Ambiental RSE

Finanzas sostenibles, un llamado al desarrollo bajo en carbono

La reducción de 45% de emisiones evitaría un aumento de más de 1.5 grados centígrados en la temperatura.

Brenda Santillán Soto

A través del foro “Finanzas sostenibles para el Futuro”, el Grupo de Financiamiento Climático de América Latina y el Caribe (GFLAC) hizo un llamado a movilizarnos y acelerar las transiciones hacia un desarrollo bajo en carbono y resiliente al clima.

Durante su participación en el foro, Sandra Guzmán, fundadora y coordinadora de la Agenda Internacional GFLAC, aseguró que es urgente reducir en un 45% las emisiones globales que están causando el cambio climático hacia 2030.

“El cambio climático es un problema que nos aqueja y que genera grandes impactos, sociales y ambientales, y la región de América Latina es una de las más vulnerables”, aseguró Guzmán.

Agregó que hasta ahora los compromisos a los que los países se han sometido a través de las contribuciones nacionalmente determinadas no han sido alcanzadas para lograr la reducción de 45% de emisiones, lo que podría evitar un aumento de más de 1.5 grados centígrados en la temperatura.

“Las contribuciones que están actualmente en la mesa nos podría llevar a un escenario incluso de 3ºC; sólo recordemos que en un escenario de 2ºC, el 99% de los corales marinos desaparecerían, entonces imaginemos lo que un escenario de 3ºC traería para la sociedad y para las economías”, alertó.

Ante esto, los panelistas coincidieron en que es necesario seguir impulsando el cumplimiento de las Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que tienen que ver con crear compatibilidad entre los flujos financieros y el desarrollo bajo en emisiones y resiliente con el clima.

“Tenemos que acelerar que todos los flujos financieros eventualmente ayuden a esta transformación y ayuden a esta transición al desarrollo sostenible”, afirmó Guzmán.

La coordinadora del GFCLA dio a conocer que “Finanzas Sostenibles para el Futuro” se realizó con la finalidad de hacer un llamado a la transformación no sólo de los sectores, sino de las finanzas públicas y privadas, ya que asegura que éstas son las que van a impulsar la transformación y las que van a lograr un apalancamiento de otros recursos.

Finanzas sostenibles para el futuro integra 3 grandes elementos: “Índice de Finanzas Sostenibles”, una herramienta que busca monitorear los ingresos y egresos nacionales e internacionales que tienen los países en desarrollo para atender el problema del cambio climático y alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible asociados al mismo; asímismo, esta herramienta permite conocer aquellos recursos que podrían estar obstaculizando el progreso, con la finalidad de poder identificar los retos y oportunidades de financiamiento inversión que necesitan las regiones.

Por otra parte está “Job de Finanzas Sostenibles”, un espacio que tiene como finalidad el intercambio de información y capacitación para los sectores gubernamentales y no gubernamentales en temas de finanzas sostenibles, en este sentido, Guzmán dio a conocer que mediante una convocatoria publicada hace unas semanas, se seleccionaron a 500 jovenes, que participaran en el programa “Juventudes Latinoamericanas sobre Financiamiento Sostenible”. 

Finalmente, “Dialogos de Financiamiento Climatico y Sostenible”, un espacio de conversación pública para intercambiar experiencias y para ayudar a ese fortalecimiento de capacidades en el tema.

De acuerdo con la fundadora de GFLAC, la primera edición de este índice se aplicó a 21 países de América Latina, quienes se considera son los que más emiten CO2 a traves de la quema de combustibles fosiles.

“Lo que descubrimos fue que el financiamiento ineternacional para el desarrollo sigue estando muy enfocado en un grupo pequeño de países, los mayores receptores de financiamiento internacional son Brasil, Argentina, Colombia, Perú y México; mientras que otros países que presentan altas vulnerabilidades no son principales receptores de financiamiento”, afirmó Guzmán.

GFLAC trabaja en 4 variables facultativas, para así encontrar los niveles de Finanzas Sostenibles que tienen los países en la región, la primera de ellas son los ingresos posibles, lo que se refiere a cuánto es el financiamiento que ingresa a los países por cooperación y financiamiento internacional, por fuentes bilaterales y multilaterales dedicadas al cambio climático y cuánto de eso representa el total del financiamiento para el desarrollo que reciben los países.

La segunda variable son los ingresos intensivos en carbono, lo que incluye ingresos por la recaudación tributaria y no tributaria de hidrocarburos y minerales impuestos a los combustibles, es decir que tanto los países están ingresando en recursos de actividades que son intensivas en carbono.

Y finalmente, la tercera variable se refiere a los presupuestos sostenibles, lo que indica cuánto están gastando los países en temas asociados al cambio climático, eficiencia energética energía renovable y atención de desastres.

Resultados del Índice de America Latina y el Caribe

De acuerdo con Guzmán, en el rubro de “Ingresos sostenibles”, el estudió arrojó que los los países que ingresan más financiamiento internacional dedicado a cambio climático y que por lo tanto tienen ingresos sostenibles muy altos, son: México Costa Rica y Bolivia, por otro lado los paises que tienen ingresos medios son Ecuador, Venezuela y Jamaica, mientras que uno de los países con ingresos bajos es Argentina.

En materia de actividades intensivas en carbono, la coordinadora aclaró que los 21 paises analizados, reciben en mayor o menor medida ingresos asociados a la explotación y extracción de hidrocarburos y minerales, así como impuestos a los combustibles. De acuedo con Guzmán los países que más ingresos tuvieron en realación a sus ingresos totales en carbono, fueron Ecuador, México, Trinidad y Tobago.

Mientras que los paises que tuvieron ingresos intensivo en carbono medios fueron Uruguay, Costa Rica y Argentina,  finalmente los países que tuvieron ingresos más bajos en esta categoría, fueron Panamá, Honduras, El Salvador y Jamaica.

Dio a conocer los presupuestos sostenibles en materia de cambio climático, eficiencia energética, energía renovable y desastres naturales, de acuerdo con Guzmán, los paises que presentaron los presupuestos más altos fueron Jamaica y Colombia, mientras que los presupuestos a nivel medio lo presentaron Perú, Paraguay y Guatemala y finalmente, los paises con presupuestos sostenibles bajos fueron Panamá y Paraguay.

De acuerdo con Guzmán, una gran parte de los países siguen haciendo inversiones públicas muy importantes en actividades asociadas a la explotación y a la extracción de hidrocarburos, de acuerdo con el estudió, el país que más invierte sus recursos públicos a través de su presupuesto en actividades intensivas en carbono, es Bolivia.

Mientras Colombia, Ecuador, Jamaica y Chile tienen inversiones públicas medias, dentro de los paises que tienen inversiones muy bajas están Costa Rica, Perú, Honduras y República.

Como conclusión Guzmán dio a conocer que ningún país obtuvo los cuatro puntos, de los 21 paises estudiados los que tienen finanzas sostenibles más altas son Honduras y Costa Rica, los que tienen finanzas sostenibles medias son República Dominicana, Panamá y Ecuador, mientras que México Argentina y Chile, se encuentran dentro de los países que tienen las finanzas sostenibles más bajas.

“Esto es importante para entender en dónde están los países, es un tema que hay que seguir estudiando para no sólo diversificar los ingresos, sino también para seguir impulsando una armonía en las finanzas sostenibles”, concluyó Guzmán.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario