Mientras Pepsi mete la pata, Heineken enamora al mundo. ¿Qué pueden las marcas aprender de esto?

¿Recuerdas el reciente anuncio de Pepsi de hace unas semanas? Todos se acuerdan de él. Si alguna vez te has preguntado cómo conseguir una avalancha de comentarios negativos para un comercial, necesitas ver el video que hizo esta empresa con Kendall Jenner. Seguramente fue su peor pesadilla.

Pero ahora existe un nuevo video de Heineken que parece ser una lección para comprender cómo comunican las marcas humanas. Cuando empiezas a perder la fe en la publicidad, de repente aparece Heineken con un anuncio que te hace reflexionar y que definitivamente vale la pena ver.

Las personas con puntos de vista opuestos creen en sus propias opiniones con mucha vehemencia.

En el video de cuatro minutos Heineken hace la pregunta: ¿Pueden dos extraños con puntos de vista opuestos demostrar que hay más cosas que nos unen que las que nos dividen?

Si todavía no lo has visto deberías hacerlo. Es brillante.

Las personas en el experimento, que son completos desconocidos, no saben nada acerca del otro o del experimento, pero poco a poco se conocen mientras completan la tarea «rompehielos» al construir taburetes. Una vez terminado el trabajo manual, se sientan y usan cinco adjetivos para describirse a sí mismos. Luego se les pide que nombren tres cosas que tienen en común con su compañero.

El que rechaza el cambio climático se encuentra cara a cara con el activista ambiental, y ambos escuchan sus opiniones respectivas. Otras cuestiones exploradas a lo largo del video incluyen el feminismo y los derechos de los transgéneros.

«Nos conocemos mejor de lo que las personas que se han conocido por 10 minutos deberían», dice una de las mujeres a su compañero.

«El transgénero es muy raro», dice un hombre. «No estamos preparados para entender o ver cosas así».

Unos segundos más tarde el video de su compañera en la pantalla revela que ella es transgénero.

«Soy hija, esposa, soy transgénero», dice.

Después de ver los videos, preguntan al par si quieren quedarse y discutir sus opiniones con una cerveza, o irse.

El individuo anti transgénero inmediatamente se aleja, mientras su compañera se sienta. Luego vuelve diciendo: «Solo estoy bromeando». Se hacen amigos intercambiando números y brindando con cervezas.

Todos los demás también deciden quedarse.

«Quiero discutir», dice una mujer.

«He sido criado de una manera en la que todo es blanco y negro, pero la vida no es en blanco y negro», dice un hombre a su compañera transgénero.

¿Cómo reacciona el internet con el nuevo video de Heineken?

Los usuarios de Twitter publicaron miles de tuits en un minuto, expresando sus comentarios sobre la idea y ayudando a que el video se haga viral.

Sin embargo, las personas no solamente dejan comentarios positivos sobre el video, igualmente dicen que se les antoja tomar una cerveza al terminar de verlo.

Hasta la gente a la cual no le gusta la cerveza o específicamente la cerveza de Heineken, deja comentarios positivos.

 

Mencionan a Pepsi y Kendall Jenner en comentarios como “Tomen nota”.

Pero como siempre pasa, no todo el mundo está satisfecho. Tiene que haber opiniones negativas como esta o preguntas como «¿y qué pasa después de tomar unas cervezas?».

También hay preguntas como esta.

En un momento en que la tolerancia se ha convertido en una rareza, este es un video que el mundo necesita ver. Si la gente se comunicara entre sí en vez de juzgar a todos, el planeta sería un lugar mucho mejor.

Heineken demuestra algo que el anuncio de Pepsi intentó hacer, pero le salió mal: que las corporaciones pueden utilizar su papel y voz únicos para reunirnos en vez de separarnos, y que escuchar otros puntos de vista no es imposible. La marca creó el anuncio que a Pepsi le hubiera encantado hacer.

Desde Heineken dicen: “Creo que hemos creado una campaña que resonará de diferentes maneras con personas en todos los sectores de la vida y, con suerte, provocará algunas conversaciones positivas”.

Heineken le demuestra a Pepsi y a todo el mundo cómo se hacen los anuncios socialmente conscientes. ¿Cómo abrir tu mente a las diferencias? La cerveza parece ser una respuesta. Parece que Pepsi tiene mucho por aprender; esperemos que vea el video más de una vez.

Ahora, ¿podemos todos ir a tomar una cerveza y brindar por discutir las cosas que están sucediendo sin sentir como si viviéramos en una realidad aparte? Si todos pudiéramos conversar en vez de odiar basándonos en suposiciones, otro sería el mundo.

El video implica conversaciones francas entre personas con puntos de vista diferentes. Todos tenemos que aprender simplemente a platicar y escuchar sobre lo que piensa otro. El mundo definitivamente necesita más de eso. ¿Pueden dos extraños divididos por sus creencias superar sus diferencias? Según Heineken y su video, sí. Los disentimientos no tendrían que mantenernos separados unos de otros, como si no viviéramos en el mismo planeta.

¿Cuál es tu opinión? ¿Te provoca pensar? ¿Crees que hay más cosas que nos unen que las que nos separan? ¿Qué es lo que más te gusta? ¿Crees que hay esperanza? ¿Felicitarías a Heineken por el video o estás entre los pocos que criticarán a la marca? ¡Te leemos en los comentarios!
[printfriendly]

Acerca del autor

Daniela Lazovska

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Caballocalco No. 42 Int 28, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact