pensamos en que tenga responsabilidad social (RSE), sino en los productos baratos «Hechos en China», esta nación es una economía de rápido crecimiento con muchos esfuerzos en RSE.

Hace unos 15 años solo había 9 empresas chinas en las 500 compañías principales del mundo; ahora hay 95.

Responsabilidad social en China

La responsabilidad social en China se ha empezado a convertir en una prioridad en los últimos años porque las compañías chinas se dan cuenta de que, para seguir siendo competitivas en el mercado global, deben adoptar prácticas socialmente y ambientalmente responsables. Además, el gobierno está implementando leyes y pautas para mejorar la seguridad de los productos, de la gente y de la comunidad. Entre 1999 y 2005 se publicaron solo 22 informes de RSE. Ese número entre 2006 y 2009 creció a 1,600 reportes de sustentabilidad en China.

Responsabilidad social en China

Según Casey Wilson, directora de Wokai, una organización que ayuda a los microempresarios en China a iniciar pequeños negocios y salir de la pobreza en Wall Street Journal, hay un fuerte movimiento de las empresas chinas para implementar la RSE en sus propias operaciones, como asegurarse de que sus cadenas de suministro sean verdes.

Como este septiembre marca el segundo aniversario de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la ONU, a CSR Asia le pareció un buen momento para revisar los informes de sustentabilidad que salieron 2016 y así entender mejor cómo las compañías en China respondieron a las metas después de adoptarlas.

Empresas chinas con estrategias de responsabilidad social

El ODS Compass desarrollado por la Iniciativa de Reporte Global (GRI por sus siglas en inglés), UN Global Compact y WBCSD, les proporciona a las empresas una guía para los ODS y establece un enfoque de tres pasos para alinearlos con las estrategias de negocio. Aquí se enfatiza la necesidad de:

  • Evaluar sus impactos actuales y potenciales, positivos y negativos sobre los ODS a lo largo de sus cadenas de valor. Esto permitirá a las empresas identificar dónde pueden ampliarse los impactos positivos y dónde se pueden reducir o evitar los negativos.
  • Dar prioridad a los ODS que reflejen sus asuntos más importantes. Esto puede basarse en las expectativas de las partes interesadas y su relevancia para el negocio, es decir, las cuestiones que representen oportunidades o riesgos comerciales significativos.
  • Establecer metas específicas, medibles y de tiempo limitado que describan cómo la empresa planea hacer contribuciones positivas a los ODS, y reducir los impactos negativos actuales y potenciales.

Muchos corporativos con compromisos hacia los ODS afirman que han mapeado sus operaciones comerciales o estrategias de sostenibilidad, y han priorizado los de mayor relevancia. Al dar relevancia a los ODS, la mayoría de las compañías se enfocan en aquellos en los que ven la mayor oportunidad de hacer contribuciones positivas.

Por ejemplo, los esfuerzos existentes para aumentar la eficiencia energética y reducir las emisiones de carbono de las operaciones comerciales directas se describen como contribuciones al ODS 13: Acción climática, que es sobre la utilización de fuentes de energía renovables y la energía con bajas emisiones de carbono.

ODS sobre cambio climatico

Otros ejemplos incluyen iniciativas dispersas de voluntariado de colaboradores, donaciones o servicios de salud que se describen como contribuciones al ODS 1: No a la pobreza o el ODS 3: Salud y Bienestar. No está claro cómo estos esfuerzos fragmentados son parte de una estrategia para hacer a la empresa más sostenible en general ni cómo ayudan a abordar las prioridades de desarrollo más allá del negocio.

Lo que falta en la mayoría de los informes de sostenibilidad es un debate transparente sobre los impactos negativos de una empresa en los ODS, así como una explicación clara de los compromisos hacia estos con objetivos medibles y plazos determinados.

Algunas compañías que operan en  China están adoptando un enfoque más estratégico que permita la escala y el impacto para contribuir a los ODS, alienando sus contribuciones con las prioridades del negocio.

Taiwan Semiconductor Manufacturing Company

En su Informe de Sustentabilidad para 2016, Taiwan Semiconductor Manufacturing Company informó que ha mapeado la estrategia de sostenibilidad de la compañía Vision 2020 en comparación con los ODS, para identificar los de mayor relevancia.

