Debes leer... Noticias RSE

¿Llevaremos el acoso al Metaverso?

acoso en el Metaverso
Escrito por Margarita Romero

La tecnología ha creado mundos virtuales, y ahora se están reflejando en él problemáticas del mundo real y puntos ciegos en la RSE. ¿Llevaremos el acoso al Metaverso?

Las redes sociales se han convertido en parte de la vida de millones de personas, sin embargo, estos espacios pueden ser realmente inseguros. De acuerdo con un estudio de la ONU, al menos uno de cada tres jóvenes ha sido víctima de acoso, y ahora, una problemática se suma: el acoso en el Metaverso.

En octubre de 2021, Mark Zuckerberg presentó Meta, empresa de tecnología social que aglutina diferentes productos como Facebook, Instagram, WhatsApp entre otros. Su objetivo, según sus creadores, es “ayudar a las personas a conectar, encontrar comunidades y hacer crecer negocios”.

Horizon Worlds es el primer metaverso de realidad virtual creado por Meta, en donde, según señala el portal El País, se ha manifestado un acto de acoso. ¿Cuáles son los límites en esta realidad virtual? ¿Podría ser este considerado un delito? ¿Llevaremos el acoso al Metaverso?

Libertad creativa y de recreación

Las diversas formas de entretenimiento gozan de un amplio grado de libertad en usuarios y creadores. Ejemplo de ello se encuentra en el mundo de los cómics, la manga o la novela gráfica.

Estos textos gráficos han empujado a temas y personajes que de otro modo hubiera sido difícil colocarlos entre el gusto del público. Por ejemplo, Contrato con Dios (Will Eisner, 1979) es un texto icónico en el que se narra el Bronx de la niñez del autor anclado en el Nueva York tras la crisis del 29, que hizo viajar al cómic hasta una nueva dimensión a través de una trilogía del texto.

Otro caso es el de V de Vendetta (Alan Moore y David Lloyd, 1982-1988) o los múltiples superhéroes del universo Marvel que han sido llevados al cine y al mundo de los videojuegos. Y justo este elemento es el que interesa resaltar, pues dentro de los videojuegos —al igual que en las novelas gráficas o en la realidad virtual— hay un amplio grado de libertad, en parte porque todo es ficción.

Es ahí en donde se encuentran universos fantásticos, o hasta juegos de roles por medio de avatares con ciertas características físicas. En el caso de Horizon Worlds, las y los usuarios crean sus propios mundos virtuales y juegos en escenarios, de esta forma los avatares pueden viajar entre mundos ficticios e interactuar virtualmente con los habitantes de otros mundos.

Actualmente el videojuego se encuentra disponible en Estados Unidos y Canadá, y solo puede ser usado si se dispone de las gafas virtuales de Meta: Oculus Quest —socio de Meta al crear esta nueva realidad virtual—. Con esto se consolida el objetivo de Meta:

El Metaverso será una combinación híbrida de las experiencias sociales online actuales, que podrán extenderse a un entorno tridimensional o ser proyectadas en el mundo real.

Por si fuera poco, permitirá que distintas personas compartan experiencias envolventes, aunque no estén juntas, y hagan cosas que no podrían hacer en el mundo no virtual.

Meta.

Hasta aquí el Metaverso parece prometedor, sin embargo, algunas situaciones están comenzando a salirse de control.

Límites para el acoso en el Metaverso

Una usuaria denunció que fue tocada sin su consentimiento por un avatar extraño. Cabe mencionar que esta declaración podría abrir un debate entre los usuarios y los propios creadores, ya que… ¿hasta donde es posible o no considerarse acoso en un mundo totalmente virtual?

De acuerdo con UnWomen, el acoso sexual incluye formas sin contacto físico, como comentarios sexuales sobre partes del cuerpo o la apariencia de una persona, silbidos, peticiones de favores sexuales, miradas sexualmente sugerentes, acecho, y la exposición de los órganos sexuales de una persona a otra.

Bajo esta definición, sí es posible considerarlo acoso, ya que si tal comportamiento por parte de otro usuario hizo sentir incómoda a la mujer que colocó en el mundo virtual su identidad para recrear un avatar, es más que urgente buscar sanciones para que este tipo de acciones no continúen presentándose. Ante dicha situación, la empresa ya alzó la voz:

Metaverso Facebook mencionó que para tales circunstancias existe un botón con el que se activa una burbuja conocida como ‘Zona Segura’ —herramienta que evita que otros avatares interactúen durante un tiempo con los usuarios— en este caso con la usuaria afectada.

¿Podrá esta opción ser lo suficientemente funcional para evitar este tipo de situaciones? Y principalmente: ¿Puede considerarse un delito?

Uno de los problemas más grandes que está teniendo la Ley a nivel global es que la tecnología ha avanzado mucho más rápido que la actualización de las leyes que nos gobiernan, y muchas de ellas no han puesto las cartas sobre la mesa a empresas y grandes corporaciones sobre sus plataformas como Meta, lo cual es prioritario, ya que estos nuevos universos comenzarán a formar parte de una gran cantidad de personas.

Dicho debate se ha convertido en una constante en el mundo virtual —y no únicamente en Meta— el cual ha abarcado temas como contenido perjudicial, integridad de elecciones, privacidad y portabilidad de datos, y más. Sin embargo, a la fecha no se ha logrado tener un equilibro o manejo adecuado de los gigantes tecnológicos y los nuevos avances que están presentando.

En este caso, ¿de qué forma se podría regular el comportamiento inapropiado dentro de estas plataformas? Y sobre todo… ¿es responsabilidad de Facebook poner dichos límites?

Falta de RSE de Meta…. ¿fomento al acoso?

La respuesta es sí. Ya que son las compañías quienes deben hacerse responsables de detener los posibles impactos negativos en los usuarios. En ese sentido, las empresas creadoras del Metaverso tendrían que asumir, por ejemplo, las consecuencias del acoso en el Metaverso y buscar formas tangibles de detenerlo.

Zuckerberg, al presentar Metaverso hizo énfasis en que:

La privacidad y la seguridad deben integrarse en el Metaverso desde el primer día. 

Mark Zuckerberg, fundador de Meta.

Empero, ante la denuncia de acoso, es posible que aún existan puntos ciegos que no se han contemplado, lo que lleva a otro punto de preocupación: el posible fomento al acoso que ahora se generará desde esta plataforma, que de no ser atendido, sumará, sin duda, nuevas estadísticas de acoso que se añadirían a las siguientes:

  • Aproximadamente 15 millones de mujeres adolescentes (de entre 15 y 19 años de edad) de todo el mundo han sufrido relaciones sexuales forzadas en algún momento de su vida.
  • Entre el 45% y el 55% de las mujeres en la Unión Europea ha sufrido acoso sexual desde los 15 años de edad.

¿Necesitamos un espacio más en donde se generen más agresiones (pero ahora virtuales) en contra de las mujeres? ¿Llevaremos el acoso al Metaverso?

Quedará pendiente saber qué acciones y medidas tomará Meta y si logrará consolidarse como un líder en redes sociales online socialmente responsable, o si permitirá que esta problemática se difunda más allá de su realidad virtual.

Acerca del autor

Margarita Romero

Amante de las humanidades, las ciencias sociales, el género y la movilidad urbana. Me entusiasma colaborar en espacios donde pueda desarrollar mis conocimientos e ideas.

Dejar un comentario