El pacto de Netflix con un templo satánico – ExpokNews

Un pacto de Netflix con un Templo Satánico te meterá la cosquillita de ver su nueva serie. ¿Responsable?

La mayoría de nosotros amamos pasar horas viendo su contenido, y ahora el pacto de Netflix con un templo satánico, hará que también le demos play a su nueva serie “Las escalofriantes Aventuras de Sabrina”. ¿Responsable?

El pacto de Netflix

Hace unas algunas semanas, una de las plataformas de streaming preferidas de los internautas, mejor conocida como Netflix, estrenó una nueva serie del cómic “Las escalofriantes Aventuras de Sabrina”.

Esta serie se enfoca y comparte con los espectadores, la historia de Sabrina Spellman, una joven que debe enfrentar su naturaleza como mitad bruja y mitad mortal mientras lucha contra las fuerzas del mal que la amenazan a ella, a su familia y el mundo en que habitan los humanos.

¡Aquí abajo puedes ver un avance de esta serie!

Sin embargo, dentro de la escenografía que se comparte en la primera temporada, y justo en la escuela de “Las artes oscuras”, podemos observar una curiosa estatua que hace referencia al “Señor Oscuro”, mejor conocido como “Satán”, -para algunos-, y a pesar de que la figura trasmitía originalidad, al parecer los creadores de la serie la plagiaron de un Templo Satánico.

Los miembros de esta comunidad, decidieron emitir una denuncia en la que señalaban que Netflix había copiado por completa esta figura que pertenece y hace honor a la deidad Baphomet.

Además, los satanistas señalaron que su estatua de “Baphomet con niños”, representa los ideales de “la compasión y la empatía”, la “lucha por la justicia” y “un mejor conocimiento científico del mundo”, en tanto que en la serie de Netflix se presenta a la estatua como “un punto central de una escuela asociada con el mal, el canibalismo y el asesinato”.

“Nuestra misión es alentar la benevolencia y la empatía entre todas las personas, rechazar la autoridad tiránica, promover el sentido común y la justicia, y ser dirigidos por la conciencia humana para emprender actividades nobles guiadas por la voluntad individual”, señaló el grupo satánico.

Además, la organización dice en la demanda que ve a Satanás como un “Satanás literario”, destinado a ser un rebelde contra la autoridad de Dios, en lugar de un ser maligno.

También compartieron que buscan abogar por una representación igualitaria, en donde se coloquen monumentos religiosos en propiedades públicas y protección legal contra las leyes que restringen de manera no científica la autonomía reproductiva de las mujeres.

Netflix logra acuerdo con satánicos

“Chilling Adventures of Sabrina, representa a sus antagonistas en marcado contraste con las creencias del Templo y el espectáculo implica que la estatua de Baphomet representa el mal. Entre otras acciones moralmente repugnantes, los malvados antagonistas de la serie Sabrina se involucran en el canibalismo y el culto forzado de una deidad patriarcal”, mencionaron.

No obstante, y después del escándalo, hubo un pacto de Netflix con el Templo, que fomentó que ambos llegaran a un acuerdo que evitara las demandas por tres delitos: infracción del copyright, violación de marca registrada y daños al negocio.

Un acuerdo amistoso

De acuerdo con los creadores de la serie y el equipo de Warner, por cada uno de estos delitos, el Templo Satánico pedía cerca de 50 millones de dólares, sumando un monto de 150 millones, aunque se desconoce cuáles fueron las cláusulas finales que firmaron las partes involucradas.

Por su parte, el portal Business Insider, señaló que los miembros de este Templo, consiguieron que los elementos característicos de la estatua de Baphomet, fueran reconocidos en los créditos de los episodios en donde esta haya tenido presencia.

Sin embargo, ambas partes se han rehusado a dar más explicaciones del acuerdo que se firmó, ya que están sujetos a un pacto de confidencialidad. ¿Qué opinas?, ¿crees que sería bueno tener un libre albedrío y compartir más de estas estatuas?, ¿actuó bien Netflix?, ¿te quedará una espinilla para ver esta serie?

Acerca del autor

Kenya Giovanini

Comunicóloga en formación por la UTEL. Melómana, cinéfila y amante de la cultura pop. Ha desarrollado contenido para Revista Kuadro y actualmente trabaja como Asistente Editorial en Expokews, donde se encarga de curar el contenido más relevante sobre responsabilidad social, diseñar la síntesis diaria y crear contenido entretenido acerca de estos temas.