La responsabilidad social contempla muchos aspectos pero uno de los más importantes son las acciones en la cadena de producción, misma que contempla desde la obtención de materias primas hasta la entrega del producto. Hoy, GUCCI le entra de lleno a este tema.

La responsabilidad social contempla muchos aspectos pero uno de los más importantes son las acciones en la cadena de producción, misma que contempla desde la obtención de materias primas hasta la entrega del producto. Hoy, GUCCI le entra de lleno a este tema.

gucci-sustentabilidadCuando una marca de lujo, donde el ROI y el marketing son aspectos más que trascendentales, le entra con tanta vehemencia a las acciones sustentables, es un signo inequívoco de que la tendencia se está asentando y ha comenzado a marcar estándares.

GUCCI ha puesto en marcha una iniciativa con el objetivo de hacer sus embalajes más ecológicos y reducir sus emisiones de CO2. Para ello, la compañía utilizará menos envases y éstos estarán fabricados solo con papel certificado por Forest Stewardship Council (FSC).

El Consejo de Manejo Forestal o FSC (por sus siglas en inglés: Forest Stewardship Council) es una organización ambientalista sin fines de lucro con sede en Bonn, Alemania. La misión oficial del Consejo es “Promover el manejo ambientalmente apropiado, socialmente benéfico y económicamente viable de los bosques del mundo.” Las empresas interesadas en el consumo sustentable de madera, papel u otros derivados forestales pueden buscar obtener una certificación FSC de sus productos. La certificación FSC es también utilizada para demostrar un manejo sustentable de los bosques. Asimismo buscará que sus también estén certificados por FSC.

GUCCI también dejará de utilizar plástico laminado; sustituirá las bolsas de poliéster por modelos de algodón, y sustituirá sus catálogos de papel por versiones electrónicas. Asimismo introducirá maniquíes ecológicos fabricados con materiales de larga duración y reciclables.

Para reducir sus emisiones de CO2 la empresa ha optimizado su sistema de envíos, con el fin de recortar sus necesidades de transporte por carretera un 30%, y ha introducido medidas para ahorrar electricidad, empleando menos iluminación, instalando detectores de movimiento, y probablemente bombillas LED.

GUCCI espera reducir en 35 toneladas sus residuos de plástico y en 1.400 toneladas los de papel. De igual manera, lograr una reducción de 10.000 toneladas de sus emisiones de CO2 y consumir 4 millones de litros de gasolina menos a finales de 2010.

Descargue el estudio “Deeper Luxury”, publicado en el 2009, que reflexiona sobre la viabilidad de conseguir un lujo sostenible y que analiza la responsabilidad de las principales marcas en el ámbito económico, social y ambiental.

Acerca del autor

ExpokNews