Refugiados y migrantes requieren de soluciones integrales entre empresas, gobiernos de todos los órdenes y sociedad civil: ACNUR

Los migrantes que ingresan y recorren México así como aquellos que piden asilo como refugiados tanto en el país como en Estados Unidos han convertido a nuestra nación no sólo en un territorio de paso para estas personas, sino en un sitio que debe crear las condiciones adecuadas de vida y de plazas laborales que les permitan tener la posibilidad de establecer una mejor vida que en sus territorios de origen.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador declaró que el programa oficial “Sembrando Vidas” creció al doble en Chiapas y Oaxaca pasando de 200 a 400 mil hectáreas en siembra de árboles frutales permitiendo crear más de 80 mil empleos temporales, situación que de primera instancia suena muy atractiva, pero en estas entidades se ha informado que son pocos los migrantes que han aceptado enrolarse en esas plazas de trabajo agrícola, mientras que en el norte del país, tampoco han aceptado un empleo en empresas maquiladoras.

El gobierno no puede y no debe ser el único creador de empleos, ya que existe una corresponsabilidad de las empresas en la resolución del problema de migración, así como de participación social y de instancias internacionales.

La Secretaría del Trabajo y Previsión Social informó que al momento se mantiene diálogos abiertos entre diversos actores públicos, privados (empresas) e instancias internacionales para analizar qué condiciones de trabajo se ofertarían a los migrantes que se ubican en el sureste nacional, así como los estacionados en el norte de México, en donde se espera la llegada masiva de poco más de 10 mil personas en próximas semanas, esto debido a que quienes han solicitado visa de refugiado en Estados Unidos se les mandará de vuelta a suelo azteca.

Miguel Ángel Santinelli, director de la Facultad de Responsabilidad Social de la Universidad Anáhuac, detalló a ExpokNews que el Día Mundial del Refugiado (20 de junio), es un momento de reflexión en torno a la actual crisis de migración que exige “replantearnos qué podemos hacer desde la sociedad civil y la ciudadanía corporativa para contribuir a resolver esta problemática de fondo”.

Señaló que el gobierno de México ha redoblado esfuerzos para tratar de disminuir el flujo de migrantes rumbo al norte y ese panorama coloca a la nación como un “tercer país seguro”, situación que hace preguntar si esta nuestro país preparado para eso o sólo está intensificando la crisis migratoria.

Lamentó que hace unas semanas se conoció la fuerte reducción del presupuesto para la Comisión Mexicana para Refugiados (Comar), lo cual, pone en entredicho el actuar adecuado de las autoridades mexicanas.

Por su parte, Lucila Bracho, directora de Proyectos del Tecnológico de Monterrey, región Ciudad de México (CDMX), explicó a ExpokNews que el empleo y oportunidad social para los migrantes en el país debe ser un factor que impulse una adecuada oportunidad de permanencia o de tránsito en el territorio sin violentar sus derechos humanos y permitiendo obtengan atención en salud y en temas laborales.

Independientemente de que tipo de experiencias laborales tengan se deben establecer paquetes o programas empresariales con bolsa de trabajo, para así subsanar la necesidad de los migrantes de tener unos pesos en el bolsillo y alimentos para sus familias, dijo.

Las empresas cuando tengan oportunidad, deben de poder brindar espacios laborales en áreas de oficios o empleo técnico acorde a la sapiencia del migrante, añadió.

De acuerdo a los análisis del gobierno mexicano y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), los problemas sociales, económicos, políticos y ecológicos son las principales manifestaciones que han provocado que se presenten estas olas masivas de migrantes, que en su gran mayoría provienen del llamado Triángulo Norte-Centroamericano, que integra Honduras, El Salvador y Guatemala.

Las cifras de Cepal indican que en Guatemala la población desempleada representa el 3.5% de la población económicamente activa, en El Salvador asciende a 6.8% y en Honduras a 8.2%, una de las más altas de toda la región latinoamericana.

ONU: empresas, gobiernos y sociedad organizada: solución a tema migrante

Pierre-Marc René. Oficial de Información Pública de la Oficina para Refugiados de Naciones Unidas en México (ACNUR), declaró a ExpokNews que quienes solicitan asilo, son gente que en su mayoría de los casos llega individualmente o con su familia al país sin participar en las caravanas masivas, esto debido a que ya traen el objetivo de quedarse en una nación ajena.

