RSE

Gasolineras VIP, un emprendimiento real y poco responsable

Ahora una aplicación servirá para que alguien traslade la gasolina hasta donde estés ¡Entérate!

Hace unos años, apenas imaginábamos que existieran empresas que prestaran sus servicios a través de un dispositivo móvil como lo ha hecho Uber, Easy Taxi, LauraDrive, Sin Delantal, y ahora Yoshi.

Ellos actualmente se dedican a prestar servicios de paquetería, mensajería, transporte de pasaje con chofer privado y traslado de gasolina.

¿Traslado de gasolina? ¿Lo has escuchado? Pues ahora es una realidad.

Existe una nueva generación de startups que está tratando de hacer que los centros de distribución de gasolina, sean obsoletos ya que ahora con la descarga de una aplicación y con un pedido, ya podrán llevar gasolina en el lugar que sea.

Pero… ¿esto no lo habíamos escuchado antes? Sí, en una película mexicana llamada: Nosotros los Nobles.

En esa película, la cual el protagonista fue Luis Gerardo Méndez, «Javi Noble» tiene la idea de vender combustible a través de una aplicación pero esta vez no solo fue un hecho actuado, sino que ahora es una realidad.

Las aplicaciones que llevan combustible a donde quieras, como Filld, WeFuel, Yoshi, Purple y Booster Fuels ya han comenzado a operar en algunas ciudades, incluyendo San Francisco, Los Ángeles, Palo Alto, Nashville, Tennessee y Atlanta, Georgia.

Sin embargo, sigue a debate su autorización ya que en algunos lugares en donde actualmente opera, dicen que conducir una camioneta con cientos de galones de gasolina podría ser inseguro.

“No está permitido”, dijo el teniente Jonathan Baxter, portavoz del departamento de bomberos de San Francisco. Si los residentes de San Francisco ven que cualquiera de estas empresas está cargando combustible a los vehículos de la ciudad, deben llamar al departamento de bomberos.

Por su parte, la aplicación Yoshi, que opera en San Francisco, se sorprendió al escuchar los temores que aquejan a Baxter:

“No hemos hablado con ellos. No sé sobre eso. Es nuevo para mí”, dijo el cofundador Nick Alexander.

Filld, una startup de 18 meses con miles de clientes en Silicon Valley, planea iniciar su servicio en San Francisco desplegando tres camiones de reparto a la 1 de la tarde.

“Nunca puedes pedir permiso, nadie te lo dará”, dijo Chris Aubuchon, máximo responsable de Filld.

Para el departamento de bomberos, esta iniciativa no ha sido para nada de su agrado y actualmente se encuentra elaborando una política en torno a la entrega de gasolina.

“Nuestro actual código de incendios no permite este proceso; sin embargo, estamos estudiando una forma en la que esto se pueda permitir, pero con ciertas restricciones”, dijo el capitán Daniel Curry, portavoz del departamento de bomberos de la ciudad.

“Esto sólo es una de esas cosas en las que nadie ha pensado antes, algo así como la forma en que Uber apareció de la nada”. Pero no es algo ambiguo dijo Curry: “Todo lo que puedo decir por ahora es que esto no está permitido según nuestro código de incendios actual”.

Según el portavoz del departamento de bomberos en San Francisco, “Tenemos que velar por la seguridad de todos.

“Se imaginan lo que pasaría si un camión de abastecimiento de combustible entra a un garaje de estacionamiento debajo de un edificio comercial o residencial, no tendríamos un buen resultado”.

Yoshi

Esta empresa ofrece sus servicios en San Franciscos y fue fundada por  un exestudiante de derecho de Harvard y un exinvestigador médico de Stanford.

Opera en Nashville y en Atlanta. La organización, cuenta con 12 millones de dólares en financiación y grandes camionetas de color púrpura que pueden transportar casi 4 mil litros de gasolina.

WeFuel

Esta aplicación comenzó su operación en las zonas de Mountain View, California, Los Altos, Palo Alto y Menlo Park. Actualmente está desarrollando una tecnología para notificar a la empresa cuando un cliente se está quedando sin combustible.

Purple

Esta organización cuenta con 80 vehículos que circulan en Los Ángeles, San Diego, el Condado de Orange y Seattle con hasta media docena de contenedores de gasolina de casi 20 litros en el maletero.

“Queríamos dar una alternativa a los conductores para evitar las gasolineras, algo así como si estuvieran solicitando un vehículo Uber o Lyft”, dijo Uzzan al referirse a los servicios de transporte compartido.

Existen algunos operadores de Purple, que ocasionalmente utilizan la aplicación Uber para dar servicio entre los intervalos de carga de combustible.

Por su parte, la compañía Filld cobra una tarifa de entrega de hasta cinco dólares y pide el mismo precio por galón de gasolina que la estación de servicio cercana más barata.

Filld opera todo el día, pero es necesario que sus clientes programen la entrega a través de su aplicación por lo menos con un par de horas de antelación.

Tanto Purple como Filld realizan entregas en zonas residenciales, mientras que Yoshi y Booster se centran en llenar los tanques de gasolina en estacionamientos de oficinas.

Acerca del autor

Janneth Del Real

Licenciada en Periodismo por la Escuela de Periodismo Carlos Septién. Ha trabajado en el periódico Mas por Más, revista SuperMujer, Pulso Pyme, Linio y en el Periódico AM de Querétaro. Actualmente desarrolla contenidos para Expoknews.

Mujer positiva que siempre busca el para qué de las cosas.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact