Entendiendo la Responsabilidad Social RC y Sostenibilidad RSE

10 productos circulares y las empresas que los producen

compañías trabajando por el medio ambiente
Escrito por Arianne Lira

Mucho se habla de los productos circulares y los beneficios que traen para el planeta ¡Te presentamos algunos que son muestra perfecta de RSE!

Para 2030, se prevé que la población mundial se acercará a 9 mil millones de personas, esto significa un gran impacto en el planeta en cuanto a la generación de residuos y a la utilización de más recursos de los que el planeta puede proporcionar. Hecho que impulsa a los productos circulares.

Los productos circulares son el resultado de la economía circular, concepto que ha pasado de estar de moda para convertirse en toda una cultura sustentable.

Su relevancia recae en que los científicos esperan que haya más plástico que peces en el océano para el año 2050. Y de estar conscientes que los desechos electrónicos de un año pesan más de 50 millones de toneladas, además de que aunque demasiadas personas todavía pasan hambre, desperdiciamos un tercio de todos los alimentos producidos.

Hablemos de economía circular

La economía circular se conoce por ser un modelo de producción y consumo que implica compartir, alquilar, reutilizar, reparar, renovar y reciclar materiales y productos existentes todas las veces que sea posible para crear un valor añadido. De esta forma, el ciclo de vida de los productos se extiende.

El objetivo de crear economía circular es romper el vínculo entre el crecimiento económico y el uso de los recursos naturales para que nuestro bienestar económico global no esté vinculado a la destrucción del medio ambiente.

 productos circulares

Crear economía circular no se trata solo de que los consumidores compren demasiado y reciclen muy poco. Nuestra economía global se basa en un modelo de “tomar-hacer-desperdiciar” donde los recursos naturales se extraen, usan y luego terminan como desperdicio.

Este modelo ineficiente está llevando a nuestro planeta al borde, impulsando la crisis climática y agotando los recursos que necesitamos para apoyar a comunidades más equitativas y prósperas en el futuro. 

Así que es necesario poner manos a la obra y obtener todos los beneficios de crear economía circular como estas empresas lo están haciendo. A continuación te presentamos un listado de 10 productos circulares y las empresas que los producen.

De acuerdo con Weforum, este listado es el resultado de 450 solicitudes de 45 países, en donde el Foro Económico Mundial y el Foro de Jóvenes Líderes Globales, en colaboración con Accenture Strategy, reconocieron a las mejores.

10 productos circulares y las empresas que los producen

1. Medidores inteligentes que analizan la basura: Winnow

Winnow es una empresa dedicada a crear tecnología galardonada que lleva las cocinas a un nuevo nivel mejorando la precisión, ahorrando tiempo y eliminando el error.

Su propósito es conectar la cocina comercial, crear un movimiento de chefs y extender la creencia de que la comida es demasiado valiosa para desperdiciarla. Considera que la tecnología puede cambiar la manera en que utilizamos los alimentos.

Winnow ha desarrollado medidores inteligentes que analizan nuestra basura. Se utilizan en cocinas comerciales para medir qué alimentos se desechan y luego identificar formas de reducir el desperdicio.

Hasta una quinta parte de los alimentos comprados se pueden desperdiciar en algunas cocinas, y Winnow ha logrado reducir eso a la mitad en cientos de cocinas en 40 países, ahorrándole a sus clientes más de $ 25 millones cada año en el proceso.

Eso es el equivalente a evitar que una comida se desperdicie cada siete segundos. Dicha innovación le valió a Winnow el premio al disruptor tecnológico de economía circular.

2. Proceso de teñido sin agua ni productos químicos: DyeCoo

Esta empresa tiene la misión de liderar la industria textil hacia un futuro limpio y esbelto, por lo que busca proporcionar libertad geográfica de fuentes de agua y ofrecer a los fabricantes de textiles una ventaja en la legislación que restringe el uso de productos químicos de proceso peligrosos.

La industria textil utiliza grandes cantidades de agua y productos químicos, además de producir enormes cantidades de desechos tóxicos que genera problemas importantes en países como China, India, Bangladesh, Vietnam y Tailandia.

Por tal razón la empresa holandesa DyeCoo ha desarrollado un proceso de teñido de telas que no utiliza agua en absoluto y ningún producto químico aparte de los tintes en sí.