Reporte de sustentabilidad de Taiwan Semiconductor Manufacturing Company

La compañía describe sus actividades en apoyo de cada uno de los ODS priorizados, y para algunos establece metas medibles y con tiempo limitado.

Por ejemplo, para apoyar el ODS 12: Consumo y Producción Responsables, el negocio apunta a una tasa de reciclado de desechos superior al 95%, y una tasa de residuos destinados al vertedero inferior al 1% en 2020.

Reporte de sustentabilidad de empresa china

Far East New Century

Far East New Century se ha comprometido en aprovechar a sus competidores para ayudar a lograr los ODS, por medio de innovaciones de productos y procesos.

Reporte de sustentabilidad Far East New Century

En apoyo del ODS 6: Agua limpia y Saneamiento, FENC coopera con Nike y el desarrollador de tintura sin agua holandés DyeCoo para realizar teñido sin agua. El nuevo proceso no solo reduce drásticamente la cantidad de agua consumida, sino también los aditivos químicos descargados y la energía petroquímica utilizada.

En apoyo del ODS 14: Vida bajo el agua, la compañía trabaja con organizaciones asociadas para reciclar botellas PET de los océanos y producir hilados. Hasta la fecha, el hilo ha sido empleado en la producción de la edición limitada de zapatillas y camisetas Adidas.

En su esfuerzo por aumentar la diversidad de género, CLP ha dado preferencia a tres áreas de acción que se alinean con los ODS, y apoyan el empoderamiento social y económico de las mujeres. En apoyo del ODS 5: Equidad de género, la empresa tiene como objetivo:

  • Aumentar el número de mujeres en posiciones de liderazgo.
  • Asegurar la equidad de género en la remuneración.
  • Incrementar el número de mujeres ingenieras, apoyando iniciativas que animen a las niñas a estudiar ingeniería.
  • Atraer el talento de mujeres recién graduadas a la compañía.

Informe de sustentabilidad de la compañia china Far East New Century

 

ASUS

En su Informe de Sostenibilidad 2016, ASUS reconoce que la rápida introducción de nuevos productos electrónicos de consumo y la alta frecuencia de reemplazo de productos, resultan en enormes cantidades de residuos electrónicos que causan un gran daño a la salud humana y al medio ambiente.

Como una empresa líder en la industria de la tecnología de la información, ASUS está comprometida con lograr una economía circular. Esto incluye reemplazar las sustancias peligrosas, prolongar la vida del producto mediante la renovación, y mejorar el diseño para facilitar la reparación y actualización por parte de los clientes, así como proporcionarles servicios de reciclaje.

CLP

Para mitigar el riesgo de posibles abusos contra los derechos humanos en su fuerza laboral contratada, CLP ha iniciado su primer ejercicio de debida diligencia con el Instituto Danés de Derechos Humanos.

Reporte de sustentabilidad de la empresa china CLP

Informe de sustentabilidad de CLP

Conclusión

Tomando en cuenta que las empresas pronto empezarán a elaborar sus informes de sostenibilidad para el 2017, pueden recurrir a un conjunto más amplio de recursos y herramientas para guiarse en la integración de los ODS en su estrategia, incluyendo guías sectoriales e indicadores. Esto representa una esperanza para la responsabilidad social en China, si más compañías exploran sus impactos y toman medidas hacia el crecimiento del negocio que se alineen con las prioridades globales de desarrollo para el 2030.

¿Es la responsabilidad social en China perfecta? Para nada. Hay un largo camino por delante. Adoptar la RSE en el país parece un reto mayor de lo que se pensó.

Para que los ODS puedan lograrse, los corporativos deben ir más allá de acciones aisladas y, como dice Oxfam, «identificar las áreas clave de tensión entre las prácticas comerciales y los ODS, y trabajar para encontrar formas de realinearlos».

Tomando en cuenta que las empresas apenas están comenzado a integrar los ODS en sus estrategias de sustentabilidad y RSE, en China todavía no se puede notar una forma más profunda de compromiso con los ODS. Pocas compañías demuestran una divulgación más transparente, pero estos ejemplos son prometedores cuando se trata de la responsabilidad social en China.

 

Acerca del autor

Daniela Lazovska