Situación que se propicia mayormente por la inseguridad y el crimen organizado en sus pueblos, en donde les piden cobros de piso, reclutan a los jóvenes en pandillas para convertirlos en sicarios y les arrebatan su tierra.

Sobre la participación del sector privado en este tema, enfatizó que existe una corresponsabilidad de las empresas en la resolución del problema de migración, así como de los diversos órdenes del gobierno mexicano, que junto con la ACNUR se han sentado en mesas de diálogo para analizar soluciones integrales para los refugiados y migrantes, estudiando temas de empleo, asistencia social, estancias de refugio, salud y visado de asilo.

Dijo que en “ACNUR tenemos un programa de trabajo de integración de proyectos en donde participan empresas, sociedad civil y gobiernos estatales de entidades de paso migrante, a quienes se les ha hecho un llamado para manejar una actitud de humanismo y atender a los refugiados como a los migrantes que de establecerse en el país, ganarán, gastarán e invertirán sus dineros en el propio territorio y eso les hará ser parte del desarrollo nacional.

Mano de obra migrante no calificada, complicado encuentre empleo en industria especializada

En entrevista con ExpokNews, Víctor Aguilar Pizarro, director adjunto de la empresa petroquímica Grupo Nuvoil,  cuyas instalaciones ubicadas en las entidades de paso como son Veracruz, Nuevo León y Tamaulipas, explicó que “es muy complicado que el sector de hidrocarburos, con gran presencia en el corredor que va desde Tabasco hasta la frontera norte por el Golfo de México otorgue empleo u otro tipo de acciones a favor de los migrantes, pues requerimos de personal calificado y no sólo de mano de obra general”.

Relató que en este sector tan primordial del país, son empresas que otorgan oportunidades de empleo, pero “no somos sitios que requiera trabajadores eventuales –migrantes-, que van sólo de paso, no se les podría capacitar pensando en el largo plazo, quizá lo ideal para ellos sea el rubro maquilador por la alta movilidad de empleados en ese sector”.

Agroindustria privada sin voltear la mirada hacía la mano de obra migrante

El gobernador de Chiapas, Rutilio Escandón Cadenas, informó que una parte significativa de los migrantes son campesinos que están huyendo del Cambio Climático, que ha provocado una severa sequía en países centroamericanos provocando perdida de sus cosechas y de su modo de vida.

Lamentó que la descoordinación público-privado al momento no sabe cómo aprovechar esa mano de obra calificada en el campo, pues miles de centroamericanos con experiencia en tareas agropecuarias podrían ser contratados en la industria agrícola de México, que hasta ahora ha sido nulo el interés que empresas de ese rubro, pese a que, también se cuenta con una corresponsabilidad de las empresas en la resolución del problema de migración.

Desempleo en México

No se podría dejar de mencionar que el desempleo en lo que va de la administración de López Obrador ha presentado un repunte no visto en años y en el primer trimestre del año registro su mayor nivel en 27 meses, de acuerdo con cifras publicadas por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

La tasa de desocupación en el tercer mes del año incrementó a 3.6%, cifra mayor al 3.4% de febrero, y la mayor desde diciembre de 2016, indican datos ajustados por estacionalidad del INEGI.

Situación que se convierte en un tema ríspido para el gobierno federal, que está perdiendo empleos de connacionales mexicanos y pretende seguir creando empleos a extranjeros.

Blindaje en frontera sur de México

Una de las mayores medidas para control de la frontera sur mexicana es la presencia de 6,000 integrantes de la Guardia Nacional de México que buscarán impedir la entrada masiva de migrantes de Guatemala que tiene una frontera de 871 km con México, que se divide en Chiapas con 654 km, Campeche con 194 km y Tabasco 108 km.

Buscará México que los Estados Unidos otorguen recursos económicos superiores a los 10 mil millones de dólares para el financieramente el Programa de Desarrollo Integral para Centroamérica, recientemente presentado por la CEPAL.

Acerca del autor

Juan Carlos Machorro