RSE

Inversión responsable, métricas irresponsables. ¿Es ESG greenwash para muchos?

es ESG, greenwash

Seguramente te has preguntado si… ¿es ESG, greenwash? Una investigación arroja algunos datos sobre este importante tema en los negocios responsables.

Cada vez más empresas y líderes se enfocan en los criterios ESG, siglas que significan environmental, social and governance, sin embargo, estos criterios en muchas ocasiones no han sido del todo certeros para los inversionistas. ¿Es ESG, greenwash?

El portal llamado BusinessGreen, lanzó un artículo en donde afirma que la carrera hacia el cero neto presenta una oportunidad para los administradores de activos y comprometidos con los criterios ESG. Pero también comenta que persisten las preocupaciones sobre la confiabilidad de las métricas de datos que miden la producción de carbono.

es ESG, greenwash

¿Qué dicen los expertos sobre sí es ESG, greenwash?

Alrededor de 87% de inversionistas ha invertido 37 billones de dólares estadounidenses a  favor de las cero emisiones netas de gases de efecto invernadero, lo cual refleja los compromisos sobre este tema hacia el 2050.

Net Zero Asset Managers —grupo internacional de administradores de activos comprometidos a apoyar el objetivo de cero emisiones netas de gases de efecto invernadero para 2050— afirma que puede haber una gran variación en la gran cantidad de metodologías que han surgido en los últimos años para medir el progreso de las empresas hacia un cero neto.

Esto quiere decir que para medir la verdadera huella de carbono de una cartera de inversiones, se deben determinar las emisiones de alcance uno (directo), alcance dos (indirecto) y alcance tres (también indirecto) de cualquier tenencia subyacente, esto lo afirmó Edwin Whitehead, vicepresidente senior de inversión responsable de Redington.

es ESG, greenwash

Sin embargo, actualmente no hay forma de medir los tres alcances con precisión, porque afirma el experto que eso es algo extremadamente difícil de medir y evaluar. Así que para saber si una empresa está en el camino correcto o no, hay mucha incertidumbre al respecto.

¿Es ESG, greenwash?

Tanto los compromisos ESG en todo el sector privado enfrentan un creciente rechazo por parte de algunos activistas y científicos que afirman que los objetivos a largo plazo brindan una cobertura para que las empresas continúen contaminando en el corto plazo.

Por ejemplo, Brookfield, una empresa canadiense que empleó al enviado de finanzas climáticas de la ONU, Mark Carney, como vicepresidente, ha invertido miles de millones de dólares en proyectos de combustibles fósiles. Pero el exgobernador del Banco de Inglaterra argumentó que Brookfield es cero neto en su cartera de activos de 575,000 millones de dólares.

Ante estas declaraciones Carney dijo que Brookfield ha alcanzado el estado neto cero porque tienen un enorme negocio de energías renovables, la cual han construido y todas las emisiones evitadas que vienen con eso, advirtiendo que hay un enorme costo de reputación por hacer una promesa si no la cumplen.

Para entender por qué es ESG, greenwash es simple, ya que los datos están lejos de ser perfectos, con la disponibilidad de datos detallados de emisiones y otras métricas de sostenibilidad que varían sustancialmente entre el tamaño de las empresas y las estructuras de propiedad.

Gareth Hall, gerente de cartera y especialista en ESG de Barings, afirma que continúan habiendo desafíos para medir con precisión los datos de emisiones en las estrategias de inversión, sin embargo la carrera hacia la neutralidad de carbono está creando oportunidades para aquellos gerentes activos que pueden navegar por los datos.

Hoy en día existen muchas oportunidades para identificar activos con precios incorrectos, empresas que podrían ser más sostenibles de lo que el mercado realmente aprecia ahora y la cantidad de datos climáticos que ha crecido en los últimos años, pero es necesaria una estandarización.

El cambio climático y la economía

La carrera por alcanzar las emisiones netas cero se toparon con un bache en el camino cuando la Agencia Internacional de Energía (AIE) dijo que las promesas climáticas actuales “están muy por debajo” de lo que se requiere para lograr emisiones netas de dióxido de carbono cero para 2050.

La explotación y el desarrollo de nuevos campos de petróleo y gas deben detenerse este año y no se deben vender nuevas calderas de combustibles fósiles a partir de 2025, si el mundo quiere lograr emisiones netas cero para mediados de siglo, según la AIE.

Abordar el cambio climático es un deporte de equipo; ninguno de nosotros ganará sin que todos desempeñamos un papel porque llegar a cero será un desafío. Nadie ha descarbonizado una economía entera antes y por eso se dice que es ESG, greenwashing.

Sarah Chapman, directora global de sostenibilidad de Manulife.

Para Maria Lombardo, responsable de estrategia de clientes ESG para EMEA en Invesco, el cero neto es más que calcular la huella de carbono, ella prefiere hacer un llamado sistémico para cambiar y mejorar la relación con el planeta y encontrar soluciones para proteger su futuro.

Las organizaciones globales muchas veces dicen que el mundo necesita hacer más para cumplir con el objetivo de calentamiento global de 1,5 ° C en el Acuerdo de París, pero algunos otros creen que el cero neto solo es una exageración.

Acerca del autor

Marisol López

Comunicóloga egresada y titulada por la Universidad del Valle de México, apasionada por las lecturas románticas y dramáticas. Aprende sobre todo tipo de herramientas que están en la red y amante de los conciertos.

Dejar un comentario