Utiliza dióxido de carbono “supercrítico” altamente presurizado, a medio camino entre un líquido y un gas, que disuelve el tinte y lo lleva profundamente al tejido. A continuación, el dióxido de carbono se evapora y, a su vez, se recicla y se vuelve a utilizar.

El 98% del tinte es absorbido por la tela, dando colores vibrantes. Y como el paño no necesita secarse, el proceso lleva la mitad del tiempo, consume menos energía e incluso cuesta menos. La compañía ya tiene alianzas con grandes marcas como Nike e IKEA.

3. De cartuchos para impresora a carreteras: Close the Loop

La empresa Close the Loop se encarga de proporcionar las mejores soluciones de sostenibilidad de su clase para ayudar a empresas como la suya a mejorar los programas de responsabilidad social corporativa.

Su labor ha consistido en primero ganarse la confianza de la industria mundial de la imagen, en donde siguen diseñando y gestionando programas de recogida, recuperación y reutilización de tinta y tóner altamente eficientes. Estas asociaciones son con compañías Fortune 500 como Xerox, Staples, HP y Konica Minolta.

Esta empresa australiana ha pasado más de una década recuperando valor de cartuchos de impresora viejos y plásticos blandos. Su nueva innovación convierte estos materiales en carreteras.

Los productos se mezclan con asfalto y vidrio reciclado para producir una superficie de carretera de mayor calidad que dura hasta un 65% más que el asfalto tradicional.

En cada kilómetro de camino trazado, se utiliza en la mezcla el equivalente a 530.000 bolsas de plástico, 168.000 botellas de vidrio y el tóner residual de 12.500 cartuchos de impresora.

Entonces, en lugar de terminar en un vertedero, a todos esos desechos se les da una nueva vida, llevándonos a donde debemos ir.

4. Basura para hacer funcionar automóviles: Enerkem

Enerkem es una empresa de tecnología limpia con sede en Montreal. Fundada en 2000, la tecnología Enerkem convierte los residuos sólidos municipales pretratados en combustibles y productos químicos para el transporte.

Y uno de sus productos circulares más exitosos es usar basura para hacer funcionar automóviles. Su tecnología extrae el carbono de la basura que no se puede reciclar. Luego, se necesitan cinco minutos para convertir el carbono en un gas que se puede usar para producir biocombustibles como el metanol y el etanol, así como en productos químicos que se pueden usar en miles de productos cotidianos.

La ciudad de Edmonton, por ejemplo, ahora reutiliza el 90% de sus residuos, ahorrando más de 100.000 toneladas métricas de vertedero cada año.

5. Contenido reciclado y materiales reciclables: Schneider Electric

Schneider Electric es una empresa con sede en Francia que se especializa en gestión y automatización de la energía, por lo que ganó el premio a la multinacional de economía circular.

En la actualidad emplea a 142.000 personas en más de 100 países, utiliza contenido reciclado y materiales reciclables en sus productos, prolonga la vida útil del producto mediante el arrendamiento y el pago por uso, y ha introducido esquemas de devolución en su cadena de suministro.

La variedad de sus productos es enorme, entre ellos se encuentran:

  • Apagadores y contactos.
  • Bancos de carga.
  • Control de iluminación.
  • Sensores.
  • Valvulas.
  • Tableros de transferencia.

Su compromiso es tal, que sus actividades circulares ahora representan el 12% de sus ingresos y ahorrarán 100,000 toneladas métricas de recursos primarios de 2018-2020.

6. Tecnología EcoVolt: Cambrian Innovation

Esta empresa sobresale por ser líder en la gestión sostenible de recursos, proporcionando agua limpia, energía renovable y tratamiento de agua como servicio.

Las soluciones de gestión de recursos de Cambrian ofrecen resultados reales y tangibles a las personas, las empresas y el planeta. Sus soluciones son realizadas por un equipo comprometido que está unido por la visión de un futuro mejor, construido sobre ideologías de optimismo, regeneración, diseño circular y posibilidades infinitas.

Y uno de ellos es su tecnología EcoVolt, que trata las aguas residuales contaminadas por procesos industriales, no solo convirtiéndolas en agua limpia, sino incluso produciendo biogás que se puede utilizar para generar energía limpia.

Cambrian Innovation tiene nueve plantas en los EE. UU., que han tratado aproximadamente 300 millones de litros de aguas residuales.

