Airbnb manda a volar la RSE – ExpokNews

Airbnb abandona los valores de RSE al aceptar la campaña BDS.

Los ejecutivos de Airbnb accedieron a la presión de la campaña BDS (“Boicot, Desinversión y Sanciones”) eliminando 200 listados de alquileres judíos. Mientras cientos de compañías están presionadas por activistas de BDS, y algunas compañías europeas han aceptado y cortado sus lazos con Israel, esta es la primera vez que una compañía de los Estados Unidos se ha rendido públicamente a la presión de BDS.

La información de fondo es esencial para comprender las consecuencias de este movimiento equivocado y para brindar un contexto a los profesionales de la RSE a medida que se enfrentan a la presión de la campaña BDS.

El conflicto israelí-palestino es complejo y tiene dos caras

El complejo conflicto israelí-palestino involucra siglos de historia, alianzas geopolíticas globales, atrocidades desgarradoras y narrativas convincentes desde una amplia gama de perspectivas.


Esta es la historia de AirBnb y la campaña BDS.

Twittea esta frase.


Israel ha sido la patria del pueblo judío por más de 2,500 años. En 1947, las Naciones Unidas votaron para dividir la tierra en dos estados para dos pueblos: Israel y Palestina. Mientras que los líderes judíos aceptaron la partición de la ONU y construyeron el moderno estado de Israel, los líderes árabes rechazaron el plan y en su lugar apoyaron el boicot de la Liga Árabe para evitar la creación de un estado judío en la región. La guerra y el conflicto han persistido desde entonces.

La campaña BDS no promueve la convivencia y la paz

La campaña BDS fue lanzada por unas ONGs en 2001 y luego adoptada por un grupo de organizaciones de la sociedad civil palestina. El objetivo final de la campaña de BDS es la eliminación del estado judío, no la coexistencia pacífica de dos pueblos. Omar Barghouti, fundador de BDS, dijo que se oponen a un estado judío en cualquier parte de Palestina. Ningún palestino, un palestino racional, ni un palestino agotado, aceptará jamás un estado judío en Palestina.

Las tácticas de guerra económica de la campaña incluyen boicots (es decir, de consumo, académico, entretenimiento, deportes), desinversiones de inversionistas y corporaciones y sanciones gubernamentales en un esfuerzo por paralizar la economía de Israel.

La campaña busca explícitamente comparar a Israel con el apartheid de Sudáfrica. Esta analogía, como muchos otros aspectos de la campaña BDS, no se sostiene bajo escrutinio. El conflicto israelí-palestino es un conflicto de dos caras donde ambas partes tienen reclamos. Por esta razón, BDS nunca será efectivo y solo afianzará el conflicto. La mayoría de los líderes en los Estados Unidos y en todo el mundo se oponen al BDS y lo consideran un movimiento antisemita discriminatorio.

El desarrollo económico sienta las bases para la paz

Hay muchos ejemplos inspiradores de coexistencia, pero están excluidos de los materiales BDS. Los activistas de BDS rechazan cualquier desarrollo económico u otra interacción con Israel por parte de individuos, organizaciones y empresas. Sin embargo, la desinversión de una región de conflicto en un intento de castigar a uno de los actores solo conduce a una mayor inestabilidad económica, en lugar de ayudar a sentar las bases económicas para la paz. Es trágico que la campaña de BDS haya enmarcado la elección como una de desinversión o de violación de los derechos humanos. La elección verdaderamente responsable de las empresas es sentar las bases económicas para la paz mediante inversiones sensibles y reflexivas de impacto y desarrollo económico en las regiones en conflicto.

Consecuencias de la decisión de Airbnb de aceptar la presión de BDS

La declaración de Airbnb sobre su decisión es errónea. Admiten que “no son los expertos cuando se trata de las disputas históricas en esta región” y hablaron con “varios expertos” sin enumerar a esos expertos por su nombre. Describen los asentamientos como “el núcleo de la disputa”, pero aunque los asentamientos son uno de los muchos problemas por resolver, el conflicto existió mucho antes de que se establecieran los asentamientos.

La campaña BDS no promueve la convivencia y la paz

La decisión es discriminatoria, ya que la compañía solo ha eliminado de la lista propiedades que son propiedad de judíos. Airbnb no eliminó la lista de propiedades de propiedad palestina a pesar de la doble naturaleza del conflicto, ni tampoco ha sido eliminada de la lista de Airbnb en ninguna otra área de conflicto o territorio en disputa en el mundo a pesar de la amplia naturaleza de su política recientemente anunciada.

Airbnb ahora enfrenta múltiples acciones legales. Se ha convertido rápidamente en una controversia en los muchos estados de los Estados Unidos en los que es ilegal apoyar el BDS. Algunos gobiernos municipales ya han hecho llamamientos para boicotear a Airbnb por su decisión y la empresa ha recibido prensa negativa. Otras empresas de alquiler de vacaciones, entre ellas Booking.com, bajo una presión similar por parte de BDS, se ha negado a aceptar.

La RSE debe tener cuidado con la campaña BDS

El campo de la RSE ha evolucionado significativamente en los últimos años, impulsado por el crecimiento de las inversiones socialmente responsables y la importancia de los negocios éticos para los inversores, los consumidores y los empleados. En la década de 1980, la desinversión / evasión era la única opción que tenía una empresa cuando enfrentaba un desafío social. Hoy en día, los negocios y el capital de inversión realmente se han convertido en una fuerza para el bien, y los ejecutivos corporativos adoptan políticas que utilizan el poder corporativo para abordar las preocupaciones sociales y ambientales.

El conflicto israelí-palestino es una preocupación social legítima. Pero las tácticas BDS solo sirven para avivar el conflicto. En lugar de utilizar los negocios para sentar las bases económicas de la paz y la convivencia, BDS promueve la discriminación, las campañas de ataque y las amenazas. Los ejecutivos de RSE deben evitar ser manipulados por una agenda política y, en cambio, tratar de utilizar el poder de su empresa para avanzar en el avance y el impacto positivo para las personas y el planeta.

Acerca del autor

Daniela Lazovska