Academia

Alumnos del IPN diseñan un auto que se recarga con celdas solares

Alumnos del la Escuela Superior de Ingeniería Mecánica y Eléctrica (ESIME) Zacatenco, del Instituto Politécnico Nacional (IPN), desarrollaron un automóvil eléctrico capaz de transitar de cinco a seis horas continuas con una recarga de tres horas y media, a través de paneles solares. El prototipo obtuvo el primer lugar del segundo Premio Nacional sobre Transporte Urbano y Movilidad convocado por la Asociación Mexicana de Transporte y Movilidad.

Emim One es un auto que pesa 170 kilogramos con una longitud de 1.90 metros por 1.30 de ancho, al cual se le adaptaron paneles con celdas solares de silicio y platino a través de los cuáles se genera una diferencia del potencial que produce energía eléctrica mediante un circuito externo, a partir de los fotones provenientes del Sol.

Los creadores del prototipo son Ricardo Mondragón, Gabriel Nicolás, Iván Francisco Bravo, Eduardo Colín, Dany Godínez, Juan Antonio Romero, Gabriel Cruz, Ernesto Govantes y Uriel Torres, coordinados por el ingeniero Fernando Daniel Fuentes, de la carrera de Ingeniería en Sistemas Automotrices (ISISA).

Los alumnos del quinto semestre de la ESIME Zacatenco explicaron que los paneles solares recargan tres baterías que proporcionan 36 volts a un motor de 2.5 caballos de fuerza, que genera una velocidad hasta de 50 kilómetros por hora.

“Incluso a la sombra es posible cargar la batería, aunque de manera más lenta. El único inconveniente se presenta cuando se tapan completamente las celdas, pero a pleno sol las baterías están listas en un lapso de tres horas y media aproximadamente”, apuntaron.

Las baterías utilizadas son de ácido-plomo para cargadores solares y de descarga profunda, porque el motor tiene un mayor desgaste que un auto normal; esa es la razón por la cual se le colocó un controlador de acelerador por inducción dentro del panel de instrumentos, el cual tiene la función de dosificar la energía de acuerdo con el nivel de aceleración y de esta manera utilizarla en forma óptima.

Explicaron los alumnos que las celdas solares proporcionan una potencia de 220 watts. “La energía que proviene del Sol no podría funcionar directamente en el motor del auto, por lo que necesitamos un sistema de almacenaje para que la corriente y la energía eléctrica permanezcan estables, de lo contrario podría dañarse el sistema”, explicaron.

Resaltaron que este proyecto es una plataforma evolutiva que les permitirá continuar su investigación en tecnologías alternativas, autos híbridos, eléctricos y celdas de combustible, entre otros.

“Pretendemos desarrollar nuestros conocimientos y experiencia para llevar estas innovaciones a los automóviles que circulan en las calles”, acotaron.

Fuente: Impreso.milenio.com
Publicada: 29 de julio de 2011.

Acerca del autor

ExpokNews

Dejar un comentario


By submitting this form, you are consenting to receive marketing emails from: Expok, Encantada Nº 46, CDMX, 04100, http://www.expok.com.mx. You can revoke your consent to receive emails at any time by using the SafeUnsubscribe® link, found at the bottom of every email. Emails are serviced by Constant Contact

[index]
[index]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]
[523.251,1046.50]