7. De llantas viejas a polvo de caucho: Lehigh Technologies

Lehigh Technologies es una empresa de productos químicos especializados que produce materias primas versátiles y de alta ingeniería. Y convierte llantas viejas y otros desechos de caucho en algo llamado polvo de caucho micronizado, que luego puede usarse en una amplia variedad de aplicaciones, desde llantas hasta plásticos, asfalto y material de construcción.

Con sus productos se han fabricado 500 millones de neumáticos nuevos, lo que le valió el Premio a la Economía Circular PYME.

MRP ofrece rendimiento del producto, menores costos de producción y menor desperdicio. Al transformar los materiales de desecho en productos de alto valor, proporciona una solución sostenible al importante problema ambiental de los neumáticos al final de su vida útil y otros materiales de caucho postindustrial.

Uno de sus aliados es Grupo Michelin, líder mundial en la industria de neumáticos que está comprometida con la sostenibilidad bajo su estrategia “4R”.

8. Reutilizando dispositivos: HYLA Mobile

HYLA Mobile existe para proporcionar tecnología, análisis y soluciones logísticas líderes en la industria para ayudar al ecosistema móvil a maximizar sus esfuerzos de sostenibilidad de una manera que genere un valor excepcional para los clientes y accionistas, al tiempo que beneficia al medio ambiente.

En la actualidad los teléfonos inteligentes y las tabletas han cambiado la forma en que muchos de nosotros vivimos y trabajamos, pero nuestro apetito por el último dispositivo imprescindible ha creado una montaña de dispositivos desechados.

HYLA Mobile trabaja con muchos de los principales fabricantes y proveedores de servicios del mundo para reutilizar y reutilizar los dispositivos o sus componentes. Se estima que se han reutilizado más de 50 millones de dispositivos, generando $ 4 mil millones para sus propietarios y evitando que 6.500 toneladas de desechos electrónicos terminen en el vertedero.

9. ¡La basura no existe!: Miniwiz

Miniwiz es una empresa taiwanesa que recicla los desechos industriales y de consumo en productos de construcción y de consumo. Tiene su sede en Taiwán y oficinas en Milán, Singapur, Beijing y Shanghai. 

Así que siguiendo esa línea, para su fundador Arthur Huang, no existe la basura. Él es un evangelista del reciclaje, convirtiendo materiales viejos en algo nuevo. Como admite, esta no es una idea nueva, hasta el siglo XX, reutilizar todo lo que había por ahí era la norma.

Pero está llevando este principio a nuevos niveles, con los científicos e ingenieros de su Miniwiz Trash Lab inventando más de 1.000 nuevos materiales y aplicaciones sostenibles.

La máquina Trashpresso es la máxima expresión del reciclaje sostenible. Es una planta de upcycling móvil que se puede transportar en dos contenedores de envío a sus clientes. Una vez allí, convierte 50 kg de botellas de plástico por hora en un material de construcción de bajo costo, sin agua y solo con energía solar.

10. Envases retornables: AB InBev

AB InBev es una empresa multinacional con sede en Lovaina, Bélgica y la mayor fabricante mundial de cerveza, con una cuota del mercado mundial próxima al 25 %. Y afirma que la fecha se encuentra construyendo marcas que continuarán uniendo a las personas durante los próximos 100 años y más.

Esta compañía se ha encargado de demostrar que la innovación en la economía circular no se limita a las pequeñas empresas emergentes de tecnología, por lo que quiere que el 100% de su producto esté en envases retornables o hechos de contenido mayoritariamente reciclado para 2025.

Ya casi la mitad de sus bebidas se venden en botellas de vidrio retornables, y AB InBev está trabajando con proveedores y clientes para aumentar esa cifra. También ha lanzado una bebida proteica a partir de granos usados del proceso de elaboración de la cerveza (que anteriormente solo se revenden como alimento para animales).

Estos productos circulares y las empresas que los producen, son solo un ejemplo de que cuando las compañías adoptan su Responsabilidad Social Empresarial (RSE) es posible transformar y generar impacto positivo en el planeta y sociedad.

Acerca del autor

Arianne Lira

Licenciada en Letras Latinoamericanas por la UAEMex. Amante de la literatura, cine, teatro y admiradora de Beauvoir, Castellanos y Nin. Interesada en temas de género y cultura en general. Correctora de estilo y redactora en expoknews.

Dejar un comentario