RSE

Escándalo por acoso llega a la ONU: ¿un ascenso a cambio de callar?

Escándalo por acoso llega a la ONU

Ella acusó a un alto funcionario de la ONU por acoso sexual, ¡esto es lo que pasó!

Desde que Harvey Weinstein fue señalado y acusado por acoso y abuso sexual, cientos de casos de esta índole han salido a la luz. Uno de los más recientes es el de una colaboradora de Naciones Unidas, quien dijo que fue acosada sexualmente por un alto funcionario de la ONU.

Martina Brostrom, asesora de políticas en ONUSIDA comentó que le ofrecieron un ascenso si aceptaba una disculpa de quien fuera subsecretario general de la ONU, Luiz Loures, acusado de haberla agarrado en el ascensor de un hotel, besarla de manera forzosa y tratar de arrastrarla a su habitación durante una conferencia en 2015. Loures niega los hechos.


Martina Brostrom, asesora de políticas en ONUSIDA comentó que le ofrecieron un ascenso si aceptaba una disculpa del subsecretario general de la ONU, Luiz Loures, quien fue acusado de haberla agarrado en el ascensor de un hotel.

Twittea esta frase.


«Le estaba implorando y me sujeté con toda mi fuerza para que no pudiera sacarme del ascensor”.

«Me empujó contra la pared”. “Él empezó a meter su lengua hacia mi boca, tratando de besarme. Y estaba toqueteando mi cuerpo, incluyendo mis pechos. La puerta del elevador se abrió y él trató de sacarme forzosamente fuera, arrastrándome hacia el pasillo de su habitación. Él me dijo ‘ven, ven a mi habitación’”.

La mujer logró contenerlo, según dijo, regresando hacia el ascensor y a su propia habitación. Una colega con quien ella habló la noche del supuesto incidente confirmó a CNN la historia que Brostrom le relató en ese momento, diciendo que había estado “absolutamente angustiada”.

Su madre, su supervisora y otros dos compañeros de trabajo que dicen que la vieron o le hablaron esa noche les dieron a los investigadores descripciones similares de su comportamiento: “enojo, llanto y angustia”, tal como decía la investigación.

Escándalo por acoso llega a la ONU

Durante un año y dos meses, Loures fue investigado y se concluyó que los señalamientos no tenían sustento. Loures dice que él cooperó completamente, pero Brostroom criticó la investigación y dijo que fue “profundamente defectuosa”.

En los próximos días, Loures, dejaría la organización, puesto que fue su decisión irse.

Cabe mencionar que Brostrom es una de las tres mujeres que describieron encuentros similares con Loures.

Brostrom no presentó una queja formal de inmediato. Pues según ella, temía que sus acusaciones no fueran tomadas en cuenta o que podría enfrentar represalias.

Martina Brostrom

Martina Brostrom

Malayah Harper, confesó que Loures la acosó de una manera similar en un hotel en 2014.

Además una tercera mujer declaró que su situación ocurrió hace pocos años; ella habló en condición de anonimato debido a su actual trabajo.

Personas cercanas al director, dicen que alertaron al director ejecutivo de ONUSIDA, Michel Sidibé sobre el comportamiento de Loures en un periodo de tres años. Sin embargo, éste negó haber sido alertado.

Sidibé dijo que la decisión de Loures al dejar la ONU es “caliente” y además dijo que las personas que hablaron públicamente sobre reclamos de acoso sexual en la ONU, “no tienen una visión moral”.

De acuerdo con Expansión, varias activistas y exempleadas de la ONU le dijeron a CNN que la organización también ha protegido durante mucho tiempo a un alto ejecutivo que ha esquivado acusaciones de acoso sexual.

Sin embargo, la organización no ha hecho lo suficiente para arreglar esta situación.

Por su parte, la ONU dice que está redoblando sus esfuerzos para combatir el acoso, alentando a denunciar y protegiendo a quienes denuncien de represalias.

La presión por la que el grupo de defensa Code Blue, representado por Paula Donovan, está realizando fuertes cambios en las acusaciones sobre acoso sexual e incluso dice que cree que “el término que no es usado lo suficiente es el obvio conflicto de intereses. La ONU simplemente no puede jugar este papel”.

De acuerdo con Stephen Lewis, ex alto oficial de Unicef que ahora codirige una ONG que trabaja en políticas sobre el SIDA con Donovan, dice que los funcionarios de la ONU sostienen que su reputación es sacrosanta.

Acerca del autor

Janneth Del Real

Licenciada en Periodismo por la Escuela de Periodismo Carlos Septién. Ha trabajado en el periódico Mas por Más, revista SuperMujer, Pulso Pyme, Linio y en el Periódico AM de Querétaro. Actualmente desarrolla contenidos para Expoknews.

Mujer positiva que siempre busca el para qué de las cosas.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Encantada Nº 46, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]