Colaboraciones

Elba Esther: La villana favorita de México

Por Javier Visoso

Nuestra cultura, o tal vez nuestra naturaleza humana disfruta de la estructura literaria del bueno y el malo; el héroe y el villano o el protagonista y el antagonista. Pareciera que estas figuras dieran guía a nuestra vida diaria al darnos un sentido del bien y el mal. Y en realidad podríamos asumir que así es.

En México estamos conscientes, o quisiera pensar que así es, del daño que nos han hecho la corrupción, la trampa y el compadrazgo. Sin embargo, la compleja estructura legal, política y social que hemos creado, nos sirven de pretexto para seguir viviendo con ella.

En la figura de Elba Esther Gordillo, actual presidenta del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), los mexicanos hemos decidido encarnar muchos de los defectos de nuestra sociedad. Hoy por hoy, su nombre es sinónimo de corrupción, abuso de poder, compadrazgo, descaro y hasta odio.

Innumerables han sido las historias que han dado motivo para acusar a la señora de estas imputaciones, o al menos es lo que se dice. Sin embargo, ¿es válido crear este tipo de villanos intocables en nuestra historia nacional? ¿es sano darles un carácter icónico que les otorgue atributos de irrevocables y de impunes? ¿es siquiera ético acusar a una persona de esta forma, etiquetándola y otorgándole un rol social tan severo?

Si en realidad las acciones de una persona la llevan a una fama justificada de esta naturaleza, resulta inverosímil la permisividad social que, acostumbrada a hechos de abuso y violación de la legalidad, convierten a los antagonistas en personajes con derecho a seguir “haciendo de las suyas” sin que haya una denuncia formal que les ponga un alto. A final de cuentas, visto desde esta perspectiva literaria, como antihéroes, es lo que se espera de ellos y si se les pone un alto, la historia no tendría otra alternativa que llegar a su desenlace. Y mejor aún, si la historia es del agrado del expectador, lo que menos quiere es que sea breve, termine y sea momento de buscar una nueva historia.

Dos hipótesis cruzan mi cabeza y considero que son aspectos importantes a analizar:

1) El antagonismo de la señora Gordillo deriva de una serie de calumnias y mitos que han desprestigiado su nombre, cuando sus intenciones en realidad son las de llevar a México a los más altos estándares educativos. O…

2) La señora Gordillo es efectivamente una villana y la sociedad mexicana se ha dado cuenta de ello, pero su gusto por las historias de héroes y villanos la hace indispensable para mantener el entretenimiento popular.

Dejando el sarcasmo de lado, lo cierto es que si queremos ser una sociedad sustentable, es momento de definir e implementar un criterio social, donde los juicios en contra de las personas partan del principio presunción de inocencia. Es decir que no es válido ensuciar el nombre de las personas simplemente por señalar culpables o deslindar responsabilidades ficticias, pero tampoco es válido caer en la holgura permisiva que fomente la impunidad y corrompa el Estado de Derecho.

Lo ideal es:

1) Fomentar en nuestros ciudadanos un pensamiento analítico que permita discernir entre la difamación y los hechos contundentes evidenciados en una acusación formal y sustentada. Con esta primera acción lograremos disminuir la tolerancia al abuso y posteriormente dar paso a un sistema de derecho funcional, libre de corrupción y por lo tanto de impunidad, pero también libre de acusaciones infundadas que toman la vida de inocentes para justificar la impartición de justicia.

2) Dar paso a una cultura de denuncia y prosecución jurídico y penal, que termine con los privilegios de autoridades mal encaminadas que frenan el desarrollo de nuestro país.


Javier Visoso

Estudió la carrera de Ciencias de la Comunicación en el Tecnológico de Monterrey, Campus Ciudad de México. En la Escuela Bancaria y Comercial (EBC) cursó la maestría en Administración y Mercadotecnia. Desde 2008 ha trabajado en actividades de Responsabilidad Social en empresas trasnacionales de origen mexicano. Actualmente labora en Grupo Bimbo desde donde busca aportar un grano de trigo a la mejora y fortalecimiento de la Responsabilidad Social y la Sustentabilidad.

Acerca del autor

ExpokNews

Comentarios

  • Estimado Javier la visión de tu comentario sobre la forma mercadológica como se desarrolla la Política actual, mucha de ella está basada en estudios psicológicos de comportamiento y respuestas que nuestra sociedad actual ofrece a través de su opinión libre, en este medio, con o sin responsabilidad social.
    En relación a la Maestra Elba Esther Gordillo, es innegable que el tiempo de conocer y estar dentro del andamiaje político su sola presencia, conocimiento de la problemática de la educación ha permitido ser una dirigente importante, como en el pasado, Mexicanos, que sin reconocerles su aportación al México que hoy tenemos, es necesario reconocerles con responsabilidad social su labor que como son todos los maestros.
    Dentro de poco tiempo esta sociedad será predominantemente joven, revolucionaria como es la juventud, espero, esta, tengan el tino de saber tomar las mejore decisiones y sabrán que lo que hoy se critica sin bases, fundamentos o a través de impactos mediáticos en los medios de comunicación, tendría que haber sido una crítica con responsabilidad social. Para reconocer y al mismo tiempo darle el valor de la presunción de inocencia a las formas y métodos que un líder tiene que realizar ante el poder del estado, en el cual, lejos de parecer complaciente ofrezca su opinión con responsabilidad social y la de sus representados ante este cambio generacional en el que maestros tuyos y míos dieron su mejor esfuerzo para que hoy, seamos unos profesionales y sería injusto no reconocerles ese merito. Cuando se pregunta de la calidad de la educación, los científicos, doctores, arquitectos y demás profesiones de hombres y mujeres mexicanos con reconocimiento mundial, muchos de ellos su formación fue en escuelas públicas, pregunto, nuestro México, hoy no es exitoso?
    El mundo evoluciona todos los días, reformando procesos, es parte de nuestra naturaleza, por ello alejados de intereses y propósitos originados sin una responsabilidad social, debemos comentar la importancia que tienen las reformas para un mundo más competitivo, con gran respeto al trabajo y derechos de esos maestros que hoy les dan la espalda incluso los que hoy legislan y fueron sus alumnos.
    Respetuosamente.
    Manuel Ernesto Aguirre Rosales.

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Encantada Nº 46, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]